logo
Noticias
 /
Noticias 07/09/2021

Las inundaciones el azote que deja el invierno en el Caribe

Miles de damnificados y cultivos perdidos en varias zonas de esta región. El embalse del Guájaro en el Atlántico está a punto de desbordarse.

Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo Ungrd reportó que cinco de los 11 municipios de la subregión de La Mojana han registrado afectaciones graves debido a las intensas lluvias e inundaciones de los últimos días en la Costa Caribe. Las inundaciones el azote que deja el invierno en el Caribe.

Solo en estos cinco municipios, al menos 11.700 familias han resultado damnificadas desde el pasado 27 de agosto hasta la fecha.

Por tanto unas 50.000 personas, según el reporte de la Ungrd se han visto afectadas por el fenómeno invernal que ha sido más intenso en este último semestre del año.

“Se redoblan los esfuerzos en la atención de la emergencia causada por el rompimiento del jarillón de contención del río Cauca a la altura del sector de Cara de Gato en el municipio de San Jacinto del Cauca, departamento de Bolívar”, indicó en un comunicado.

También añadió la entidad que “la ejecución de las obras de emergencia tienen como objetivo el control de eventos de inundación y erosión que permitan la protección de la orilla de los sectores afectados en la margen izquierda del río Cauca. Esta obra y su interventoría tiene un valor total de 20.898.191.089”, explicó Ariel Zambrano Meza, subdirector para el Manejo de Desastres de la Ungrd”.

De igual forma, informaron que están entregando ayudas humanitarias para las cerca de 50.000 personas solo en la subregión de La Mojana, “se dispuso un total de 335.500 Asistencias Humanitarias de Emergencia (AHE), de las cuales se han entregado 36.760 en los municipios de San Jacinto del Cauca, Ayapel y Guarandá”.

La ayuda incluye un kit de alimentos, un kit de aseo, un kit de cocina, toldillos, frazadas, hamacas, colchonetas y materiales de construcción como sacos de polipropileno y rollos de plástico.

“Así mismo, se dispusieron 47 albergues, 15 en zonas rurales y 32 en zonas urbanas, distribuidos en los 11 municipios de la subregión de La Mojana, con una capacidad de albergar a más de 8.000 personas”, indicó la entidad.

Las filtraciones producidas por las corrientes del río Cauca podrían ocasionar la pérdida de por lo menos 50 mil hectáreas de arroz en la zona de Guaranda y Majagual.

Los productores señalan que, inicialmente, la emergencia fue controlada por la intervención de la Unidad Nacional de Gestión de Riesgos, quienes colocaron cerca de 2 mil costales con arena para cerrar la brecha.

Calamidad pública

La administración departamental decretó en la zona la calamidad pública, ante la emergencia que se presenta, buscando además contar con los recursos necesarios para atender la situación.

De esta forma, la Coordinación de la Unidad Nacional de Gestión de Riesgos en Sucre pudo enviar maquinaria amarilla que ejecuta trabajos de control en la boca de ‘Cara de Gato’ y las zonas afectadas.

“Los trabajos han servido y esperan que en estos días, cuando el Idean anuncia un receso en las lluvias, se pueda darle una solución a largo plazo al problema”, señaló Carlos Carrascal, coordinador departamental de la UNGRD en Sucre.

Las inundaciones el azote que deja el invierno en el Caribe

Reubicar a los afectados

Por su parte, el gobernador de Sucre, Héctor Olimpo Espinosa Oliver, anunció que presentará al Ministerio de Vivienda proyectos para reubicar las viviendas que están en una alta zona de afectación en la región de La Mojana, muchas de ellas de invasión, y en riesgo ante posibles nuevas inundaciones.

“Aquí nos toca rezar porque esta emergencia puede ser peor si las lluvias en el país no ceden, y al mismo tiempo gestionar las necesidades urgentes de nuestra comunidad, como es el tema de las viviendas”, sostuvo el mandatario sucreño.

Espinosa explicó que se está adelantando un censo en los 8 municipios más afectados por las inundaciones que deja el desbordamiento del río Cauca, en esa zona, a fin de establecer las necesidades reales.

Las inundaciones el azote que deja el invierno en el Caribe

Se ahoga el ganado

Varios ganaderos de la zona han denunciado que cientos de reses se han visto afectadas e incluso se han ahogado en la inundación en La Mojana, pese a las alertas tempranas que se habían reportado.

Es por ello que el ICA anunció que agiliza procesos para movilizar animales atrapados en las inundaciones  en La Mojana.  Esta entidad lidera una expedición de Guías de Movilización Interna (GSMI).

El ICA informó que dará prioridad a la regularización de censos pecuarios, asociados a los predios ubicados en los municipios y veredas afectadas en los departamentos de Bolívar, Córdoba y Sucre.

De igual forma, el defensor del Pueblo, Carlos Camargo, solicitó al Fondo de Adaptación respuestas frente a las obras de mitigación en La Mojana, las cuales debieron ejecutarse años atrás.

El documento, dirigido a Raquel Garavito, gerente del Fondo de Adaptación, exige detalles sobre los estudios y el avance en la implementación de las medidas para prevenir y contrarrestar las emergencias por inundaciones en La Mojana, las cuales tenían que ser adelantadas desde hace años atrás, cuando la región sufrió estragos por el fenómeno de La Niña.

El invierno en el Atlántico

Asimismo en el departamento del Atlántico el líder cívico Selfi Suarez informó que el Embalse del Guájaro está a 30 centímetros de desbordarse y podrían presentarse inundaciones en el Corregimiento La Peña.

Reiteró que es urgente el cierre de las compuertas de Villa Rosa, al tiempo que hizo un llamado a la Gobernadora Elsa Noguera para que medie en esta solicitud.

“La administración departamental debe asumir su responsabilidad por una posible emergencia en La Peña”, advirtió Suárez.

Las cifras:

En La Mojana al menos 11.700 familias han resultado damnificadas desde el pasado 27 de agosto. Por tanto unas 50.000 personas, según reporte de la Ungrd se han visto afectadas por el fenómeno invernal.

Se dispusieron de 47 albergues en las que se refugian cerca de 8 mil personas en Sucre.

2 mil costales de arena retienen la inundación en la zona de Cara de Gato.

Las inundaciones el azote que deja el invierno en el Caribe