Empresas del Valle del Cauca pueden participar en diagnóstico sobre equidad de género, le contamos cómo hacerlo

Sin importar qué tantos avances demuestren en este tema, todas recibirán beneficios. Las diez que obtengan los puntajes más altos serán premiadas.

Por Lina Uribe

Cada año, la firma Aequales realiza un ranking de la equidad de género y la diversidad en empresas públicas y privadas de Colombia, Perú y México. La medición de 2018 indicó, por ejemplo, que la empresa con mayores prácticas equitativas en Colombia era la farmacéutica Pfizer, seguida por Johnson & Johnson y otras ocho multinacionales que conformaron las diez mejores.

También reveló que los sectores más inequitativos a nivel nacional eran el de transporte y el agropecuario, que el 52% de las 131 empresas privadas participantes no contaba con una política de equidad de género y que menos de la tercera parte incluía a las mujeres en sus juntas directivas.

En cuanto a las entidades públicas, la Gobernación del Valle ocupó el cuarto lugar en Colombia y los otros puestos del top cinco les fueron adjudicados a distintas dependencias de la Alcaldía Mayor de Bogotá D.C. Del mismo modo, se estableció que la representación de las mujeres en los niveles máximos de la estructura estatal en el país (ministras, gobernadoras, alcaldesas, etc.) era del 41,5%.

  • 67% de representación femenina en los cargos de alta dirección tiene Pfizer, la empresa privada más equitativa de Colombia según la medición en equidad de género.

Este año, el Ranking PAR tendrá una segmentación especial para Cali y el Valle del Cauca. El objetivo es ofrecer un análisis cuantitativo del sector empresarial en las políticas que propenden por la equidad de género y evaluar qué tan efectivas han sido las estrategias implementadas por los gobiernos locales y por las empresas que le apuestan a un trabajo equitativo por iniciativa propia.

“Necesitamos cifras que les permitan a las empresas compararse entre ellas, plantearse indicadores y evaluar los avances. Cada vez más, la equidad de género representa un negocio: invertir recursos económicos, tiempo y personal en estas políticas trae mejoras en el clima laboral, mayor atracción de talento humano, fidelización del personal y aumentos en la rentabilidad financiera”, explicó Natalia Cortina, coordinadora del Ranking PAR en Colombia.

Cualquier empresa privada, organización pública o pyme puede inscribirse en el ranking hasta el próximo 3 de mayo, a través de la página par.aequales.com. Todo el proceso es gratuito y solo serán revelados los nombres de aquellas que ocupen los diez primeros puestos en el departamento. Las otras tendrán un diagnóstico personalizado en equidad de género y asesoría gratuita a través de entidades públicas.

  • 203 empresas participaron en el Ranking PAR 2018.

La segmentación para Cali y el Valle del Cauca se logró en el marco del ‘Pacto empresarial por la equidad de género’, un acuerdo firmado en octubre de 2018 y del que hoy hacen parte la Cámara de Comercio de Cali, la Fundación Carvajal, la Fundación WWB, Taxis Libres, Spataro Napoli, Comfandi, Corpudesa, Colombina, Redox, Manuelita, La Arepería, Reckitt Benckiser, AseoYa y Fortox Security Group, con ONU Mujeres como validadora del proceso.

Le recomendamos: Empresas comprometidas con la equidad de género recibirán beneficios de la Alcaldía

“Es importante que todas las empresas participen porque habrá beneficios desde donde se mire: si están muy bien en temas de equidad de género, sus buenas prácticas y avances serán reconocidos; si no están haciendo nada y quieren iniciar el camino, medirse es la base para identificar fortalezas y debilidades”, puntualizó la coordinadora del Ranking PAR.


“Una mujer empoderada económicamente tiene menor posibilidad de caer en un ciclo de violencia”: Ana Carolina Quijano, subsecretaria de Equidad de Género

Ana Carolina Quijano Foto: Hroy Chávez

¿Se puede decir que una empresa es equitativa porque contrata mujeres?

Hay muchos factores que entran en juego. Las empresas deben ser conscientes de que tener hombres trabajando no es lo mismo que tener mujeres. Si mis trabajadoras tienen hijos, debo lograr que no tengan inconvenientes con los turnos, saber que deben ir a reuniones de colegio e identificar cómo los hombres asumen la presencia de ellas en la organización. Estos son solo ejemplos porque los puntos son varios y tienen cierto nivel de complejidad. Por eso lo mejor es empezar por lo más sencillo: reconocer cómo está compuesta la organización para emprender acciones a partir de allí.

¿Qué están haciendo las 14 empresas que adhirieron al ‘Pacto por la equidad’?

Tenemos una red de empresas comprometidas con la equidad empresarial. Están en un proceso de formación que inició este año y se llama ‘Tejiendo caminos para la equidad empresarial’. Allí les brindamos conocimiento técnico sobre qué es equidad de género, cómo se construye, qué es la brecha salarial, qué significa tener mujeres en cargos directivos, etc. El segundo momento de ese proceso es un acompañamiento en la implementación del conocimiento adquirido.

A través de Casa Matria, la Subsecretaría de Equidad de Género ha ayudado a que mujeres víctimas de violencias basadas en género puedan vincularse al mercado laboral. ¿Han tenido buenos resultados?

Tenemos clarísimo que una mujer empoderada económicamente tiene menor posibilidad de caer en un ciclo de violencias basadas en género. Si cae, va a tener otras redes de apoyo para salir adelante. Como muchas de ellas nunca han trabajado, en Casa Matria les hacemos procesos de formación antes de incluirlas en el mercado laboral. Desde el punto de vista de las empresas, con Fortox Security Group tenemos una gran experiencia: hay 27 mujeres que participaron en nuestro proceso de formación y ahora están vinculadas como guardas de seguridad. Los empleadores dicen que es fantástico trabajar con ellas porque asumen la responsabilidad de otra forma, entienden mejor y son más conciliadoras.

¿Qué otros beneficios tienen las empresas que contraten a mujeres víctimas de violencias de género?

Cali es piloto en la implementación del decreto 2733 del 2012, que dice que los empleadores que ocupen a mujeres víctimas de la violencia pueden deducir de la declaración de impuesto sobre la renta el 200% del valor de los salarios y las prestaciones sociales que les pagaron a esas mujeres si presentan ante la Dian las denuncias de las víctimas. Para nosotros, este decreto es un instrumento que permite que los empresarios y empresarias conozcan otras realidades.

Lea también: En Cali, 6 de cada 10 mujeres han sido maltratadas por sus parejas

¿Tener que llevarle la denuncia al jefe no es una revictimización?

En Casa Matria tenemos la base de datos de mujeres que hemos atendido y que ya están listas para ingresar al mercado laboral. Cuidamos tanto al empresario como a la mujer para no exponerlos a situaciones incómodas o dolorosas. Cuando vemos que una mujer ya está lista, miembros de nuestro equipo le entregan a la empresa la denuncia y hacen el acompañamiento del trámite en la Dian. El cuidado que tenemos para no revictimizar a las mujeres va más en línea con el hecho de no ponerlas en una posición que aún no estén listas para asumir.

¿En las empresas tienen que darles un trato diferencial a estas mujeres?

No, no es cierto que tengan que generarse acciones diferenciadas de trabajo. Esa es una preocupación de los empresarios, pero pueden estar tranquilos porque lo único que deben garantizar es que las mujeres tengan las mismas oportunidades y los mismos derechos de los demás trabajadores. Tampoco es cierto que vayan a tener problemas si deciden despedirlas.

Más noticias de Cali y Colombia, aquí.

También le puede interesar:

Cali habilita atención inmediata para mujeres en riesgo de feminicidio

Será las 24 horas, en temas jurídicos y psicológicos.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo