Barranquilla

“Barranquilla necesita ser gobernada con una gerencia ética”: Marco Orozco, precandidato a la Alcaldía de Barranquilla

El joven empresario digital se lanzó a la búsqueda de ciudadanos que sueñan con una gobernanza de la urbe más transparente.

El precandidato a la Alcaldía de Barranquilla, Marco Orozco.

PUBLIMETRO habló con el empresario digital, Marco Orozco, quien ya ha alcanzado las más de 25 mil firmas, con su movimiento político Ciudadanos 1A para lanzarse como candidato a la Alcaldía de Barranquilla. Marco es profesional en Negocios Internacionales, fundador del medio digital Última Hora Col. Nos contó, que sueña con una ciudad, donde no reine, la política del “roban, pero hacen”, para pasar a la política de la honestidad, en la que “se hace y no se roba”.

¿Cómo desde su experiencia puede aportar para liderar a Barranquilla?

Hemos construido proyectos exitosos con una visión social que a la gente le ha gustado. Queremos hacer eso que hemos hecho a nivel nacional, con proyectos como Última Hora Col, a nivel local, ahora. Es muy curioso, porque uno normalmente sale de lo local a lo nacional, pero en mi caso fue al revés, pero con mucha ilusión. Lo que más queremos es que nuestra ciudad salga adelante. Un buen administrador de una ciudad debe tener una capacidad fundamental, que es priorizar, porque los recursos son limitados. Si, con los recursos que tengo, los empiezo a despilfarrar, en cosas que son del tercer orden, o que ya están medianamente cubiertas, para dejar de lado inversiones que sí son importantes o prioritarias, no estoy siendo un buen administrador, soy un buen ejecutor quizás. Si vamos a invertir 350 mil millones de pesos en un proyecto como el Ecoparque Ciénaga de Mallorquín, cuando ya tenemos un Malecón, parques públicos, cuando hay todo un potencial en el Carnaval, en la cultura barranquillera para fomentar el turismo, que ya está medianamente cubierto, por qué eso no se invierte en el transporte público, que es prioritario y de gran urgencia. Uno no entiende. Una inversión de 350 mil millones de pesos, se convierte en 350 buses eléctricos, que son los más costosos y con ellos se habilitan 12 mil puestos más en el transporte público. Yo lo que le quiero transmitir a la ciudad es una visión de una gerencia ética, porque sabemos que en los negocios de la Alcaldía se acercan a sus contratistas “amigos”. La política del “roban pero hacen” se tiene que ir de Barranquilla, por una política de honestidad en la que “se hace y ¡NO! se roba”.

Otra de las preocupaciones de los barranquilleros es la inseguridad ¿Cómo piensa enfrentarla si llega a ser alcalde?

La seguridad es el tema que al barranquillero más les duele, porque cuando camina por las calles, lo que te dice la gente es que “nos sentimos inseguros”, “tenemos miedo”, “me toca estar metiéndome el celular por todos lados para que no me lo roben”, “anda uno escamoso” creo que esa situación requiere ser una prioridad. Para resolver el tema de la seguridad nuestro enfoque es integral, porque hasta ahora siento que se ha tocado de forma aislada y tiene muchas facetas. Uno mira la situación de Barranquilla y uno ve que ha avanzado en infraestructura, pero que está completamente rezagada en oportunidades económicas y educativas. Hoy tenemos un 60 por ciento de las personas viviendo en la informalidad. Una juventud que no se siente con las posibilidades, porque no tienen la facilidad de acceder a educación de calidad. Tenemos que darle al joven toda una oferta en donde puedan educarse, trabajar y divertirse sanamente. Vemos en los barrios que hay mucho desorden y en ese caos pescan en río revuelto los delincuentes.

Recomendados

“La política del “roban pero hacen” se tiene que ir de Barranquilla, por una política de honestidad en la que “se hace y ¡NO! se roba”.

—  Marco Orozco, precandidato a la Alcaldía de Barranquilla

¿Cómo ve la problemática de Transmetro y el transporte público en Barranquilla?

No soy experto en todas las áreas y eso me gusta decirlo. Como ciudadano conozco algunos aspectos de cómo lo vivo y cómo lo veo en las calles. Hablando con algunos expertos en movilidad en la ciudad, estos afirman, que se ha creado un sistema para favorecer a algunos amigos del gobierno. Cuando uno estudia cómo se estructuró el sistema de transporte masivo de Transmetro, uno de los principales contratistas era un cuñado de Alejandro Char, entonces cuando estos proyectos arrancan como negocio privado para beneficiar a particulares, ya allí de lo que venga para adelante está torcido. La flota de Transmetro es insuficiente para las personas que están tomando el servicio. No está cubriendo todas las rutas que las personas necesitan y las personas se sienten inseguras en los paraderos y en estaciones. Nos preocupa mucho la situación de las mujeres en Transmetro, porque uno siente que están completamente vulnerables a cualquier tipo de abuso o falta de respeto, e incluso, de algún tipo de lesión física. No aceptamos que las mujeres, nuestras madres, nuestras hermanas, nuestras esposas e hijas se transporten de una manera tan indigna y que atropella sus derechos como mujeres. Hemos propuesto la creación de una nueva flota que hemos llamado la flota rosa, que será exclusiva para mujeres de todas las edades, puedan transportarse en esta flota de uso exclusivo para ellas.

La cultura ciudadana se encuentra entre sus ejes fundamentales de gobierno ¿Cómo piensa implementar este tipo de programas en Barranquilla?

Hay una completa apatía por la cultura ciudadana y eso también hace parte del problema de seguridad. No creo que cultura ciudadana deba ser algo eventual, por eventos sino que tiene que ser algo permanente, diario, los 365 días del año, que tiene que hacerse de la mano con universidades, con colegios, con espacios con pedagogos, artistas, influenciadores, periodistas, con personas que hagan charlas constantemente en temas como violencia doméstica, la buena alimentación, el consumo responsable de alcohol y drogas, entre otros temas. La cultura ciudadana debe permear todo lo público, lo privado, las emisoras y los medios de comunicación. Debe existir un pacto por la cultura ciudadana en Barranquilla, para sentirnos orgullosos de cómo nos comportamos nosotros como ciudadanos. No hay un programa que se llame prevención al delito y los jóvenes van por la vida tomando oportunidades y muchas de estas oportunidades a veces son hacia la delincuencia. Esto sí, todo esto va anclado al respeto por nuestra tranquilidad en la ciudad, que nadie puede alterarla sin que reciba una consecuencia por parte de las autoridades. Todas las oportunidades se darán, pero aquellas personas que se salgan de esa línea de una sociedad armónica, respetuosa y en paz tienen que encontrarse con una autoridad judicial. Nosotros lo que queremos es que esas personas tengan una oportunidad de resocializarse y de rehabilitarse. Creemos en las segundas oportunidades para aquellos que han incurrido en delitos y sabemos que pueden salir adelante.

Debe existir un pacto por la cultura ciudadana en Barranquilla,

—  Marco Orozco, precandidato a la Alcaldía de Barranquilla

Otro tema sensible para el barranquillero y que ha recibido muchas críticas es la falta de apoyo hacia la cultura en este mandato ¿Cómo piensa respaldar al sector cultural?

Con la cultura ocurre que allí está el gran potencial que tiene la ciudad. Somos una ciudad llena de artistas. Aquí hay músicos, escritores, actores de teatro, bailarines, pintores y parece que les hubieran puesto una manta encima para que no se vieran. Nuestras apuestas son cultura ciudadana, empleo de calidad en áreas tecnológicas y fomento a la cultura. Queremos trabajar de la mano con los artistas para que estén presentes de manera permanente en todos los espacios públicos con una propuesta llamada: “Barranquilla parque y arte” y así los parques se convierten en una fuente de educación, porque esta no debe limitarse a la escuela. A mí me encantaría ver espectáculos de Carnaval los 365 días del año con sus disfraces, danzas, músicos y clases de baile que sean parte de la ciudad para poder apostarle a un turismo sostenible para Barranquilla. Como estos negocios no le dan de comer a los políticos, estos proyectos no les interesan y mientras ellos sigan allí, nada va a cambiar, mucho menos para el sector cultural.

Desde su experiencia como desarrollador de proyectos digitales ¿Cómo piensa aplicar este conocimiento en proyectos para Barranquilla?

Así como hay una revolución en los parques, queremos crear otra revolución de bibliotecas conectadas, que vamos a llamar BICO, para que estén conectadas con la educación, el trabajo y la diversión para niños y jóvenes. Allí tendrán libros y computadores para trabajar, buena conectividad, juegos y videojuegos de forma sana, para que ellos encuentren en su barrio un espacio con pedagogos y personal capacitado en jóvenes y desde allí ellos tengan otra oferta de calidad de vida. Quiero encontrar a muchos jóvenes en Barranquilla que los podamos ayudar a insertarlos en la economía digital, porque esta es la industria que hoy genera mayores ingresos. Una persona que gana el sueldo más bajo, trabajando desde su casa, en un empleo remoto, para Estados Unidos, puede ganar mil dólares, que aquí, son casi cuatro veces el salario mínimo. Vemos muchas oportunidades de ingreso en ese sector, cuyo costo en capacitación no es muy alto. Con una de las becas que ofrece Platzi, que cuesta medio millón de pesos al año, con eso una persona sale lista para prestar servicios.

Como estos negocios en cultura no le dan de comer a los políticos, estos proyectos no les interesan y mientras ellos sigan allí, nada va a cambiar, mucho menos para el sector cultural.

—  Cita Marco Orozco, precandidato a la Alcaldía de Barranquilla

Se ha caminado la ciudad de Barranquilla para encontrar esas primeras 25 mil firmas ¿Qué le han dicho en la ciudad?

Ha sido una respuesta muy positiva, ya que nos hemos encontrado con personas alegres, que nos han recibido muy bien con muy buena receptividad. Las personas están necesitando que se les dé un trato digno como ciudadanos. Hoy en día, vemos las obras que se hacen, pero muchas veces vemos que no hay un respeto, que no hay realmente un toque humano con los ciudadanos y eso siento que hace falta en las calles. Personas que los puedan mirar a los ojos, que se queden un rato hablando con ellos. Creo que hay un acercamiento más estrecho de lo que es un ciudadano con otro ciudadano, que quiere participar para servirle a la ciudad. No me considero cómo parte de eso que llaman como “los políticos” porque toda mi vida he sido emprendedor, simplemente, con una preocupación social que me trae aquí para prestarle un servicio a mi ciudad.

También puede leer: Luis Enrique Guzmán Chams propone un “cambio social” como precandidato a la Alcaldía de Barranquilla

La cifra: Más de 25 mil firmas ha recaudado Marco Orozco en su camino a la candidatura a la Alcaldía de Barranquilla.

Tags

Lo Último

Lo que debe saber


Te recomendamos