logo
Noticias
 /
Noticias 24/07/2020

El paso adelante que dio Cundinamarca y que hoy salva vidas

Una mujer con graves antecedentes cuenta cómo salió de la enfermedad gracias a una atención oportuna.

Nelly Baquero, de 45 años, es un ejemplo de que la atención a tiempo y de calidad, es el mejor tratamiento contra la Covid-19. El 27 de marzo, luego de viajar desde zona rural del municipio de Choachí, hasta el Hospital Cardiovascular del Niño en el municipio de Soacha, para las diálisis semanales que se tiene que hacer, por los problemas renales causados por una diabetes que ya le quitó la vista, se contagió con coronavirus.

“Fui en transporte público. Llegué a que me hicieran las diálisis. Todo estaba normal, pero después de este procedimiento me empezaron a dar unas ganas muy grandes de vomitar y un dolor en una úlcera. Como fue tan fuerte, mis hijos me llevaron al centro de salud en Choachí”, cuenta Nelly, sobreviviente del coronavirus.

A las 6:00 p.m. perdió el conocimiento. A las 11:00 p.m. terminó en Soacha, hospitalizada y perdió contacto con su familia. A las 4:00 a.m. del 28 de marzo ya estaba intubada, en una unidad de cuidados intensivos del hospital.

“De repente me dijeron que tenía coronavirus y allá estuve un mes, batallando”, apunta la mujer que le da gracias al manejo médico oportuno, logró ganarle la batalla a la Covid-19.

El médico que la atendió entregó todo para salvarle la vida, ya que Nelly era una de las primeras mujeres con coronavirus y lo había manifestado en su fase más agresiva, sin los síntomas previos, pues era una de las pacientes asintomáticas.

“Estuve en la UCI, y luego me llevaron a cuidados intermedios. Fue muy buena la atención de las enfermeras y todos se portaron muy bien conmigo”, cuenta la mujer que fue dada de alta el 25 de abril, casi un mes después.

“Hasta que no me vieron bien y la prueba no me salió negativa, no me dieron salida”, cuenta Nelly, una de las afortunadas que logró vencer el virus.

Diego García, gerente de crisis de Covid en el departamento de Cundinamarca, aduce el éxito de este y de otros casos en la región, a la temprana interacción de los entes gubernamentales en la pandemia.

“Desde que supimos que esto se estaba disparando en el mundo, dimos el paso para entender que era vital que nos adelantáramos y aprovisionáramos los hospitales de la región”, cuenta García que, encargado de la crisis, da un parte positivo de la ocupación de UCI en el departamento, que ronda el 46%.

 

“En el mes de marzo dispusimos como departamento $14.000 millones para toda la red pública con el fin de comprar todos los elementos de bioseguridad y transporte para la atención domiciliaria de los pacientes”, Diego García gerente del coronavirus en Cundinamarca.

La meta de la administración departamental consistió en incrementar la oferta de camas UCI a 739, pero fue más ambiciosa en términos de implementos del sistema de salud.

“Lo que hicimos fue ampliar e intervenir los hospitales de baja complejidad para que allí pudieran ser atendidos los pacientes de la Covid-19 que no requirieran una UCI, pero sí cuidados para que su enfermedad no se agrave”, anota el gerente de Covid-19.

El departamento de Cundinamarca ha mostrado avances de todos los sectores, tanto así, que han logrado tenderle la mano a ciudades como Bogotá, que hoy tienen la ocupación de más del 90% en las UCI.

En caso de necesitar atención ante posibles síntomas o signos de Covid-19, el primer paso es llamar a los centros de salud de su municipio. Si no los tiene, puede marcar a la línea 123.

Otros canales a los que puede acudir en Cundinamarca son: 3232297975 y 3232289831. También puede escribir al correo: [email protected] o ingresar a la página web www.cundinamarca.gov.co.

“Ayudar a los vecinos ha sido fundamental. Por el municipio de Girardot atendemos a gente del Espinal, de Flandes… Sabemos que ayudar a nuestros compatriotas que lo necesitan, garantizará que nos tiendan la mano después”, señala García.

El Gobernador de Cundinamarca ha blindado el departamento llevando a cabo el plan candado con el fin de que los municipios no-Covid, o con bajos contagios, se mantengan de la misma manera hasta superar la emergencia.

“Hemos hecho cosas en términos económicos. Estamos impulsando el agro para que nuestros productores puedan vender sus productos y se cuiden del virus al tiempo, sin que esto implique problemas económicos graves”, apunta Diego García.

Doña Nelly, que hoy se cuida en su casa, afirma que en cuanto la identificaron como positiva de esta enfermedad, las pruebas para su familia y las personas que tuvieron contacto con ella, fueron veloces.

Hoy, Cundinamarca realiza 100.000 pruebas diagnósticas en todas las provincias del departamento con el fin de cercar el virus y evitar que se propague entre más personas.

“Nuestro obejetivo, es que el departamento atienda todos los frentes de la pandemia, el económico, el de los hospitales con buenas gerencias, la compra de ventiladores y el material humano. Así mismo, se han blindado las fronteras del departamento con el fin de que se evite la propagación del virus y se puedan atender tempranamente los sectores donde se presente un caso”, puntualiza García.

Las cifras:

  • La Gobernación de Cundinamarca prometió ampliar sus camas UCI de 179 a 739 y de 160 a 224 las de Cuidados Intermedios.
  • Actualmente, Cundinamarca tiene 409 camas de UCI, de las cuales 325 se encuentran en municipios del departamento y 84 en la ciudad de Bogotá.
  • Cundinamarca tiene 39 municipios No-Covid, que han ido reabriendo sus sectores económicos.
  • La tasa de contagio es de 1.8 y ocupa el séptimo lugar en el país en casos confirmados con 6358, de los cuales 2972 es decir, 46,7% ya se han recuperado. La tasa de letalidad de 2.3
  • Hay 51 ventiladores, que se pondrán en funcionamiento en la medida que la ocupación de camas de UCI lo vaya requiriendo. 

El DATO:

La Gobernación de Cundinamarca ha dispuesto $43.000 millones de recursos de regalías para la compra de 11 ambulancias medicalizadas, elementos de protección para el personal de la salud, de desinfección para los hospitales y centros de salud, así como equipos biomédicos.