logo
Noticias
Noticias 03/02/2021

Hospital en Barranquilla ensayó con éxito dispositivo de sedación inhalatoria en casos de coronavirus en UCI

Con la alternativa AnaConDa (Anaesthetic Conserving Device) médicos han logrado dar de alta a afectados con cuadros severos de Covid-19.

Con el fin de buscar alternativas que permitan optimizar la existencia de medicamentos, el Hospital Universidad del Norte (HUN), llevó a cabo entre enero y primeros días de febrero, la aplicación del primer dispositivo en la región Caribe, para la administración de anestésicos inhalados, que pueden reemplazar los sedantes convencionales aplicados habitualmente de manera intravenosa.

El médico Intensivista José Luis Accini, coordinador de la UCI Adultos del HUN y presidente Nacional de la Asociación Colombiana de Medicina Crítica y Cuidados Intensivos, lideró al equipo multidisciplinario que realizó  la instalación del dispositivo, en un paciente de 35 años con Síndrome de Dificultad Respiratoria Aguda (SDRA) severo por Covid -19.

“La opción era no utilizar sedantes intravenosos sino analgésicos inhalados que no se administrarán por las venas sino por la inhalación del paciente y para ello observamos experiencias en México y en España que han venido utilizando estos dispositivos, incluso desde antes de la llegada del virus, como una alternativa ante el desabastecimiento de algunos medicamentos UCI. El dispositivo es bastante pequeño y fácil de manejar y permite pasar el líquido del anestésico a volátil como un vaporizador y ese es el que se denomina AnaConDa”, dijo Accini a PUBLIMETRO.

El novedoso sistema, único en la Región Caribe, “AnaConDa” (Anaesthetic Conserving Device) de Goba está diseñado para la administración de los agentes inhalatorios a través de equipos de ventilación mecánica.

 “Entre los medicamentos UCI más solicitados están los sedantes y los analgésicos para dormir a los pacientes, que son medicamentos de alta potencia, como los derivados del opio, los opioides y los relajantes neuromusculares para acoplar al paciente de una manera adecuada a la ventilación mecánica cuando entra a cuidados intensivos”, explicó el experto.

Desde julio del año pasado la Asociación Colombiana de Medicina Crítica y Cuidados Intensivos comenzó a proponer al gobierno un marco de alternativas que puedan reemplazar a los medicamentos de primera línea para dar un adecuado uso a los recursos limitados en la pandemia.

El dispositivo AnaConDa se comenzó a ensayar en el contexto nacional como respuesta a un desabastecimiento y limitaciones al acceso de medicamentos esenciales para UCI.

De acuerdo a Accini, estos medicamentos sedantes, analgésicos y relajantes neuromusculares tienen la particularidad que actúan de una manera rápida y las dosis, con este dispositivo, se pueden ir graduando de acuerdo a la necesidad del paciente.

En cambio los efectos de estos medicamentos en forma intravenosa duran varios días o por un tiempo prolongado, lo que causa una acumulación en el organismo y cuando se suspenden los pacientes no se recuperan rápidamente de esta sedación y de la anestesia y pueden desarrollar delirios, pero estos medicamentos son los ideales para pacientes en estado crítico en UCI por coronavirus.

Debido al aumento de la ocupación UCI en Colombia en los meses de noviembre, diciembre y enero estos medicamentos son requeridos en una amplia demanda en el país.

“Nos encontramos con la problemática internacional en países, que son muy fuertes económicamente, como los países europeos que consumen y compran a la India la materia prima para los medicamentos y entonces hay un desequilibro entre la demanda y la oferta en sedantes, analgésicos y relajantes y estamos atravesando un momento de inestabilidad, a pesar de que para el mes de febrero vamos a tener sedantes y analgésicos, pero del relajante neuromuscular estrella, el cisatracurio solo vamos a tener a un 29 por ciento de disponibilidad en país”, advirtió el especialista.

El sistema AnaConDa comenzó a utilizarse desde noviembre del año pasado, pero los anestésicos no estaban autorizados en UCI, porque se requería de un permiso y a través de la Asociación Colombiana de Medicina Crítica y Cuidados Intensivos se unificó un listado de medicamentos que se iban a utilizar en otros usos y así obtuvieron los permisos necesarios ante el Ministerio de Salud y el Invima para que a partir de diciembre del 2020 comenzaran las pruebas.

La recuperación de un paciente

En enero de este año ingresó un paciente, de 35 años de edad, sin comorbilidad, con Covid-19 severo al Hospital HUN de la Universidad del Norte. De inmediato fue entubado en el servicio de urgencias y después remitido a la UCI.

“Con un trabajo conjunto con el anestesiólogo comenzamos a pensar en el dispositivo y la experiencia fue maravillosa. Con este dispositivo se puede ir disminuyendo la dosis y el despertar del paciente es más llevadero, no tengo que utilizar altas dosis de neurorelajantes, que llega a producir reacciones post-cuidado crítico, que en pacientes Covid-19 afectan su calidad de vida. Pudimos entubar al paciente y el día de hoy ya se iba a casa”, detalló Accini.

Este caso se considera como un primer registro del ensayo en Colombia, en otros hospitales se están realizando pruebas, pero todavía no han sido registradas científicamente.

¿Cómo funciona? 

El pequeño dispositivo se inserta en el circuito respiratorio entre el tubo endotraqueal y la pieza en Y. El diseño del AnaConDa consta de un vaporizador en miniatura y un filtro reflector de anestesia que permite administrar agentes anestésicos de una manera sencilla, segura y eficiente. Está diseñado para un solo uso por paciente y necesita ser reemplazado cada 24 horas o cuando sea necesario.

Las cifras

De acuerdo con la AMCI (Asociación Colombiana de Medicina Crítica y Cuidados Intensivos) , en 2020 se atendieron 33.000 pacientes en cuidados críticos del país, 220.000 en unidades de cuidados intensivos y 9.000, en intermedios.

(Recuadro) Las ventajas del AnaConDA

-Se puede graduar la cantidad de analgésico, de forma controlada y el medicamento llega al organismo a través de los pulmones.

-Paciente no sufre con su metabolismo, ya que el medicamento no se acumula y si se retira el anestésico el paciente se va a despertar.

Recomendaciones para protegerse contra el coronavirus.

-El médico intensivista aconseja en forma enfática el uso del tapabocas incluso dentro de los hogares, a raíz de los resultados de las últimas semanas, donde las reuniones familiares fueron una fuente de contagio, en los meses de diciembre y enero.

-Siempre recordar el uso correcto del tapabocas, no por debajo de la nariz o debajo de la barbilla.

-Cambiar el tapabocas por uno limpio frecuentemente, el distanciamiento mínimo a dos metros, mantener el lavado de manos frecuente y cada vez que la persona entre en contacto con una superficie que puede estar contaminada.

-Si sale a exteriores lavar el calzado y las suelas y preferiblemente bañarse y cambiarse con ropa limpia.