Abren investigación a la Secretaría de Ambiente por el sacrificio de las especies marinas

La Personería de Bogotá inició una indagación contra la Secretaría de Ambiente por la incautación y manejo de peces exóticos del Centro Comercial Atlantis.

Por Andrea Acosta

Luego de que los peces fueran rescatados el pasado 2 de enero en el Centro Comercial Atlantis Plaza, el secretario de Ambiente, Francisco Cruz, aseguró que los 40 animales exóticos marinos que fueron incautados en el centro comercial murieron el 3 de enero por medio de la eutanasia.

Por estos hechos, la Personería de Bogotá inició una indagación preliminar contra los funcionarios de la Secretaría de Ambiente por su presunta responsabilidad en la incautación y el manejo que se le dio a las especies marinas.

Entre los animales rescatados se cuentan peces cirujanos, payasos, cardenal, mandarín, camarones limpiadores, anémonas, cangrejos y una estrella de mar.

Según informó el ente de control "evaluará la actuación de los servidores públicos, quienes, al parecer, los incautaron sin tener claro el manejo y destino de los peces foráneos".

Los hechos

El pasado 2 de enero se llevó a cabo un procedimiento de incautación por parte de la Secretaría de Ambiente de Bogotá, en el Centro Comercial Atlantis Plaza.

El operativo se realizó porque el centro comercial incurrió en tenencia ilegal y exhibición de fauna silvestre en acuarios que servían como parte del paisajismo y ambientación del reconocido espacio comercial del norte de la ciudad.

Luego de la recuperación de los animales, el 2 de enero en la página de Facebook llamada Ambiente Bogotá, perteneciente a la entidad distrital, se anunció que "Estos animales serán llevados al Centro de Recepción y Rehabilitación de Flora y Fauna Silvestre, donde veterinarios, biólogos y zootecnistas implementarán los protocolos pertinentes para determinar las condiciones de ingreso”.

El 3 de enero, el alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa, celebró en su cuenta de twitter la recuperación de dichas especies que estaban siendo exhibidas de manera ilegal.

El miércoles 10 de enero, se conoció que los animales marinos recatados por el Distrito, provenientes del Océano Índico, las Islas Fiji, China y Australia, entre otros destinos, fueron sacrificados por un procedimiento de eutanasia.

La Secretaria de Ambiente afirmó que se vio en la obligación de sacrificar estas especies por “los enormes riesgos que tienen para los ecosistemas locales la presencia de especies exóticas”.

En medio de la polémica se conoció que la hija del alcalde de Bogotá, Renata Peñalosa, trabaja con la ONG que sugirió la eutanasia para los animales marinos; como Coordinadora Regional de Comunicaciones para las Américas de Conservación Internacional.

El miércoles 11 de enero, a primeras horas de la mañana, y tras la polémica que generó la muerte de los animales, el Enrique Peñalosa afirmó en su cuenta de Twitter que "Sobra decir que el Alcalde no se entera de las decisiones de la Secretaría de Ambiente sobre unos peces ilegales en un acuario".

Además, agregó que "lamento que no se haya buscado un acuario que hubiera podido acomodar esos peces de agua salada", pero finalizó el tema señalando que "lo más importante es haber sancionado la traída ilegal de especies foráneas".

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo