Noticias

Dietas ricas en grasas pueden ayudar a eliminar parásitos en humanos

Se ha descubierto que las dietas ricas en grasas, aunque potencialmente perjudiciales en exceso, ayudan a la expulsión de parásitos humanos. Metro investiga qué hay detrás del nuevo estudio

Dietas altas en grasas

Aunque el consumo habitual de comida basura rica en grasas puede dañar el organismo, una reciente investigación científica ha revelado un beneficio sorprendente: puede ayudar a eliminar parásitos.

Investigadores de la Universidad de Lancaster y la Universidad de Manchester descubrieron que una dieta rica en grasas permite al sistema inmunitario eliminar los gusanos parásitos, que son una de las principales causas de muerte y enfermedad en el mundo en desarrollo.

Los hallazgos, publicados en la revista Mucosal Immunology, demuestran cómo una dieta rica en grasas aumenta una molécula de las células T -glóbulos blancos especializados en eliminar parásitos gastrointestinales- llamada ST2, lo que permite una mayor respuesta.

Recomendados

“Nos sorprendió mucho lo que encontramos en este estudio. Las dietas ricas en grasas suelen asociarse a un aumento de la patología durante la enfermedad. Sin embargo, en el caso de una infección por tricocéfalos, esta dieta rica en grasas permite a los linfocitos T colaboradores dar la respuesta inmunitaria adecuada para expulsar al gusano”, explicó a Metro el Dr. John Worthington, profesor titular de Biología de las Infecciones en la Universidad de Lancaster (Reino Unido) y codirector de la investigación.

Richard Grencis, profesor de inmunología de la Facultad de Ciencias Biológicas de la Universidad de Manchester (Reino Unido), añadió: “Nuestros estudios en ratones con una dieta estándar demuestran que la ST2 no se activa normalmente a la hora de expulsar el parásito, pero la dieta rica en grasas aumenta los niveles de ST2 y, por tanto, permite la expulsión por una vía alternativa.”

Los autores se declararon muy sorprendidos por el resultado de su investigación. Sin embargo, destacaron la necesidad de ser precavidos con el consumo excesivo de este tipo de alimentos.

“Antes de que pidas más comida para llevar, ya hemos publicado que perder peso puede ayudar a eliminar otro parásito intestinal. Así que estos resultados pueden ser propios de un contexto específico”, concluyó Worthington.

“Las dietas más baratas suelen ser ricas en grasas y las comunidades en riesgo de contraer la lombriz intestinal utilizan cada vez más estas dietas baratas. Por lo tanto, cómo interactúan la infección por gusanos y las dietas occidentales es una incógnita clave para las naciones en desarrollo”.

—  Dra. Evelyn Funjika, autora principal del estudio y profesora de la Universidad de Zambia

1.000

millones de personas están afectadas por parásitos en todo el mundo.

Algunos de los peores parásitos en humanos

Ameba comecerebros

La infección por Naegleria fowleri (ameba comecerebros) es mortal y poco frecuente. Las larvas de Naegleria fowleri se encuentran en el suelo y en masas de agua caliente como lagos, piscinas y aguas termales. El parásito entra en el ser humano a través de la cavidad nasal, llega al cerebro y empieza a dañar los tejidos cerebrales causando una enfermedad mortal llamada meningoencefalitis amebiana primaria.

Toxoplasma gondii

Este parásito, que se encuentra en las heces de los gatos, las cajas de arena y a veces en la carne cruda, se considera potencialmente mortal para los embriones humanos y los bebés. El parásito causa toxoplasmosis congénita en el feto, por lo que el bebé puede nacer con epilepsia, trastornos mentales, ceguera, etc. En casos graves, también puede provocar abortos.

Acanthamoeba

Este parásito amebiano causa la encefalitis amebiana granulomatosa (EAG), una enfermedad que provoca inflamación en el cerebro. Alrededor del 95% de los pacientes con EAG mueren a causa de la ameba. El parásito puede encontrarse en el suelo, piscinas cloradas, agua del grifo, en la superficie de las lentes de contacto, agua embotellada y aires acondicionados. Puede entrar en el cuerpo humano a través de los ojos, las úlceras, las heridas y las fosas nasales.

El parásito Plasmodium

Un estudio afirma que más de 150 millones de personas han muerto de paludismo en los últimos 150 años, y la enfermedad es responsable de entre el dos y el cinco por ciento de todas las muertes humanas. El paludismo está causado por cuatro especies diferentes de parásitos plasmodium, de los cuales el Plasmodium falciparum causa el tipo más mortífero de paludismo. El parásito Plasmodium puede entrar en el cuerpo de tres maneras: a través de la picadura de un mosquito Anopheles hembra, si una persona recibe sangre de un donante infectado de malaria, y durante el embarazo, los parásitos Plasmodium de una madre infectada pueden infectar al niño.

Entrevista

Dr. John Worthington profesor titular de Biología de Infecciones en la Universidad de Lancaster (Reino Unido)

P: ¿Por qué estudió la relación entre las dietas ricas en grasas y los parásitos?

- Los helmintos transmitidos por el suelo infectan a personas de algunas de las comunidades más pobres, a menudo debido a una infraestructura sanitaria deficiente. Dentro de estas comunidades, aumenta la migración del campo a la ciudad, así como la adopción de dietas baratas ricas en grasas.

Así que nuestra pregunta clave era: “¿Cómo afecta una dieta rica en grasas a la susceptibilidad a la infección por tricocéfalos?”.

P: ¿Qué descubrieron?

- Lo que descubrimos en este estudio nos sorprendió bastante. Las dietas ricas en grasas se asocian principalmente con un aumento de la patología durante la enfermedad. Sin embargo, en el caso de una infección por tricocéfalos, esta dieta rica en grasas estimula a los linfocitos T cooperadores, unos glóbulos blancos esenciales que combaten la infección por helmintos, a dar la respuesta inmunitaria correcta para expulsar al gusano.

P: ¿Cómo puede utilizarse su estudio?

- Fue realmente fascinante que la simple alteración de la dieta cambiara por completo la respuesta inmunitaria en el intestino, pasando de una que no consigue expulsar al parásito a otra que pone en marcha todos los mecanismos correctos para eliminarlo. Por lo tanto, podríamos utilizar dietas específicas durante las infecciones individuales en paralelo con los fármacos antihelmínticos.

P: ¿Recomendaría comer alimentos ricos en grasas para tratar los parásitos?

- Antes de que pida más comida para llevar, ya hemos publicado que la pérdida de peso puede favorecer la expulsión de otro parásito intestinal. Así que estos resultados pueden ser específicos del contexto, pero lo realmente emocionante es la demostración de cómo la dieta puede alterar profundamente la capacidad de generar inmunidad protectora y esto puede darnos nuevas pistas para los tratamientos de los millones de personas que sufren infecciones parasitarias intestinales en todo el mundo.

Tags

Lo Último

Lo que debe saber


Te recomendamos