logo
mundo
/ Twitter  / Twitter
mundo 12/07/2021

Argentina campeón y las curiosidades que dejó su victoria

Lionel Messi consiguió lo que parecía imposible y levantó un título con la Albiceleste, tras 28 años de sequía; Di María fue el héroe de la Final.

La Selección de Argentina rompió con la maldición que la acompañó durante 28 años, tras vencer a Brasil y proclamarse como los nuevos reyes de la Copa América.

En 1993, la Albiceleste festejó por última ocasión un título, precisamente en el mismo certamen, en donde vencieron a México 2-1 en la Final.

Aquella generación de futbolista fue dirigida por Alfio Basile, mientras que en el campo brillaron hombres de la talla de Diego Simeone, Fernando Redondo, Oscar Ruggeri y Beto Acosta.

En ese lapso de sequía, los aficionados vieron pasar a grandes atletas. Sin embargo, la copa no llegaba, con todo y que contaban con el que es considerado el mejor jugador del orbe, Lionel Messi.

Pero esa deuda pendiente que tenía “La Pulga” llegó a su fin, de la mano de una nueva ola de futbolistas que en todo momento gozaron la victoria junto a Lionel.

Di María y la réplica de los Juegos Olímpicos

El héroe de la Final ante Brasil fue Ángel Di María, atacante que cargaba con una deuda en sus hombros, ya que en los últimos duelos definitivos de su selección había quedado fuera por lesión.

En 2014, cuando Argentina peleó ante Alemania por el título, Di María se resintió de una molestia en el muslo.

El rosarino no quería perderse la definición por la Copa Del Mundo, pero su entonces equipo, el Real Madrid, le prohibió ser parte del cotejo. Lo mismo ocurrió en las dos Finales ante Chile, en Copa América.

Ahora, el panorama fue diferente, Lionel Scaloni aprovechó el mejor momento de Ángel y fue el hombre que definió el cotejo, con un gol que lució como una réplica del que hizo en los Juegos Olímpicos de Atenas 2004, donde su equipo se hizo con la medalla de oro.

La vieja guardia Argentina

Lionel Messi llegó a la Selección de Argentina en 2005, cuando jugó su primer duelo oficial ante Hungría.

Desde ese momento, la afición sudamericana se ilusionó con la posibilidad de ver a su equipo cómo campeón, ya sea del Mundial o de alguna competición importante.

Leo compartió vestidor con diferentes jugadores, con los que desgraciadamente estaba destinado al fracaso.

Sin embargo, sólo cuatro pilares se mantuvieron en el barco de la Albiceleste, siendo Messi, Sergio “Kun” Agüero, Nicolás Otamendi y Ángel Di María los cuatro sobrevivientes de los últimos descalabros.

Lionel Scaloni, técnico de Argentina, tomó a estos cuatro hombres como su columna vertebral, para arrancar un proyecto que fue criticado desde un inicio.

Y es que, para muchos expertos del balompié mundial, Scaloni no era el hombre indicado para el cargo, ya que sólo tenía experiencia en equipos inferiores.

Pese a todo, el timonel se encargó de romper la sequía de título, además, será el gran culpable de ver Messi consagrarse en la selección absoluta con 34 años.

“Leo es el mejor jugador de todos los tiempos. Lo mejor que nos puede pasar como amantes del fútbol es disfrutar a Messi. Deseo que pueda jugar muchos años; incluso los contrarios lo disfrutan cuando lo enfrentan.

“Creo también que se siente identificado con este equipo, qué puede ganar o puede perder, pero nunca baja los brazos, nunca se da por vencido. No ganar no te transforma en un perdedor y eso es algo que se refleja en esta selección”.

Lionel Scaloni, técnico de la Selección de Argentina

Marcos Acuña y su playera de mariposa

Cuando todos los jugadores de Argentina estaban celebrando el título de Copa América, Marcos Acuña, lateral izquierdo del Sevilla de España, destacó de entre todos sus compañeros.

Y es que, el jugador no se puso la playera de campeones, ya que traía puesta una con el dibujo de una mariposa roja, con el nombre de Luz.

El exfutbolista de Racing quiso rendirle homenaje a un amigo fotógrafo, quien meses atrás perdió a su hija Luz, de tan sólo dos meses de edad.

Fabi de Cira, allegado de Acuña, agradeció el gesto y le envió sus felicitaciones por consagrarse en la Copa América.

“Qué te puedo decir amigo, no paro de llorar. Cuando te vi con esa mariposa en el pecho se me hizo un nudo en la garganta. Que en tu momento de gloria te acuerdes de mi Luchy lo dice todo. No tengo palabras para agradecerte. Te quiero mucho campeón”.

Fabi de Cira, fotógrafo del club Racing de Argentina