No da tregua la crisis del relleno Doña Juana

Por Publimetro Colombia

El relleno Doña Juana no aguanta una crisis más. Por cualquier lado que se le mire está a punto de explotar y los perjudicados serán los bogotanos, así como los habitantes de los ocho municipios que envían su basura a este sector.

Hace una semana, la crisis se agudizó: las vías para llegar a Doña Juana no dieron abasto con los camiones, pues estaban inservibles; y ayer, la Anla impuso “una medida preventiva de suspensión inmediata de la disposición de residuos sólidos en la Terraza 1 de la zona Optimización Fase II de la Zonas VII y VIII del relleno”.

A esto se le suma que Promoambiental, uno de los operadores del nuevo esquema, tuvo problemas con la recolección de basuras en la zona que manejan, según denunciaron varios concejales y ciudadanos.

Le explicamos, punto por punto, qué está pasando en el relleno para que entienda por qué el problema no solo afecta a los vecinos, sino a toda la ciudad.

La medida tomada por la Anla

Para entender la decisión, vale la pena recordar que la Procuraduría General trasladó la competencia del seguimiento ambiental del relleno sanitario de la CAR a la Anla.

La decisión de cerrar una de las terrazas del relleno se tomó después de que la Anla, adscrita al Ministerio de Ambiente, realizó varias visitas en la zona.

Según se anunció, la decisión tiene como “propósito prevenir la ocurrencia de procesos de inestabilidad en la masa de los residuos dispuestos en esta zona del relleno, debido al aumento en la presión de poros o la ocurrencia de explosiones al interior de los depósitos”.

La medida, impuesta a la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (Uaesp), es de ejecución inmediata, y tiene carácter preventivo y transitorio. De hecho, en la resolución que enviaron, “la Uaesp debe presentar en el término de tres días la delimitación cartográfica del polígono sobre el cual se está presentando el aumento en la presión de poros dentro de la masa de residuos y su localización en relación con el área licenciada, el alineamiento del microtúnel existente en este sector y el área donde se presentó el deslizamiento en 2015”.

Además de eso, tiene que “realizar el monitoreo diario de la zona con la debida instrumentación geotécnica, con la cual se pueda prever un desplazamiento o movimiento de la masa de residuos, el cual se deberá remitir a la Anla”.

La Anla espera que el operador del relleno y la Uesp implementen lo exigido en la resolución para que este espacio pueda volverse a abrir. Hasta no cumplir con lo exigido, no se contará con esa parte de Doña Juana.

¿Serán las lluvias?

El mal estado de las vías de acceso al relleno sanitario Doña Juana, que recibe cerca de 6400 toneladas de residuos diariamente, causaron revuelo en días pasados.

Esta situación generó retrasos en la recolección de basuras, debido a que los camiones recolectores se estaban demorando hasta cuatro horas en descargar los residuos.

Por tanto, el CGR, operador de Doña Juana, anunció reforzamientos de las vías.

Según el consorcio, este problema se debe a la temporada de lluvia.

Se espera que con estos trabajos, las largas filas de camiones recolectores a la entrada del relleno sean algo del pasado.

¿Aumento de la tarifa de aseo?

Unas de las declaraciones más polémicas de esta semana fueron las del alcalde Enrique Peñalosa, quien señaló que la Comisión Reguladora de Agua Potable está revisando el aumento de la tarifa de aseo en la ciudad. El mandatario aseguró que esto sería para hacer inversiones como construir una planta de tratamiento de lixiviados más grande que la existente en el relleno.

“Estamos trabajando y hemos hecho una solicitud a la Comisión Reguladora de Agua Potable para hacer una revisión de tarifas, porque las que hoy tiene el relleno en Bogotá son mucho más bajas que las de otras ciudades de Colombia y no son suficientes para llevar a cabo todas las inversiones necesarias para que el relleno funcione bien”.

Esto no cayó muy bien entre los bogotanos, debido a que la semana pasada se presentaron demoras en la recolección de basuras en la zona que maneja Promoambiental. En ese momento, el Distrito aseguró que las dificultades se presentaron para el ingreso de los camiones al relleno sanitario.

Frente a este tema, el concejal Jorge Torres aseguró: “Estoy preocupado con las quejas constantes que están presentando ciudadanos que habitan en el costado oriental de la ciudad en relación a la recolección de basuras. La empresa Promoambiental ha sido un fiasco, no ha logrado cumplirles a los ciudadanos. Hay zonas de la ciudad que hoy (viernes) llevan tres días con la basura en la calle y a pesar de las quejas interpuestas ante Promoambiental, la Uaesp, la alcaldía local e incluso ante la Alcaldía Mayor, lamentablemente no se logra resolver esta situación”.

Asimismo, Torres dijo que muchos ciudadanos pagaban cumplidamente su factura y que, por lo tanto, lo mínimo que esperan es que Promoambiental cumpla con los tiempos de recolección que es lo básico: “Por eso le pido no solo a la Uaesp que tomemos ya cartas en el asunto, porque ya pasó la etapa de transición en la que se le daba un tiempo a esta empresa para que conociera y aprendiera a prestar el servicio en Bogotá, pero siguen las anomalías”. El Distrito no se ha pronunciado formalmente sobre el asunto.

Por otro lado, y frente a las denuncias, PUBLIMETRO se comunicó con Promoambiental para saber por qué se presentó el retraso y qué está ocurriendo.

Acerca de la operación, el concesionario explicó que “durante los primeros tres meses de operación, Promoambiental Distrito ha logrado mostrar su eficiente gestión y servicio de calidad para los habitantes de Usaquén, Chapinero, La Candelaria, Santa Fe, San Cristóbal, Usme y Sumapaz. Cifras destacadas como la recolección de unas 100.000 toneladas de residuos sólidos, 195.000 kilómetros de vías barridas y el corte de césped de 18 millones de metros cuadrados demuestran el compromiso y el esfuerzo realizado por la empresa para estabilizar el servicio y aportar a la construcción de una Bogotá ambientalmente amigable. Adicionalmente, durante este periodo se ha logrado disminuir en 20% el número de PQR, y el tiempo de respuesta se ha mejorado en 66%, lo que evidencia un avance permanente en nuestro servicio y atención al usuario”.

Asimismo, la entidad recalcó que cuenta con un contrato con seis de meses de transición en los que van ajustando la operación para llegar a cumplimientos del 100% en agosto.

En cuanto al estado de las vías en la entrada del relleno, el operador aseguró que efectivamente se ha visto afectado: “Como ha sido ampliamente explicado por la Uaesp, las condiciones de las vías de acceso al relleno de Doña Juana no son las adecuadas y han generado retrasos importantes en el proceso de descarga de los operadores. En condiciones normales, este proceso toma 45 minutos y durante la semana pasada se registraron tiempos de hasta seis horas. Sin embargo, logramos normalizar la operación de recolección el viernes en la noche, en tiempo récord. Asimismo, el relleno también agilizó el tiempo de atención”.

Promoambiental recalcó que actualmente se registran retrasos de dos horas debido a los inconvenientes ajenos a todos los operadores que se continúan presentando en el acceso al relleno Doña Juana.

Entrevista con Carlos Alberto Vega, director técnico CGR Doña Juana:

¿En qué se fundamenta la decisión de la Anla de suspender actividades en un sector del relleno Doña Juana?

Hace unas tres semanas, nosotros estábamos operando en la terraza 1 de la fase II, pero en esta zona se presentó una elevación de presión. Esas presiones se dan por acumulación de gases y lixiviados en la zona, que no habían podido salir efectivamente por el sistema de bombeo.

Entonces, como precaución, tomamos la decisión, que se la consultamos a la autoridad ambiental, de salirnos de esa zona temporalmente para realizar algunas obras. Esto, buscando que a futuro no se llegue a presentar algún deslizamiento en la zona. Por eso, lo que se hizo fue meramente preventivo y sugerido por nosotros. El cierre es temporal y es de aproximadamente tres meses.

¿Cuál es el plan de contingencia?

Tuvimos que adecuar una zona muy rápido. Esto requiere de adecuación de vías, zonas de entrada y de salida, entre otros.

¿Cómo afecta la operación el cierre de este sector?

Afecta porque se han tenido algunos retrasos en el frente de operación, dado que es una zona nueva donde estamos disponiendo; y porque el invierno nos ha ocasionado que no podamos ejecutar las obras de la manera en que hemos pensado, porque no podemos en los momentos en los que llueve.

El CGR dijo que habría refuerzos en las vías ante la temporada de lluvias, ¿para cuándo están listas?

Nosotros tenemos previsto que para hoy tengamos un mejoramiento notorio en las vías, pero pensamos que al final de la semana entrante, vamos a tener la vía de entrada y salida en unas condiciones más operativas que las actuales. Las vías son sobre la misma basura, entonces, cuando llueve la basura se tiende a deformar y las vías que se colocan encima de la basura también tienden a tener una deformación, porque los residuos no son rígidos como el concreto.

¿Cómo están controlando la presencia de moscas y malos olores?

Estamos fumigando con productos químicos y orgánicos para controlar la migración de moscas a la comunidad.

MÁS NOTICIAS DE BOGOTÁ Y EL PAÍS, AQUÍ

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo