Niña indígena murió en enfrentamiento de paramilitares con ELN

La comunidad manifestó su preocupación por la presencia de grupos ilegales en la zona.

Por Lina Uribe Henao

Luz Helena Caizamos Rojas, una niña embera de nueve años, es una de las víctimas más recientes del conflicto armado en Colombia. Niña indígena murió en enfrentamiento de paramilitares con ELN.

Su asesinato ocurrió en Alto Baudó, Chocó, en medio de un enfrentamiento de la Autodefensas Gaitanistas con el ELN en la comunidad de Geandó, a 40 minutos de la cabecera municipal.

De acuerdo con Ulises Palacios, alcalde de Alto Buadó, ya se había alertado sobre la presencia de grupos ilegales en la zona y el riesgo que esto representaba para sus habitantes.

"Quiero elevar mi más enérgica protesta por las acciones cometidas por estos grupos al margen de la ley, que están afectando la tranquilidad de nuestras comunidades", dijo el mandatario.

Líderes indígenas se manifestaron sobre el caso de la niña asesinada por una bala perdida y aseguraron que sienten preocupación: "Ya van dos días que están sobrevolando sobre nuestra comunidad, estamos preocupados, de pronto nos puede ocurrir lo mismo, que resulten víctimas humanas, daños materiales".

Nuevo desplazamiento

En diciembre del año pasado, 400 indígenas emberas que vivían en Geandó tuvieron que desplazarse a la cabecera municipal para proteger sus vidas.

Hace dos meses habían regresado a su territorio, pero el conflicto armado que continúa en la zona hace que tengan que irse, de nuevo, para la cabecera municipal.

"@GobChoco rechaza vehementemente el asesinato de Luz Helena Caizamos Rojas, de 9 años, en hechos violentos suscitados en la comunidad Geandó, del municipio Alto Baudó. Convocaremos inmediatamente Consejo de Seguridad", escribió la Gobernación del Chocó en su cuenta de Twitter.

Más noticias de Colombia, aquí.

 

 

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo