Anuncian nuevas medidas contra la minería ilegal en los Farallones de Cali

Los controles de las autoridades incrementarán los controles con Ejército y Policía en los cerros, mientras se estudia la viabilidad de restringir el paso a los visitantes.

Por PUBLIMETRO

El acceso a los Farallones sería suspendido al público en general, debido al creciente problema de minería ilegal en la zona, según lo manifestó este jueves en el consejo de seguridad el alcalde Maurice Armitage.

El mandatario caleño hizo la polémica propuesta argumentando que “el problema que tenemos con la minería en el sector de Farallones se nos está saliendo de las manos. Estamos haciendo represión, pero cada vez hay más población y por eso tomaremos otras acciones”.

Armitage sostuvo que la presencia humana estaría afectado el medio ambiente en loa Farallones, además de dificultar el control contra la minería informal en los cerros tutelares de Cali.

LEA TAMBIÉN: Así combatirán la minería ilegal en El Socorro, zona montañosa de Cali

“La policía seguirá haciendo presencia, se construirán los puestos de control pero vamos a gestionar ante entidades competentes para prohibir el acceso a esta zona y que los Farallones sean restringidos o cerrados como sucede en Caño Cristales o el volcán Galeras”, afirmó el mandatario.

Según dijo el burgomaestre, el problema de minería en los Farallones “es inmanejable y a mediano plazo hay que generar legislación para que no puedan acceder ni los turistas”.

La Secretaria de Gobierno, Laura Beatriz Lugo, afirmó que se está haciendo un trabajo articulado con el Ejército y que existe una mesa de seguimiento al cierre de las bocaminas, en la que participan Dagma, CVC, Emcali y Parques Naturales.

LE PUEDE INTERESAR: Al menos seis escombreras ilegales ‘inundan’ el oriente de Cali

“Estamos buscando la estrategia que permita el cierre definitivo para que en este cerro y después de determinada cota, no se pueda construir ni acceder. Hemos controlado en parte y hemos destruido material, pero vamos a reforzar para alcanzar el cierre definitivo”, recalcó Lugo.

La funcionaria explicó que hasta la fecha se ha logrado el cierre de 74 bocatomas y quedaron pendientes de cerrar otras 40. Sin embargo, aclaró que se debe hacer un censo para determinar cuántas existen y si están funcionando en la actualidad.

El jefe del Parque Natural Nacional Los Farallones, Jaime Alberto Celis, avaló la propuesta de Armitage, asegurando que “sigue subiendo gente, no como antes pero sigue subiendo gente, por eso hay que generar política entre autoridades locales y nacionales para un cierre definitivo y evitar tanto impacto negativo para Cali y el país”.

Celis agregó que la propuesta del Alcalde es “la única que permitiría proteger a la ciudad de un desabastecimiento de agua desde la cuenca del río Cali”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo