logo
Noticias
 /
Noticias 19/05/2019

Familiares de cadetes muertos denuncian que no podrán recibir la pensión de sus hijos

A las víctimas de la Escuela General Santander se les negó el ascenso póstumo, por lo que sus familiares no tienen derecho a pensión.

Así lo dan a conocer los padres de los 22 cadetes que perdieron la vida el pasado 17 de enero en el atentado a la Escuela General Santander, al sur de Bogotá. Familiares de cadetes muertos denuncian que no podrán recibir la pensión de sus hijos.

Según Blu Radio, el presidente Iván Duque ni siquiera los atiende en la Casa de Nariño, además de que les negó el ascenso póstumo a los jóvenes.

“Nos tienen en el total olvido, ellos dicen que nuestros hijos no tienen derecho al ascenso póstumo ni nosotros a la pensión porque eran estudiantes, que nos dan un ascenso honorífico que no sirve para nada, eso es solo un cartón y ya”, dice César Ojeda, padre del cadete santandereano César Alberto Ojeda, al citado medio.

Según dicen, los familiares fueron indemnizados con 40 millones de pesos, pero eso no repara lo sucedido, pues estos jóvenes soñaban con cambiar la vida de sus familias trabajando en la Policía.

“Ese es el precio de un ser humano para la Policía”, añade el hombre.

Los familiares de las víctimas, todos de origen humilde y campesino, exigen al Gobierno obtener la pensión vitalicia de sus hijos que se fueron a la Policía para mejorar su calidad de vida.

Familiares de cadetes muertos denuncian que no podrán recibir la pensión de sus hijos