Cultura

“‘Control Z’ ha logrado que en familia se hablen temas tabú”: Carlos Quintanilla, creador

*La serie de Netflix ha dado de qué hablar entre el público joven, pero también entre adultos *Esta segunda temporada llega con el interrogante de si tal vez veremos una tercera parte

La serie de Netflix nos muestra un escenario conocido al interior del Colegio Nacional, donde los jóvenes viven lo que podría llamarse una vida «normal» de adolescentes. Sin embargo, pronto sus vidas se ven interrumpidas por una serie de ataques cibernéticos donde se encuentran ante la amenaza de tener sus secretos más personales descubiertos.

Pero no solo podría haber vergüenza en juego, ya que la muerte de uno de los alumnos crea un ambiente de desconfianza entre todos. Además, pasado el verano, Sofi se enfrentará a una serie de pistas que podrían cambiar todo lo que se sabe del caso hasta ahora. Para colmo, volvemos a ver el trío amoroso entre ella, Raúl y Javi, detalle que complica aún más la trama de esta historia.

Hacia el final de la serie, que llega con ocho capítulos más, nos quedará la duda de si podríamos tener una tercera parte de esta producción, que se coló en las tendencias de lo más visto en varios países. Parte de su atractivo ha sido el hecho de generar conversación alrededor del tema de ciberseguridad y privacidad en las redes. De esto y más habla la segunda temporada de Control Z, sobre la cual nos habló uno de sus creadores, Carlos Quintanilla, una de las mentes tras la producción junto a Adriana Pelusi y Miguel García Moreno.

Para empezar, ¿por qué cree que tantas personas se identifican con esta serie, tanto jóvenes como adultos, pese a que es una serie principalmente juvenil?

Control Z es una serie que aborda temas de la realidad actual mexicana, pero que son profundamente universales, como la violencia, el bullying, la corrupción… Los jóvenes quieren divertirse con contenidos que los emocionen y los papás de esos jóvenes quieren saber qué emociona a sus hijos. Control Z le llegó a la generación Z y a los papás y mamás de los ‘Z’. 

Control Z es una serie donde, más allá de las temáticas juveniles, hay una invitación a mejorar la comunicación entre padres e hijos, ¿también lo pensaron así en su creación?

No sabíamos que llegaríamos a tantos padres y madres de familia, pero es sorprendente la respuesta y cómo la serie ha logrado que en familia se hablen temas tabú que normalmente no se tocan.

Por lo general, puede haber mucha presión de cara a una segunda temporada, ¿fue su caso junto al equipo de producción o llegó confiado en la recepción del público?

El público siempre mete presión en redes, pero es divertido, es parte del juego. Siempre nos hacen peticiones específicas: que los personajes se enamoren o que se salven de su destino. Algunos espectadores son muy acertados para adivinar por dónde puede ir la historia, pero parte de nuestro trabajo es sorprenderlos con situaciones que no sean predecibles o que jamás imaginaron.

«Algunos espectadores son muy acertados para adivinar por dónde puede ir la historia, pero parte de nuestro trabajo es sorprenderlos con situaciones que no sean predecibles o que jamás imaginaron»

¿Cuál diría que es la clave para crear personajes juveniles que no caigan en clichés?

He dado clases a adolescentes por más de 15 años, creo que tengo una noción clara de cómo hablan, de cómo piensan. La investigación constante también ayuda a buscar realidad, pero los clichés siempre se defienden para no morir… son unos enemigos muy poderosos a vencer.

De todos los personajes, ¿cuál diría que nos sorprende más en esta segunda temporada?

Todos tienen muchas sorpresas, pero Gerry los va a dejar boquiabiertos… ¡y el personaje vengador de Luis! (risas).

¿Cómo diría que se suma la serie al debate actual acerca de la protección de datos en internet?

Fundamental defender nuestro derecho a la privacidad… Control Z solo pone el dedo en la yaga de lo vulnerables que podemos llegar a ser todos con nuestra información, ya sea personal o privada.

El dato: Control Z ganó en los premios PRODU, que celebran algunas de las mejores producciones en Latinoamérica. Allí, ganó en dos categorías: mejor escritor (Carlos Quintanilla, Adriana Pelusi y Miguel García Moreno) y mejor actor revelación, para Yankel Stevan, quien interpreta a Raúl.

Tags

Lo Último


Te recomendamos