BBC Mundo

Cómo durante un día traté de conseguir (con mínimo éxito) carne, dinero en efectivo y gasolina en Maracaibo, la ciudad petrolera de Venezuela

Miles de ciudadanos de la meca de los hidrocarburos venezolanos hacen fila a diario para llenar el tanque de sus vehículos. El periodista Gustavo Ocando Alex estuvo entre ellos frente a gasolineras, pero también en bancos y carnicerías. Estas es su crónica sobre la escasez.

Primer martirio: la gasolina.

José Espinoza, empleado de una estación de servicio de la calle Cecilio Acosta de Maracaibo, al occidente de Venezuela, toma su café -negro, poco azúcar-, sentado a dos metros de su puesto de trabajo. Está relajado, despreocupado. No hay gasolina y su oficio es, por ahora, nulo.

"Tengo 30 años acá y es primera vez que he visto algo así. Antes, la gasolina nos duraba tres días, pero ahora no pasa del día y medio", me dice, a las 8:00 de la mañana, mientras comparte su bebida conmigo.

El déficit de combustible evolucionó a pasos agigantados hasta arropar todas las gasolineras de Maracaibo, la Costa Oriental del Lago y los demás municipios del estado Zulia, considerado la meca de la explotación petrolera venezolana.

Recomendados

La carencia del carburante es frecuente desde el año pasado en la región occidental, pero usualmente se circunscribía a los fines de semana y se solventaba cada lunes o martes.

Lo extraordinario de la última semana es que la escasez se extendió durante siete días sin explicación o remedio oficial. Filas kilométricasbordean las estaciones de servicio de toda la ciudad en plena víspera navideña.

Zulia se ralentizó a medida que el transporte público y de mercancías mermó. Escenas similares se viven en regiones vecinas, como Táchira y Barinas.

 Gasolinera cerrada. (Foto: Gustavo Ocando Alex)
La mayoría de las estaciones de servicio del occidente de Venezuela permanecen cerradas temporalmente por falta de gasolina.

Tags

Lo Último

Lo que debe saber


Te recomendamos