logo
Destacado TV

La propuesta del expresidente Álvaro Uribe de declarar el Estado de Conmoción Interior ha generado preocupación en la ciudadanía.

Esta figura, reglamentada en la ley 137 de 1994, otorga ciertas libertades al gobierno.

Este Estado se puede declarar en situaciones de grave perturbación del orden público que atenten contra la estabilidad institucional, la seguridad y la convivencia ciudadana.

Se puede declarar en todo el territorio nacional o en parte de él por un término no mayor a 90 días prorrogables hasta por dos periodos.

En Estado de Conmoción Interior el gobierno puede restringir el derecho de circulación en horas y lugares determinados.

Puede hacer restricciones a la radio y la televisión, interceptar o registrar comunicaciones para buscar pruebas judiciales o evitar delitos.

Exigir a las personas que comuniquen sus desplazamientos y capturar de manera preventiva a quienes tengan indicios de la comisión de delitos, entre otros.

La posibilidad de declarar este Estado ha generado polémica, pues se cree que puede existir mayor extralimitación de la fuerza pública.

La Constitución Política de Colombia también contempla otros Estados de Excepción.

El Estado de Guerra Exterior y el Estado de Emergencia para casos en los que se perturbe o amenace el orden económico, social y ecológico del país.

En estos casos se pueden dictar decretos con fuerza de ley para atender las crisis.

Pero de ninguna forma pueden suspenderse los derechos humanos ni las libertades fundamentales.

La constitución consigna que en todo caso se deben respetar las reglas del derecho internacional humanitario.

(Video) ¿Qué es el Estado de Conmoción Interior y por qué ha generado preocupación?