Game of Thrones sigue sorprendiendo con su sexta temporada

Televisión. La exitosa serie de HBO mantiene en ascuas a miles de seguidores en el mundo, debido a la venganza que envuelve a sus personajes, y las consecuentes conspiraciones que irán cerrando la producción.

Por PUBLIMETRO/SG


var VideoTV=”jo8ieYl6v/country/Colombia/section/entretencion/device/Desktop/autostart/true/volume/0″;

La sexta temporada de Game of Thrones ya está llegando a la recta final, y estos últimos episodios  están más cargados de acción que nunca. A la producción, basada en los libros de George R.R. Martin, le quedarían un par más de temporadas que serían más cortas que las anteriores, y de acuerdo con las declaraciones del director de la serie David Beniof,  a la revista Variety, sólo quedan pendientes 13 capítulos más.
A pesar de dichos rumores, Tom Wlaschiha (quien le da vida a Jaqen H’ghar) y Maisie Williams (quien interpreta a la joven Arya Stark), hablaron sobre sus personajes en esta sexta entrega, y por supusto, también se refirieron al posible final que se avecina para la espectacular trama.

Además: Recomendados de Netflix para junio 2016


¿Cuál es la situación de Arya y Jaqen en el comienzo de la sexta temporada?

Maisie Williams: Arya fue dejada en la calle, por propia cuenta y sin poder ver. Está totalmente impotente cuando, repentinamente, aparece Waif, que fue enviada por Jaqen a entrenarla. Pero sus métodos de enseñanza en la Casa de Negro y Blanco, como nos daremos cuenta, no son nada convencionales –Waif simplemente le arroja un bastón y comienza a atacarla para enseñarle a luchar estando ciega. A veces vuelve a la Casa de Negro y Blanco, donde su formación sigue. Aprende sobre las pociones, pero sigue todo el tiempo ciega y sometida a las varias misiones que Jaqen creó para ella.

Tom Wlaschiha: A veces creo que es una especie de conejillo de indias para Jaqen: vamos a ver qué sucede si la dejo ciega; vamos a ver qué sucede si, además, le pego. No sé si él tiene una agenda secreta o si quiere usarla. Creo que ella le gusta, ve potencial en ella y quiere entrenarla para explotar lo mejor de sus habilidades. De cualquier modo, el entrenamiento sin duda va más allá de lo que ella puede imaginar. Es por eso que ella toca puntos sensibles y yo debo castigarla, porque me desobedece, porque ella no entiende qué espero realmente de ella.

¿Jaqen no había muerto al final de la quinta temporada después de ingerir una poción?

T.W.: No, fue solo un pequeño truco suyo. Le mostró a ella cómo un Hombre sin Rostro trabaja. Jaqen es solo un rostro. Es solo una cara que probablemente volvió porque es el rostro con el que ella estaba más familiarizada. Pero la persona por detrás es totalmente reemplazable: No es nadie.

¿Cuál es la motivación de Arya en todo eso?

M.W.: Ella llegó hasta acá y lo único que la hace seguir adelante es esa lista, el odio que siente, toda esa rabia. Ahora ese sujeto le pide para que deje todo. Eso es muy difícil, pero ella sabe que es importante y sabe que convertirse en un Hombre sin Rostro es lo que la convertirá en una seria contendiente y le permitirá tener un futuro. Eso le parece intrigante y por eso no escapa. Ella desobedece, pero nunca se va. Esta temporada es muy parecida a la anterior, es el mismo tipo de proceso, ella es entrenada, tiene una gran oportunidad y la echa a perder. Pero lo que es muy interesante es que ella decidió no irse –actualmente quiere quedarse.

¿Qué se hizo para que Arya parezca ciega?

M.W.: Usamos lentes de contacto. Fue realmente muy difícil, sobre todo en las acrobacias. Teníamos pares distintos de lentes. Con uno no veía nada, con otro tenía un poco de visión y con otro yo veía bastante más. Pero esas lentes eran muy incómodas y probablemente el efecto era un poco extraño para los demás cuando me miraban.

¿Cómo ha sido el trabajo para el reparto, ahora que la serie ya no está basada en los libros?

M.W.: Por supuesto que la historia que George escribió es absolutamente sensacional, pero también fue muy diferente porque ellos tenían que elegir ciertas partes de los libros para poner en la serie. Ahora pueden crear su propia historia y llevar todo a la pantalla. Esta fue mi temporada favorita. Creo que la historia de esta temporada está bien completa, no hay nada cortado en el medio ni falta nada. Siento que este año hicimos una travesía mayor, los tres, y está todo mucho más redondo.

No se trata de qué es mejor, la serie o los libros. Es sobre lo que tienes que hacer. Escribir para televisión es completamente diferente a escribir una novela. En una novela puedes sentarte y escribir páginas y más páginas sobre lo que estaban comiendo, porque eso es lo que funciona cuando se escribe un libro. Pero en una serie eso es solo una escena; es así como funciona.

T.W.: Lo bueno ahora es que nadie puede decepcionarse. Ninguno de los grandes fanáticos puede protestar porque “falta tal cosa de los libros; es totalmente diferente”.

¿Qué se destacó más en el rodaje de este año?

M.W.: Tuve que hacer varias acrobacias. Tuve que hacer esa escena en la que corría arriba de un muro y después tenía que saltar, darme cuenta de que el escalón estaba debajo de mí y aterrarme y rodar todos esos escalones. Hubo un gran salto en el que estaba presa a un cable enorme y tenía que saltar.

¿La serie sigue creciendo cada temporada?

M.W.: Sigue, sobre todo este año. Camina hacia el final. Es muy emocionante porque puedes ver como el fin se delinea ahora. Se va generando un embudo. Esta temporada tenemos mucho derramamiento de sangre y todos están uniendo fuerzas, están quedando cuatro o cinco adversarios. La trama realmente se está cerrando. Me parece muy excitante ver la temporada increíble que hicimos. Pero no logro sentarme y verla como si fuera un fan. Conocer todos los secretos es increíble, pero preferiría solo mirarla sin saber qué está sucediendo.

Lea también: Entrevista: Ana María Estupiñan y Sebastián Eslava

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo