Autoridades no descartan que ataque en EE.UU. tenga motivación terrorista

Por el momento se encuentran investigando el historial del atacante, identificado como Esteban Santiago.

Por EFE

Las autoridades federales de Estados Unidos señalaron que "no se ha descartado" que tiroteo en Estados Unidos, en el aeropuerto de Fort Lauderdale, tenga motivaciones terroristas.

En una rueda de prensa ofrecida en el aeropuerto, en donde Se registró un tiroteo en el que murieron cinco personas, George Piro, de la oficina del FBI en Miami, señaló que no se ha descartado que el incidente constituya un ataque terrorista y se hallan estudiando "todos los ángulos".

El agente agregó que las autoridades se hallan revisando el historial militar del atacante del tiroteo en Estados Unidos, identificado en la conferencia de prensa como Esteban Santiago, ciudadano estadounidense de 26 años y quien se espera haga su primera aparición en una corte del condado Broward el próximo lunes.

Piro agregó que Santiago, un exmilitar que estuvo destacado en Irak, utilizó una pistola semiautomática durante el tiroteo, la cual transportó en su equipaje, y se entregó a las autoridades sin oponer resistencia.

El agente del FBI confirmó que en noviembre pasado Santiago, nacido en Nueva Jersey, acudió a una oficina de esta agencia federal en Anchorage, en Alaska, y su "conducta errática" motivó que fuera puesto bajo custodia para una evaluación psicológica.

Según las autoridades, Santiago partió desde Alaska hasta Minneapolis y luego tomó otro vuelo hasta esa ciudad de Florida. Se desconoce hasta el momento cuáles fueron las razones que llevaron a Santiago a realizar el ataque en este aeropuerto.

El atacante creció en Puerto Rico, estuvo destacado en Irak por casi un año, de donde volvió con desordenes postraumáticos, y se trasladó luego a Alaska, en donde residía con su esposa y un hijo, de acuerdo con las autoridades.

El Alguacil del Condado Broward, Scott Israel, informó en la conferencia de prensa que el atacante arribó a esta ciudad, ubicada a 40 kilómetros al norte de Miami, en un vuelo de la aerolínea Delta y poco después abrió fuego indiscriminado en la terminal 2 que acabó con la vida de cinco personas.

El tiroteo dejó además a ocho personas con heridas de bala, que han sido transportados a hospitales locales, además de otras 40 personas que debieron también ser derivados a centros médicos por contusiones y diversas heridas menores.

Cirujanos del Broward Health Medical Center declararon hoy que cinco de los ocho heridos fueron derivados a ese centro hospitalario y se encuentran en condición estable, aunque dos de ellos han debido ser operados.

MÁS NOTICIAS DEL MUNDO AQUÍ

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo