Linaje Originarios, los raperos que cantan en su lengua para preservar la cultura

Música. Bryan y Dairon Mauricio, dos representantes de la comunidad emberá, se robaron el show en la ‘Batalla de los Gallos de Red Bull’ con su flow particular y su idioma.

Por SILVIA GÓMEZ - PUBLIMETRO COLOMBIA

Desde las entrañas de la comunidad emberá, dos primos conservan su lengua nativa, el idioma ‘chami’ del resguardo Marcelino Tascón del municipio de Valparaíso (Antioquia), en los versos que interpretan al ritmo del rap.

Desde niños, Bryan y Dairon Mauricio escuchaban y cantaban este género musical   de otra manera: lo hacían en su lengua y conquistaban con su talento, con su cultura y con su capacidad para revivir la historia a través del idioma.

Bryan tiene 16 años y Dairon es tres años mayor. Poco a poco empezaron a tomar confianza con su estilo, con su flow y su idioma, que gustó mucho en otras culturas, y por eso llegaron hasta la Batalla de los Gallos de Red Bull, la competencia más grande de freestyle en español.

La primera canción que hicieron pública fue Hijos indígenas, con la que buscaron alguna disquera que los escuchara y valorara el trabajo, con el objetivo de promover el mensaje de no dejar atrás su esencia y su cultura.

Llevando un mensaje de paz y de amor a la madre tierra a través de sus letras, los jóvenes llegaron hasta la Media Torta de Bogotá para mostrar su talento en el evento, ganándose el respeto del público.

El show de improvisación, que reunió a los mejores freestylers de Colombia y a más de 1200 personas, recibió a los emberá con una apuesta a la fusión del rap con las raíces indígenas y una oportunidad para que éstos jóvenes talentos pudieran mostrar al mundo su cultura.

El ganador colombiano de la Batalla de los Gallos

Red Bull convocó a los mejores exponentes de rap, hip-hop y toda la cultura urbana musical para encontrar al encargado de llevar con orgullo la bandera colombiana a Lima, sede de la final mundial.

Los 32 finalistas de la batalla colombiana se dieron cita el pasado 8 de octubre para exponer todo su talento, con rimas improvisadas de todo tipo que sorprendieron a los aficionados y hasta a los jueces, que tuvieron una ardua tarea para elegir al mejor.

El vallecaucano Valles-T fue el ganador. Él se dejó llevar por su flow natural y con su rima personal se coronó campeón nacional. El joven se vistió con la bandera de Colombia para recibir el trofeo, un micrófono plateado que lo acredita como el represente del país en la final mundial.

Los asistentes alzaron sus manos como nunca antes, para animar a los raperos y elegir a los mejores, pero había uno que estaba más seguro, el caleño Valles-T fue elegido como el mejor y se vistió con la bandera de Colombia para recibir el trofeo, un micrófono plateado que lo acredita como el represente del país en la final mundial.

“Dios ante todo, gracias a Dios. Que el aplauso sea para Dios. Mano arriba público, que mi Colombia está bien representada”, dijo emocionado el artista, que el próximo 12 de noviembre se medirá en la Batalla de los Gallos Mundial en Lima, Perú.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo