logo
Noticias
 /
Noticias 22/06/2021

Madre y su hija recién nacida murieron al caer en un campo minado

En Murindó, Antioquia.

Este lamentable hecho causa dolor en esta comunidad. Madre y su hija recién nacida murieron al caer en un campo minado.

Una madre y su hija recién nacida murieron tras caer en un campo minado en la comunidad Bachidubi, del resguardo Río Murindó.

De acuerdo a la Organización Indígena de Antioquia (OIA) la mamá, de 22 años, estaba en labores de agricultura y cargaba a su hija, como es costumbre en su etnia.

Según pudo constatar el Sistema de Alertas Tempranas de la OIA, la madre perdió la vida de manera inmediata en la mañana del 21 de junio.

 La explosión ocurrió pese al desminado militar adelantado durante los últimos 3 meses en este resguardo azotado por los grupos armados.

En la actualidad están en evidente riesgo las familias indígenas de 10 comunidades más de este municipio del Atrato Medio antioqueño, indicó la OIA.

La organización aseguró que este hecho sucedió luego de que “integrantes del ELN, a través de un panfleto y audios de WhatsApp, amenazaran a comunidades de Murindó”.

Incluso afirmaron que reinstalarían este tipo de artefactos explosivos, como respuesta a una supuesta incursión paramilitar, que buscaría retomar el control armado.

Por eso, piden a los grupos armados ilegales como el ELN y a las fuerzas militares salir de sus territorios.

Madre y su hija recién nacida murieron al caer en un campo minado

Según  el Ejército Minas antipersonal ponen en riesgo a indígenas que se mueven en busca de alimentos.

“Recordamos que esta guerra no es de las comunidades indígenas y que por el contrario son ellas las que padecen y sufren todo tipo de atropellos y violaciones a sus derechos humanos”, comunicó la OIA.

En Colombia, en 2021, las minas antipersonal han dejado 65 víctimas en Colombia, según la Oficina del Alto Comisionado para la Paz.

 Accióncontraminas.gov.co  informó que los 5 departamentos con mayor número de víctimas por minas ha sido:

Antioquia (2.610), Meta (1140), Nariño (1.032), Caquetá (950) y Norte de Santander (937).

Madre y su hija recién nacida murieron al caer en un campo minado.