logo
Deportes
/ Getty Images
Deportes 16/05/2021

¡Con la lengua afuera! Boca eliminó a River en un partido dramático

El Millonario, con 15 bajas y con el quinto arquero siendo titular, forzó los penaltis, pero no le alcanzó.

¡Con la lengua afuera! Boca eliminó a River en un partido dramático

¡Los superclásicos son partidos únicos, inigualables, de pronóstico reservado! Pero este, mucho más. Como nunca antes durante la era de Marcelo Gallardo como DT de River, Boca era favorito ante el Millonario, gracias al coronavirus.

El Covid-19 azotó a River Plate en las últimas horas, tanto así que 15 jugadores se vieron afectados por él. Entre ellos los cuatro principales arqueros, desde Franco Armani hasta Petrolli, el de la reserva. Por eso fue llamado el juvenil Leo Díaz, quien pasó de no debutar siquiera en la reserva a ser titular en un Superclásico.

Como pudo, Gallardo armó un equipo presentable para jugarse la vida en los cuartos de final de la Copa de la Liga Profesional. En semifinales esperaba Racing, pero esa era otra historia. En La Bombonera, la obligación más que nunca era de Boca y eso le pesó al conjunto Xeneize.

River no estaba ensamblado. Le pesaba armar su juego articulado, mientras que Boca, sin mucho juego, era superior en la etapa inicial. Sin embargo, el conjunto de Miguel Ángel Russo no era capaz de atinar al arco, por lo que a Díaz se le fue yendo el miedo.

El único que le ponía cabeza al partido en Boca era Carlos Tévez. Y vaya que el Apache le puso cabeza. Quitándose la marca de Jonatan Maidana, tal vez con falta, el capitán de Boca cabeceó y superó al portero, en la primera que fue al arco. Ventaja azul y oro en un primer tiempo que pudo ser una masacre, pero River salió vivo.

Y esa fue la peor noticia para Boca. En la segunda mitad, con vigor y coraje, River emparejó las cargas. El portero Díaz se tomó confianza y salvó algunas pelotas, aunque mal definidas por los delanteros rivales. No obstante, River mostraba espíritu y con eso le alcanzó para empatar el partido. Julián Álvarez igualó de manera merecida.

A Boca le pesaban las piernas sabiendo que no respondían al compromiso. Así, River estiró el partido y forzó la definición desde los doce pasos. Allí, más allá de un penalti de Edwin Cardona que le da la vuelta al mundo por lo irresponsable que fue, Boca superó 4-2 a River y se metió en semifinales.

¡Con la lengua afuera! Boca eliminó a River en un partido dramático