Odebrecht señalada por corrupción en Brasil cede participación en contrato del Río Magdalena

Por “problemas reputacionales” el gigante brasileño entrega parte de las operaciones de la navegabilidad del río. El proyecto tiene un costo de 2,5 billones de pesos.

Por Agencia EFE

La multinacional brasileña Odebrecht decidió ceder su participación mayoritaria en la sociedad Navelena SAS, que suscribió un contrato con el Estado colombiano para recuperar la navegabilidad del río Magdalena, la principal vía fluvial del país, informaron fuentes oficiales.

“Odebrecht ha decidido ceder su participación accionaria mayoritaria dentro de la sociedad Navelena SAS, en aras de lograr acreditar la solvencia financiera y garantizar así la credibilidad frente al proyecto de (asociación público-privada) APP, que se ha visto afectado por los problemas reputacionales que enfrenta la firma brasilera”, señaló en un comunicado la Corporación Autónoma Regional del Río Grande de la Magdalena (Cormagdalena).

La constructora Odebrecht es la principal accionista del consorcio Navelena, con el 87 %, mientras que el restante le correspondía a la colombiana Valores & Contratos.

Ese consorcio suscribió en 2014 un contrato con Cormagdalena y el Ministerio de Transporte en una ceremonia que tuvo lugar en el puerto de Barranquilla y en la que participaron el presidente Juan Manuel Santos y el vicepresidente Germán Vargas Lleras.

La Justicia brasileña inició una investigación contra Odebrecht en el marco de la nueva fase de la “Operación Lava Jato”, nombre de la mayor operación contra la corrupción en la historia de Brasil, que se centra en la constructora.

El grupo Odebrecht informó que realizará una “colaboración definitiva” con la Justicia brasileña en el marco de las investigaciones por el caso Petrobras.

La Fiscalía brasileña señaló que la compañía contaba con un departamento “profesional” exclusivo para el pago de sobornos en Brasil, que usaba empleados de confianza y tenía un sistema electrónico propio.

Sin embargo, la unidad de la empresa Odebrecht en Colombia se desmarcó en abril pasado de su matriz en Brasil y destacó que ninguno de sus representantes “tiene investigación o vinculación con los procesos (penales) que se adelantan” en el gigante suramericano.

La multinacional brasileña presentó “tres cartas de intención de empresas interesadas en la cesión antes mencionada”, agrega Cormagdalena, que no divulgó los nombres de las mismas, por “acuerdos de confidencialidad con el asociado Navelena”.

Por esta razón, la corporación entrará a analizar la documentación y la calidad de los inversionistas de tal forma que se garantice la plena capacidad de los mismos para la ejecución del contrato.

En septiembre de 2014, el Gobierno colombiano firmó un contrato que otorgó al consorcio colombo-brasileño Navalena la concesión de los trabajos para recuperar la navegabilidad en un tramo del río Magdalena, el más grande del país.

Las obras, que tienen un costo estimado de 2,5 billones de pesos colombianos (unos 1.325 millones de dólares), se desarrollarán a lo largo de 908 kilómetros de río, entre la población de Puerto Salgar y   Barranquilla.

Cormagdalena hará además acompañamiento y monitoreo permanente, hasta la fecha del cierre financiero, 11 de junio de 2016, de conformidad con lo estipulado en el contrato, agregó la información.

El director de esta corporación, Luis Álvaro Mendoza, manifestó hoy a medios de prensa locales, que la salida de Odebrecht se da por razones “reputacionales” y además aseguró que las obras avanzan a buen ritmo.

“Lo importante es que Odeberecht se dio cuenta de que tiene un problema reputacional muy grande y el cierre financiero se les ha hecho muy difícil, por eso ceden su participación, no por otra cosa, porque las obras se han venido cumpliendo hasta ahora”, afirmó. EFE

PUB/L.R.

Obras de Odebrecht en Colombia

Marcelo Odebrecht, condenado en Brasil

Los 7 millones de dólares por los que investigan a Lula da Silva

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo