La CE lleva al R.Unido ante la Justicia por discriminar a residentes extranjeros

Por Publimetro Colombia

Bruselas, 30 may (EFE).- La Comisión Europea (CE) anunció hoy que llevará al Reino Unido ante la Justicia comunitaria por discriminar supuestamente a los ciudadanos de otros países de la Unión a la hora de conceder ayudas de la Seguridad Social.

El Ejecutivo comunitario considera que los principios que aplica Londres en estos casos impiden a los no británicos acceder a ayudas a las que tienen derecho, como el seguro por desempleo y las ayudas a los padres.

Bruselas critica el principio del “derecho a residir” que aplican las autoridades británicas para decidir quién puede beneficiarse de esos apoyos.

Se trata de una lista de condiciones adicionales al habitual criterio europeo para el acceso a la Seguridad Social, unas condiciones impuestas “unilateralmente” por Londres y que los ciudadanos británicos cumplen automáticamente por su nacionalidad.

“Esto supone que el Reino Unido discrimina de forma injusta a los ciudadanos de otros Estados miembros”, señaló la CE en un comunicado.

Según las normas comunitarias, recordó Bruselas, un Estado miembro debe conceder a los ciudadanos de otros países europeos el acceso a las ventajas de la Seguridad Social siempre que demuestren que ese es su lugar habitual de residencia.

El portavoz comunitario de Asuntos Sociales, Jonathan Todd, recalcó en una rueda de prensa que ese principio fue acordado con la unanimidad de los Gobiernos en 2009.

Además, según Bruselas ese criterio es lo bastante estricto como para garantizar que sólo reciben las ayudas las personas que tienen derecho a ellas y que efectivamente residen habitualmente en un país.

Como ejemplo del problema, la CE señaló hoy el caso de una ciudadana no británica que trabajó en el Reino Unido durante dos años, pagó todos los impuestos y contribuciones a la Seguridad Social en el Reino Unido, y que al ser despedida vio denegadas las ayudas por desempleo británicas al considerarse que no tenía derecho a residir en el país.

Todd aseguró que entre 2009 y 2011 se rechazaron el 64 % de las solicitudes de acceso a la Seguridad Social por parte de ciudadanos europeos residentes en el Reino Unido.

Además, defendió que la correcta aplicación de las normas europeas no llevaría en ningún caso a un “turismo de subsidios”, un argumento utilizado por algunas voces en el Reino Unido.

La decisión de llevar al país ante el Tribunal de Justicia de la UE se produce después de que en 2011 Bruselas ya solicitase cambios al Reino Unido, que nunca modificó la situación.

La CE explicó que ha recibido quejas ciudadanas y recordó que el caso también ha sido llevado ante la comisión de Peticiones del Parlamento Europeo.

La denuncia llega en un momento de gran presión por parte de los grupos más euroescépticos británicos, que ha llevado al Partido Conservador del primer ministro, David Cameron, a detallar en un borrador las bases del referéndum sobre la UE que planea convocar en 2017.

Londres, 30 may (EFE).- El ministro británico de Trabajo y Pensiones, Iain Duncan Smith, dijo hoy que “luchará” contra la decisión comunitaria de demandar a Londres por supuestamente discriminar a otros ciudadanos de la UE en las ayudas sociales.

La Comisión Europea (CE) anunció hoy que llevará al Reino Unido ante el Tribunal de Justicia de la UE por presunta discriminación a otros nacionales de la Unión Europea en la concesión de ayudas de la Seguridad Social, al considerar que los principios que aplica Londres impiden a los no británicos acceder a subsidios a los que tienen derecho.

Tras conocerse la decisión, Duncan Smith declaró a la prensa que el Gobierno británico “luchará” durante todo el proceso judicial.

“No me voy a rendir y, mientras tanto, voy a seguir trabajando para fortalecer nuestro sistema de beneficios para asegurar que nadie abusa de él”, agregó el titular de Trabajo y Pensiones.

Según el ministro, los ciudadanos del Reino Unido “esperan que yo proteja el sistema de beneficios de los abusos y voy proteger el dinero de los contribuyentes trabajadores”.

De acuerdo con las normas comunitarias, un Estado miembro debe conceder a los ciudadanos de otros países europeos el acceso a las ventajas de la Seguridad Social, siempre que demuestren que ese es su lugar habitual de residencia.

El Ejecutivo comunitario considera que los principios que aplica Londres impiden a los ciudadanos que no son británicos acceder a ayudas a las que tienen derecho, como el seguro por desempleo y critica al Reino Unido por utilizar el principio del “derecho a residir” a la hora de decidir quién puede beneficiarse de esos apoyos.

La CE también criticó al Reino Unido por aplicar “unilateralmente” este principio.

El Laborismo británico, principal de la oposición, introdujo esa medida en 2004 cuando Tony Blair estaba en el poder.

En ese sentido, la portavoz laborista de Interior, Yvette Cooper, afirmó hoy que la mayoría de los extranjeros vienen al Reino Unido a trabajar y hacen una contribución al país.

No obstante, Cooper consideró “correcto” que haya “inspecciones para asegurar que la gente contribuye y muestre un compromiso con este país antes de acceder a los beneficios”.

El portavoz comunitario de Asuntos Sociales, Jonathan Todd, dijo hoy que entre 2009 y 2011 se rechazaron el 64 % de las solicitudes de acceso a la Seguridad Social por parte de ciudadanos europeos residentes en el Reino Unido.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo