Entretenimiento

“Inventando a Anna”: cuánto dinero y a quiénes robo Anna Delvey

Te contamos parte de la historia de Anna Delvey que se ha vuelto furor en Netflix

Inventando a Anna

aLa serie “Inventando a Anna” (“Inventing Anna”) se ha convertido en una de las más exitosas de Netflix, superando el revuelo que ha creado “El Estafador de Tinder” (“Tinder Swindler”). Así que te contamos cuánto dinero y a quiénes robo la protagonista en la vida real.

¿Quién es Anna Delvey?

Se ha convertido en una de las mayores estafadoras del mundo, pues se hizo pasar por una heredera millonaria, de Alemania, para poder formar parte de la elite de Nueva York, y armó un plan para fingir que poseía una vida llena de lujos, que la llevara a que esto fuera realidad.

Su nombre real es Anna Sorokin, y la forma en la que obtenía dinero era pidiéndole prestado a sus amigos, fingiendo que se lo regresaría cuando pudiera acceder a sus cuentas.

Inventando a Anna

¿Cuánto dinero obtuvo y a quiénes robo?

De acuerdo a medios internacionales, se cree que Anna consiguió préstamos de seis cifras.

Se tiene registro de que engañó a bancos, spas de lujo, gimnasios, hoteles, restaurantes, compañías aéreas y a sus amigos.

Entre sus conocidos, estuvieron Rachel DeLoache Williams, quien fue la editora de fotografía de la revista “Vanity Fair”, y se sabe que ella le pagó un viaje a Delvey con destino a Marruecos, el cual tuvo un costo de mas de 60 mil dólares.

Además, se tiene información de que la protagonista de esta historia pidió un préstamo 22 millones de dólares a un banco de Nueva York, en noviembre de 2016.

Argumentó que lo usaría para crear una fundación dedicada al arte, a la que bautizaría Anna Delvey Foundation, cabe resaltar que se lo negaron, pero ella decidió ir con una empresa de manejo de inversiones, que le pidió cubrir una cantidad de 100 mil dólares para poder realizar la transacción.

Después, la joven volvió con el banco y los convenció de sobregirar su cuenta, con la promesa de que regresaría esta cantidad cuando consiguiera el crédito y así fue.

El director de la empresa quiso ir a Suiza para reunirse con el supuesto banquero de Anna, el cual no existía, y ella ya había gastado gran parte del dinero en ropa, bolsas y varios lujos.

En agosto de 2017, Anna fue con otro banco para sacar un nuevo préstamo, pero no se lo concedieron; después convenció a una compañía para hacer un viaje en un avión privado, con un costo de 35 mil dólares, el cual se le otorgó porque el CEO pensaba que ella tenía los recursos para pagarlo.

Durante su juicio, Delvey fue acusada de robar más de 350 mil dolares, y se le ordenó que pagara 199 mil en compensación a sus víctimas.

Netflix le pagó 320 mil dólares por los derechos de su historia, pero casi todo se le fue de inmediato.

Actualmente, no se conoce de cuánto es su fortuna, aunque algunos creen que ha invertido en criptomonedas.

Tags

Lo Último


Te recomendamos