Colombia 0-0 Chile: Un empate que no suma, "resta"

Colombia no fue capaz de quebrar a Chile y vuelve a perder puntos en Barranquilla. Además, perdió a dos jugadores de cara al partido del próximo martes, ante Argentina. Volvió Falcao, sin gol.

Por Román Gómez

Falcao se quedó en el banco. El partido, trascendental ante Chile, comenzó con una noticia que enmudeció a todo el estadio Metropolitano. El ídolo del pueblo fue superado en el esprín final por Miguel Ángel Borja, quien de manera sorpresiva convenció a José Pékerman y fue el encargado de meter terror a una improvisada defensa austral. Desazón generalizada.

El inicio del encuentro fue un reflejo del espíritu de los aficionados, sin Falcao en el campo. Chile salió inspirado y en los primeros 20 minutos, Colombia la pasó mal. Aunque no hubo interacciones de David Ospina, el dominio fue austral. Más aplomada, la Tricolor comenzó a dominar. Primero, de manera tímida, pero en el remate de la primera mitad, tuvo dos ocasiones de gol que de manera milagrosa atajó Claudio Bravo.

El portero de la ‘Roja’, molesto entre semana porque no suele irle bien ante Colombia, se lució en los primeros 45 minutos. Para empezar, atajó un cabezazo al ángulo propiciado por Óscar Murillo. Con sus dos manos, el guardameta del Manchester City mandó el balón al tiro de esquina.

Luego, una atajada difícil de explicar ante Miguel Borja. El de Atlético Nacional, de pobre presentación, tuvo su oportunidad soñada y definió bien. Pero, al rincón izquierdo y a quemarropa, Claudio Bravo volvió a ahogar el grito de gol. Así, con una selección espesa pero superior a Chile, culminó la primera mitad.

Para el segundo tiempo, el estadio estalló en júbilo. Del túnel del Metropolitano salió Radamel Falcao García, comandando la oncena nacional para el episodio complementario. La gente enloqueció y comenzó a cantar “Tigre, Tigre”. El espíritu nacional cambió y en sus compañeros también. James Rodríguez y Edwin Cardona comenzaron a tomar protagonismo.

Chile comenzó a quedarse sin piernas. Sintió el calor agobiante de la ‘Arenosa’. Para colmo, Claudio Bravo debió abandonar el terreno en el minuto 64, luego de sufrir una molestia muscular. La suerte pareció sonreírle a Colombia. Sin embargo, Radamel Falcao seguía sin aparecer.

El equipo nacional se precipitó y luego de unos minutos de angustia, nuevamente la ‘Roja’ hizo pie en Barranquilla. Los australes pincharon el encuentro y controlaron a una Colombia estéril. Encima, Yerri Mina sintió un tirón y salió del terreno de juego. Esta ausencia, sumada a la tarjeta amarilla que recibió Óscar Murillo, complican a la Tricolor de cara al juego ante Argentina, donde no tendrá a sus centrales titulares.

José Pékerman, muchas veces catalogado de cauto, esta vez apostó a ganador. La salida del defensor del Palmeiras fue suplida por Macnelly Torres, que entró en buen nivel. Los chilenos también perdieron un jugador muy importante: Arturo Vidal se lesionó y pidió el cambio de forma inmediata.

En tiempo de descuento, el árbitro brasileño Wilson Sampaio anunció nueve minutos de reposición. Esto, en reprimenda del tiempo que consumió el conjunto chileno a lo largo de los 90 minutos. Sin embargo, ya era tarde. Colombia hizo lo que pudo pero no fue capaz de darle una pelota de gol a Falcao, que con mucha voluntad las corrió todas, pero no le alcanzó.

Empate que suma un punto, pero que resta en lo demás. Resta en la moral tricolor; resta en la plantilla de Pékerman, que pierde dos jugadores vitales para el siguiente partido; resta en la imbatibilidad de Barranquilla, que ya parece no meter miedo a ningún rival. Resta en la ilusión nacional para clasificar a Rusia 2018.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo