El negocio que funciona en la casa donde murió Pablo Escobar

La casa donde murió Pablo Escobar en 1993 es, 25 años después, un punto de referencia de los 'narcotours' y un importante negocio.

Por Publimetro Colombia

La casa donde murió Pablo Escobar, el 2 de diciembre de 1993 en Medellín, cuenta con una difícil dicotomía. Este inmueble permaneció desocupado durante casi 15 años. Hoy en día es sede de un particular negocio, propiedad de una holandesa, y a su vez un punto permanente de referencia en los llamados 'narcotours'.

La casa, ubicada en el barrio Los Olivos del occidente de Medellín, es muy distinta a como era hace 25 años. El inmueble fue comprado por un testaferro, y en él Escobar pasó sus últimos 15 días de vida. El capo murió junto con su lugarteniente Álvaro de León Agudelo, alias 'Limón'.

Los años posteriores llevaron a que la casa fuera prácticamente destruida. Quedó desocupada más de 15 años luego de que pasara a propiedad de la Dirección Nacional de Estupefacientes. Durante esos años fue víctima de la indigencia, la drogadicción y hasta los 'guaqueros'. Solo hasta el 2009 fue vendida. El propietario la reconstruyó y le puso un tercer piso.

Aún así, los taxistas y 'narcotours' se paran en este inmueble. Miles de turistas que llegan a Medellín recorren la zona viendo donde murió el capo. Y casi todos creen que allí, en efecto, se ve la casa donde murió Pablo Escobar.

Hoy en día el inmueble es sede de una escuela de idiomas operada por una mujer holandesa. La dueña, Erica Borgardijn, dijo al diario El Tiempo que busca quitarle de encima esta carga. No le importó cuando vio la vivienda para arrendarla.

"Desde el momento en el que tuve la idea de crear una escuela de español pensé en enfocarla en el futuro, y no en el pasado. (…) Nosotros le estamos dando un resignificado al lugar ayudando a los demás a aprender”, aseguró Borgardijn al diario.

View this post on Instagram

La casa donde murió Pablo Escobar

A post shared by Juan Martín (@juanmartinhr) on

Las habitaciones hoy día tienen nombre de barrios de Medellín. La escuela busca, más que enseñar español, enseñar la cultura de la ciudad. Los estudiantes no se quedan encerrados en los salones: salen a caminar las calles de la capital antioqueña, aprender con sus habitantes y conocer mucho más que lo que se transmite en las series.

¿Y a quienes buscan ver el inmueble solo por conocer la casa donde murió Pablo Escobar? Los remite a la Casa Museo de la Memoria, donde puedan aprender el contexto de este hecho.

Más noticias de Medellín y Colombia aquí

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo