Rock al Parque, 25 años siendo la voz de varias generaciones

El tercer festival gratuito más grande del planeta se prepara para una edición cargada de festejo e historia desde el 29 de junio hasta el 1 de julio.

Por Laura López

Mares de personas marchan felices, pero con la solemnidad de quien se encuentra en un lugar donde encuentra sentido de pertenencia, a la entrada del Parque Simón Bolívar de Bogotá. Cada año, en este lugar retumban las baterías de tantas agrupaciones nacionales e internacionales que han pasado por sus tarimas. Esta idea, que nació de la misma escena bogotana en 1994, pasó por varios puntos de la ciudad, comenzando por la Plaza de Toros, el Olaya Herrera y la Media Torta. Después aterrizaría definitivamente en el Simón Bolívar, a donde llegan a acampar los amantes del rock, pero también aquellos que simplemente quieren disfrutar de la música y conocer nuevas propuestas.

Con los años Rock al Parque creció, y como todo adolescente también comenzó a buscar su identidad en medio de la enorme diversidad musical de una ciudad que nunca ha dejado de crecer, y cuya demografía era cada vez más variada. Como resultado de ello, también nuevos sonidos llegaron a la ciudad, y el rock del festival le abrió los brazos a muchas bandas que ayudaron a integrar a un público cada vez más tolerante, pero nunca menos enérgico. Ese mismo público construyó el Rock al Parque de hoy, el que convoca personas de todo el continente y todas las ciudades del país en estos tres días de ruido, alegría y convivencia.

Hoy, no solo asisten aquellos que encanecieron con el rock capitalino de los primeros años. Hoy también asisten sus hijos y sus sobrinos, algunos de ellos incluso desde las tarimas, demostrando que el rock sigue transformándose y renovando sus letras cargadas de rebeldía y crítica social. Los sonidos pueden haber variado, pero el espíritu del festival, el que construye la gente, sigue siendo el mismo.

“Realmente creemos que va a ser un show muy especial, que vamos a disfrutar todos”, Sandra Meluk, directora de la Orquesta Filarmónica de Bogotá

Esta fuente al parecer inagotable de energía, en la cual han trabajado incontables manos y corazones, trae este año a algunos nombres del rock en español que ofrecen una cuota de nostalgia. Fito Páez, Juanes, Gustavo Santaolalla, Shoot the Radio (Zeta Bosio) y El tri, entre otros.

Para los amantes del metal, bandas como Sodom, Angra, Toxic Holocaust y Deicide serán el momento para hacer todo el head banging que sea humanamente posible.

Rock y diversidad con la Filarmónica

Como todos los años, la música demostrará que en la variedad está el placer, y habrá algo para todos los gustos.

Como un reflejo de lo que ha sido Bogotá en los últimos 25 años, tanto musical como culturalmente, el festival hará una apuesta por la diversidad en su XXV edición. Este año, además, el cierre estará a cargo de un inédito espectáculo filarmónico.

En una rueda de prensa realizada en días pasados, se dio a conocer que el plato fuerte de Rock al Parque será su cierre, donde se rendirá un tributo a los 25 años del festival con un repertorio de nueve canciones “emblemáticas” de diferentes artistas que han pasado por el festival y que serán interpretadas por la Orquesta Filarmónica de Bogotá junto a los artistas que las hicieron famosas.

Las canciones son Maligno de Aterciopelados, Penélope, de Draco Rosa, ¿Comprendes Mendes? de Control Machete, Muévete de Estados Alterados, ¡Ay, qué dolor! de La Derecha, Tu amor de Pedro Aznar, Vestido de cristal de Kraken, El puñal y el corazón de Café Tacvba, y Mentiras de Los Amigos Invisibles.

Al respecto, la directora de la Orquesta Filarmónica de Bogotá, Sandra Meluk, contó que presentarán un show “distinto”, que cree que será “muy especial”.

“Estarán grandes artistas que harán de alguna manera un recorrido por lo que han significado los 25 años de Rock al Parque (…) Realmente creemos que va a ser un show muy especial, que vamos a disfrutar todos”, afirmó.

2019, un nuevo capítulo

El año pasado, según los organizadores, al menos 185.000 personas acudieron durante los tres días del festival. Este año, se espera que la cifra sea aún mayor, y toda la fe está puesta en un cartel diverso y un cierre diferente, que espera poner la vara alta para las ediciones venideras.

Este año, además de la diversidad y las sorpresas ya descritas anteriormente, está la promesa de haberle dado un lugar especial a las bandas locales. De hecho, 32 de las 70 bandas que se presentarán son colombianas.

Este 1 de julio, cerca a la media noche se habrá escrito otro capítulo en la historia de Rock al Parque, el festival que demostró que la música suena mejor cuando todos tienen acceso a ella.


70 será el número de presentaciones que tendrá Rock al Parque este año.


MÁS NOTICIAS DEL ENTRETENIMIENTO AQUÍ

También le puede interesar

Rock al Parque: cada año más evolucionado y diverso

La historia del festival es una que merece ser contada y más en sus 25 años.

Loading...
Revisa el siguiente artículo