logo
Noticias
 /
Noticias 27/05/2019

El drama que vive la mamá de la modelo Juliana López, en China

La modelo y futbolista aficionada fue condenada a 15 años de prisión en China por haber aceptado que llevaba droga en un computador.

Le contamos qué ha ocurrido con ella y lo que sus familiares sufren. El drama que vive la mamá de la modelo Juliana López, en China. 

La joven fue capturada el 18 de julio del 2015 en el aeropuerto de Guangzhou, en China. Juliana López, modelo y futbolista aficionada, cumplirá cuatro años presa en China.

El caso

Juliana López tenía 22 años, era modelo y jugadora de fútbol aficionada, cuando intentó ingresar a ese país 610 gramos de cocaína.

La droga estaba escondida en un computador portátil y por este hecho fue condenada a 15 años de cárcel.

Juliana admitió el delito y dijo que lo había hecho por solicitud de un amigo, que fue identificado como Sergio.

Según El Tiempo, desde entonces la madre de Juliana ha estado viviendo en China.

Su objetivo es poder estar más cerca de su hija, aunque en las visitas no la pueda ni tocar.

Las visitas que puede recibir son solo una vez al mes, por medio de un vidrio y durante media hora.

Actualmente Juliana trabaja dentro de la prisión y con lo que le pagan logra comprar lo que necesita para vivir.

Se dedica en la prisión a construir motores de ventiladores y secadores. Además perfecciona el inglés, el francés y el chino.

Por su trabajo y buen comportamiento le redujeron ocho meses de la condena, por lo que podría salir libre el 17 de noviembre de 2029.

El drama que vive la mamá de la modelo Juliana López

Según familiares, Juliana está “muy amañada” allá y prefiere pagar su pena en China que en Colombia.

Tanto así, que han afirmado que el día que se termine la condena Juliana no debería volver al país, por su seguridad.

Sin embargo, el verdadero drama lo vive su mamá. Ella ya lleva más de un año viviendo China y ha dejado todo para poderla ver.

De acuerdo a lo que dice El Tiempo, Nubia Sarrazola vivió un año en la casa de una persona que le ayudó. Posteriormente ya pudo conseguir una casa que es pagada por ella.

“Dio con un señor muy querido que la albergó en su casa, ella se quedó ahí por un año. Ahora ella paga su vivienda aparte, trabaja y le lleva una cuota mensual a Juliana”, cuenta un familiar.

La mamá solo puede ver a Juliana por 30 minutos cada mes, pero ella prefiere eso a estar lejos.

Además, por el buen comportamiento, Juliana puede obtener media hora más para ver a su mamá.

“Su madre no pierde oportunidad para reconfortarla, darle consejos, amor y dinero, pues “todo lo tiene que comprar allá adentro”, dice el diario.

Según los datos entregados al mismo medio por la Cancillería, hoy 219 colombianos están presos en cárceles de China y en Guangzhou hay 51: 32 por narcotráfico, 14 por trata de personas, 2 por delitos migratorios, 2 por hurto y 1 por conducción temeraria.

MÁS NOTICIAS DE MEDELLÍN, AQUÍ