"Esto no es folclor, esto no es francés, esto es suin a la colombiana": Monsieur Periné

Cada uno en distinto género. Cada uno en diferente época. Sin embargo, todos tienen algo en común: partieron la historia de la música colombiana y latina en dos. En PUBLIMETRO les hacemos un homenaje a algunos discos que cambiaron el panorama musical. Esta primera entrega se la dedicamos al Hecho a mano, el debut de los Monsieur.

Por Lizeth Cadena

Con el objetivo de hacer “suin a la colombiana”, Monsieur Periné apareció en el panorama musical a finales de la década de 2000. Con perseverancia, y como ellos dirían, un poco de suerte, su primer gran éxito llegaría en 2012 con el lanzamiento de su álbum debut, Hecho a mano, un disco orgánico y como su nombre lo indica, confeccionado con uñas y dientes, que en poco tiempo logró enamorar a los colombianos justamente por su naturalidad y esa fusión de sonidos que muchos no comprendieron al principio.

Hablamos con la banda sobre lo que significa para ellos este primer hijo. Y es que, seis años después siguen teniendo intactos los recuerdos de ese momento en el que, cuando menos lo esperaban, la gente comenzó a agradecer su llegada.

¿Qué estaba pasando con ustedes cuando decidieron dar a conocer el Hecho a mano?, ¿por qué se lanzan al vacío estando en una industria musical que siempre ha sido complicada para los artistas nuevos?

Catalina García: Precisamente porque nosotros estábamos completamente desprevenidos de esa industria, y como no era nuestro entorno, nunca pensamos en el tema a la hora de empezar a formarnos como banda. En ese momento estábamos haciendo música desprovista de todas estas reglas,  tendencias y modas, y simplemente estábamos haciendo lo que queríamos hacer, tratando de acercar el swing a nuestro país. Nunca habíamos estado en un estudio, nunca habíamos estado de gira, jamás habíamos sonado en la radio, entonces era ingenuidad frente al caudal gigantesco que tiene la industria de la música y todas sus corrientes, y en esa medida el disco se dio en medio de mucha libertad.

Santiago Prieto: Nosotros éramos una banda que arrancó con cuatro personas, luego fuimos incorporando músicos, primero un contrabajo, luego la percusión. Después, cuando nos ganamos un concurso de Red Bull para tocar en Estéreo Picnic de 2011, decidimos crear un vestuario y un concepto, y además, grabar dos canciones para poder entregarles a los productores de radio y ¡existir! Una de esas canciones fue La muerte, que fue número uno en Radiónica. En ese momento dijimos: “Necesitamos hacer un disco”.

Ya tenían esas dos canciones para Hecho a mano, pero faltaban más. ¿Cómo fue ese proceso de creación para construir el álbum que conocimos en 2012?

Santiago: Queríamos hacer una producción de 12 canciones, pero no las teníamos, así que nos tocó inventarnos un par al final. Justamente esos dos últimos temas que incluimos fueron La playa y Huracán. Y se compusieron muy rápido, por esa misma ansiedad de completar el álbum.

La primera canción de este proceso fue Ton silence, un tema en francés y en el cual participó Camilo Parra, anterior miembro de Monsieur, que también compuso La tienda de sombreros y Nada puro hay.

Nicolás Junca: Ton silence corresponde a ese periodo en el que comenzamos a buscar promoción y ganamos una competencia de la Alianza Francesa. En ese concurso tocaba hacer un tema en francés, y en medio de la experimentación resultó esa canción.

El lanzamiento de este disco se realizó en el Julio Mario Santo Domingo, y no solamente los estaba viendo y escuchando el público asistente, también miles de personas en vivo y en directo…

Santiago: Eso fue genial porque lo transmitió Radiónica por todo el país. Dimos todo, y desde ahí se nos metió en la cabeza que los conciertos tenían que ser nuestra mejor carta de presentación. Tenían que ser espectáculos de muchos invitados, vestuarios y sorpresas.

Me acuerdo que cuando comenzamos ese concierto teníamos unas máscaras, como de animales. De hecho la embarramos mucho. Ahora cuando escuchamos de nuevo esa presentación nos damos cuenta que no sonaba tan bien, pero a la gente le gustaba eso.

Catalina: A mí me da mucha ternura porque retroceder a ese concierto significa ver toda esta historia y analizar hasta dónde hemos llegado.

También veo en ese show un riesgo que no estaban tomando las bandas de ese momento, y era crear un concepto diferente y fantástico sobre el escenario. Ahora sí es un tema relevante en las agrupaciones colombianas, pero antes tocaban sin vestuario y no había mucho trabajo escénico. Sin embargo, para nosotros la música siempre ha estado ligada a todas las posibilidades y recursos que tiene el escenario.

Muchos piensan que el disco tiene este nombre porque fue hecho, literalmente, con las uñas, ¿tiene otro significado para ustedes?

Santiago: Sí tiene que ver con eso, pero también con que la música estaba hecha de manera artesanal, es decir, que había una persona, y no una máquina, detrás del instrumento. Es un homenaje a la sabiduría que tienen las manos cuando crean.

No podíamos hacer una entrevista de este disco sin hablar de La muerte, el gran éxito de este álbum debut…

Catalina: Es un tema con el que la gente se conectó y se sigue conectando desde 2011 hasta hoy. Es increíble, con esta canción mostramos que Colombia no era solamente folclor, sino también una gran combinación de otros sonidos. Muchos creían que éramos franceses por nuestra música, y justamente La muerte rompió ambos lados: esto no es folclor, esto no es francés, esto es suin a la colombiana.

¿Cuáles son esos temas que debieron ser de Hecho a mano pero terminaron en sus otros discos?

Catalina: Por ejemplo Lloré, de Caja de música, fue la primera canción que escribimos, pero por cosas de la vida nunca estuvimos cómodos con la letra, hasta que Camilo se fue la banda. Nosotros estábamos que nos matábamos, en crisis y odiándonos, pero logramos atravesar esa oscuridad y entendimos que llorar es hacer catarsis, y de ahí sale Lloré.

¿Cuáles son esas canciones de ese debut que ya no tocan en sus presentaciones?

Santiago Prieto: De Hecho a mano hay varias canciones que ya no tocamos, porque hay que darle la oportunidad a otros temas que están conectadas con el presente de la banda. Entonces de ese disco ya no tocamos en conciertos Nada puro hay, La tienda de sombreros o La ciudad… Y bueno, Cou Cou la tocamos, pero en matrimonios. Está chévere guardarlas para que vuelvan a rejuvenecerse y que creo que eso es lo bonito de tener repertorio: volver en unos años y sentirse conectado con ellas de nuevo.

Catalina García: Por ejemplo Ton silence que es un canción que siempre habíamos tocado en vivo, ya no la vamos a tocar porque queremos darle tiempo para que descanse.

“Este disco nació de tocar en vivo y de comenzar a imaginar que íbamos a ser una gran banda”, Catalina García de Monsieur Periné.

¿Cambiarían algo del Hecho a mano?

Santiago: La mezcla, quedó paila.

Catalina: pero precisamente eso, que tiene errores, que está desafinado, es lo que hace que sea un disco completamente desprovisto de todos esos límites que uno empieza a tener cuando cuenta con más experiencia y quiere que todo salga perfecto. Es muy libre, yo no le cambiaría nada.

Siendo un proyecto independiente, ¿cómo creen que este álbum la sacó del estadio, hasta tal punto que tan solo tres meses después de su lanzamiento ya era disco de oro?

Nicolás: Fue un poco de suerte y la libertad que tenían las redes en ese momento de poder promocionar sin pagar. Antes no tocaba pagar para viralizar algo, y nuestra música comenzó así, virilizándose sin necesidad de invertir mucho. Fue mucho por voz a voz y redes sociales. No hubo ni un solo peso de nada.

Santiago: Además éramos una banda bogotana joven, con un vestuario extravagante, con instrumentos raros, con un estilo de música diferente y con canciones que lograron una conexión con la gente.

Catalina: Yo sumo que hicimos con Amplificado TV varios videos en vivo, y eso también fue muy importante porque comenzaron a vernos en varias partes del mundo. Por esa razón, el disco se editó en lugares como Japón o Alemania, y viajamos a Europa para dar conciertos.

Luego de tantos kilómetros recorridos, ¿qué le dirían al Monsieur de esa época?

Catalina: Hay mucho conflicto entre los seres humanos, por eso, sacar adelante un proyecto en equipo es uno de los retos más grandes. Hay mucho camello, mucho por aprender, pero sobre todo, hay que resistir.

"Esto no es folclor, esto no es francés, esto es suin a la colombiana": Monsieur Periné

Monsieur Periné Publimetro

MÁS NOTICIAS DEL ENTRETENIMIENTO AQUÍ

También le puede interesar

Disney On Ice celebrará 100 años de magia en Colombia

Más 50 personajes aterrizarán en nuestro país a mediados de año.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo