FOTOS: Vea cómo se vive la "Bogotá de terror"

Por Publimetro

Ya las papas Pringles no son exclusivas de los semáforos, ahora tienen pies, manos, tamaño gigante y caminan por las calles de Bogotá, lo único malo es que no se pueden comer.

Cinco personas, que buscaban ser totalmente originales, salieron a la calle disfrazados de enormes tarros de Pringles para festejar la fiesta internacional de Halloween.

Pero no son los únicos que este 31 celebran, el famoso ‘Día de las Brujas’  tiene cada día más acogida entre los adultos y se está alejando de ser una fiesta netamente infantil. Los ‘grandes’ disfrazados ya no solo se ven en las discotecas, ahora caminan con confianza por las calles, porque está ‘de moda’, incluso muchas compañías motivan a sus trabajadores para sumarse a esta iniciativa.

Las calles de Bogotá parecen ser la pasarela de la competencia al disfraz más original. Un grupo de ositos cariñositos, Batman en su ‘Batimóvil’, Hellraiser y sus secuaces, Darth Maul y otro sin número de personajes ficticios.

Ahora Caperucita Roja está sentada en el escritorio de una compañía y Mario Bros es el que archiva los documentos. Un día lleno de magia y diversión.

Sin alejarse de la realidad, el Halloween no es que haya dejado de ser una celebración infantil, pues para tener la valentía de disfrazarse y salir a la calle ‘hay que volver a ser niño’.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo