Bogotá

Una camioneta blanca y dos hombres: colectivo denunció presuntos intentos de rapto de niñas al sur de Bogotá

PUBLIMETRO habló en entrevista con la organización y preguntó a las autoridades sobre si existe un riesgo o no en la ciudad de secuestro de menores.

Una camioneta blanca y dos hombres: colectiva denunció presuntos intentos de rapto de niñas al sur de Bogotá

“Aquí ahorita en la María Cano (Colegio) se iban a llevar dos niños en un carro blanco”. Este es uno de los audios que la Colectiva ‘Buscarlas Hasta Encontrarlas’ conoció en julio de este año, como parte de los 10 casos de intento de rapto -en su mayoría de niñas entre los 5 y 14 años- que han documentado desde ese mes, en las localidades de Antonio Nariño, Rafael Uribe Uribe, Ciudad Bolívar, Kennedy y Bosa.

Según la organización nacida en 2020 a partir del aumento de casos de desaparición de menores y quienes brindan acompañamiento jurídico, psicológico y trabajo social a las familias de desaparecidos, el patrón del presunto delito involucra a una van blanca de puertas corredizas; un señor que va manejando y otro hombre que intenta raptar a los niños. Todo esto en horas de la mañana, cerca a colegios distritales o parques públicos.

Precisamente el hecho mencionado en el audio y conocido por PUBLIMETRO, fue difundido por la colectiva en sus redes sociales por medio de una alerta temprana, alertando que el caso tuvo lugar en el Barrio Zarazota localidad Rafael Uribe cerca al colegio María Cano aproximadamente a las 10:30 PM del día 28 de Julio, evitándose que se perpetrara gracias a la solidaridad de la comunidad. En esa ocasión tuvieron acceso a las cámaras de seguridad de la zona, logrando captar al supuesto carro involucrado y sus placas.

Otro hecho, esta vez una mayor de edad como víctima, también quedó grabado en una cámara de seguridad del sector de Aures ll, localidad de Suba, en el mes de mayo de 2023, cuando la joven de Ingeniería Ambiental se salvó de ser llevada a la fuerza por sujetos en una van blanca gracias a que abrazó un poste de energía y el agarre de su mamá que no la soltó.

Te puede interesar: ¿Sin saber qué hacer después del trabajo? Estas son las rutas para disfrutar de la ciclovía nocturna

PUBLIMETRO quiso conocer más a fondo las denuncias que la colectiva ha realizado en sus redes sociales, donde incluso han adjuntado fotos de la camioneta. Es así como habló en entrevista con María Juliana, una de las coordinadoras de Buscarlas Hasta Encontrarlas.

¿Cuándo fue y como conocieron el primer caso de presunto intento de rapto a un menor?

Donde más nos comunicamos con las familias es vía Whatsapp. Ahí nos llegó un mensaje de una mamá bastante asustada diciendo que había sufrido un intento de rapto de una de sus hijas cuando salían del colegio y una camioneta blanca de puertas corredizas la intentó jalar.

Ya durante el transcurso del día empezamos a recibir mensajes de días anteriores con esta misma situación. Entonces algunas integrantes que somos defensoras de derechos humanos, decidimos hacer una alerta temprana.

¿Cómo verifican ustedes los casos para concluir que hasta la fecha han ocurrido 10 supuestos intentos de rapto?

Actualmente las personas comparten la información masivamente, pero al hacer una investigación y seguimiento nos damos cuenta que solo cambian detalles y termina siendo el mismo. De hecho han salido varias publicaciones falsas con placas de un vehículo y señalando a otro señor que realmente no tenemos información de quién sea.

Entonces nosotras para verificar lo primero que hacemos es llegar al origen del audio. Después corroboramos los testimonios llegando a la fuente de la historia para hablar con ellos, brindarles acompañamiento. También lo hacemos con la comunidad para ver si realmente coincide, si solo es una historia o una preocupación colectiva, o que se trate del delito, pero no tenga nada que ver la camioneta blanca.

¿Cuáles son las hipótesis que manejan sobre el fin de estos presuntos intentos de rapto?

Nosotras tenemos dos teorías: la primera es que se trate de un tema político. Sabemos que el contexto del sur es bastante pesado, que se ha alzado en contra del Gobierno, entonces tenerlos atemorizados podría ser una manera de controlarlos de cierta manera.

Y la otra es que podría tratarse de una red de explotación sexual o de trata de personas que haya llegado al país. Pero por el momento no hay una hipótesis fuerte por esto.

¿Las autoridades han recibido denuncias?

Solo un caso, de los diez que hemos mirado, ha sido denunciado. Y es que la comunidad tiene mucho miedo a denunciar porque ya saben dónde estudian los niños y que lleguen a tomar represalias. Además esa falta de creer en las instituciones.

¿Y ustedes como colectiva se han acercado a las autoridades?

La Secretaría de Seguridad y Fiscalía se han comunicado con nosotros constantemente. De hecho el 29 de julio el Distrito se contactó para emitir una alerta desde la Alcaldía, pero la dificultad fue la falta de denuncias. Entonces es la constante invitación a las familias de decirles que por favor denuncien para poder hacer algo.

E igual si hubiera más pedagogía por parte de las autoridades frente al tema de la desaparición y frente a lo que está pasando, más allá de fortalecer la seguridad, las familias sabrían como denunciar y qué está pasando.

¿Deben estar preocupados los padres?

No, no debemos llegar al pánico colectivo con la desinformación o difundir  cadenas de Whatsapp. Pero si es necesario que los papás estén alertas y tomen medidas de precaución hasta que se logre determinar que realmente está pasando con estas camionetas. Por ejemplo, en Bosa hicieron un plantón para hablar sobre ese tema y exigir que pusieran más seguridad cerca a los colegios.

Entonces, ¿qué deben tener en cuenta los papás?

Mantener constante comunicación con los hijos preguntarles ¿si han visto algo raro? ¿O si se han sentido incómodos? Siempre hay alguna señal que exprese el niño sobre si se siente inseguro. Y muy importante en este momento no mandar solos a los niños ningún lado

¿Qué responden las autoridades frente a esta denuncia?

Desde la Secretaría de Educación, indicaron a PUBLIMETRO que la información es falsa. “No tenemos ningún registro ni denuncia al respecto”.

Por su parte, Andrés Nieto, subsecretario de Seguridad y Convivencia de Bogotá, respondió que “hasta el momento no se ha recibido una sola denuncia formal o reporte puntual en la Línea 123 en Bogotá. Además, luego de una exhaustiva investigación en 4 localidades, no se encontraron casos concretos o familiares que respalden la veracidad de esta información”.

Y enfatizó que las autoridades han desmentido la veracidad de dichas acusaciones, y en otras regiones del país se han presentado denuncias por calumnia contra quienes han compartido estas acusaciones falsas”.

Tags

Lo Último

Lo que debe saber


Te recomendamos