La familia obligada a regresar a Irak por veto de Trump viaja de nuevo a EEUU

La familia kurdairaquí que se vio afectada por el veto migratorio del presidente estadounidense, Donald Trump, y que fue obligada a volver a Irak, regresa hoy a Estados Unidos.

Por EFE

"Aterrizarán al mediodíaen el aeropuerto John F. Kennedy (Nueva York), y por la noche llegarán a Nashville", indicó en conversación por internet la activista y amiga de la familia, Mona Fetuh.

Los cinco miembros de la familia Sharif fueron retenidos durante 25 horas seguidas en el aeropuerto de El Cairo, y fueron devueltos a la ciudad de Erbil, en el Kurdistán iraquí.

En una entrevista con Efe en Erbil, el padre de la familia, Fuad Sharif, explicó que tenían el sueño de instalarse en el país norteamericano, pero durante su escala en El Cairo, las autoridades aeroportuarias les informaron de que no podían proseguir su viaje debido a un aviso de la embajada estadounidense en Bagdad.

El hombre y su esposa, Arazoo, habían dejado su trabajo, vendido su casa y sus propiedades para poder permitirse el viaje. Sus hijos adolescentes, dos varones de 17 y 19 años, y una niña de 10, abandonaron sus estudios, con la intención de continuar en EEUU.

Esta vez, su escala no pasará por la capital egipcia, sino por Estambul, tal y como señaló Fetuh.

En este contexto, Ayub N, un amigo del hijo mayor, Bnyad, de 19 años, y residente en Erbil, aseguró a Efe por internet que aunque vaya a echar de menos a su amigo, "se han hecho muchos esfuerzos para conseguir" que la familia vuelva a EEUU, y "afortunadamente, han conseguido lo que se merecían".

El hijo mayor comentó hace unos días a Efe que la embajada estadounidense en Irak les llamó el mismo día que fue bloqueada la decisión de Trump, y decidieron, sin dudar, comprar los billetes de vuelta a EEUU, ya que el juez federal James Robart bloqueó el viernes la aplicación del decreto de Trump, lo que obligó al Gobierno a restaurar miles de visados.

De hecho, un tribunal de apelaciones de EEUU ha rechazado hoy la petición de Trump para restaurar de manera inmediata el veto migratorio, y pidió más argumentos antes de tomar una decisión definitiva sobre el tema.

Por este motivo, pueden seguir llegando al país los refugiados de todo el mundo, que estaban vetados durante 120 días bajo la orden de Trump, y los ciudadanos de siete países de mayoría musulmana (Libia, Sudán, Somalia, Siria, Irak, Irán y Yemen), prohibidos durante 90 días de acuerdo con el decreto publicado el 27 de enero.

Tras esta decisión de la Corte de Apelaciones, el Gobierno de Trump puede ahora recurrir ante el Tribunal Supremo, algo que muchos expertos consideran probable.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo