Hepatitis C: un enemigo silencioso y fácilmente prevenible

Por Juan Manuel Reyes - Publimetro
¿Cuáles son los métodos de transmisión de la hepatitis C?

El hepatólogo Óscar Beltrán, director de la Asociación Colombiana de Hepatología, indicó que los métodos de transmisión del virus son por contacto del torrente sanguíneo con sangre contaminada. Estos incluyen:

– Transfusiones sanguíneas antes de 1995. En 1996 se empezó a tamizar la sangre para buscar virus de hepatitis C, por lo que el riesgo actual es casi nulo.

– Perforaciones y tatuajes en lugares sin los estándares de limpieza mínimos.

– Heridas microscópicas al usar cepillos de dientes, kits de manicura y cuchillas de afeitar contaminadas.

– Sexo anal sin protección.

Beltrán aseguró que, como con otros virus como el VIH, no hay riesgos de contagio al vivir con un infectado de hepatitis C, abrazarlo, besarlo o mantener otro tipo de contacto físico que no involucre intercambio de sangre.

Entre las enfermedades que preocupan a la población, la hepatitis, y sobre todo su variante C, es una de las menos notorias. Un malestar asintomático, sin vacunas y que demora 20 años para manifestarse permiten que la hepatitis C se traspase silenciosamente, pero cuando los daños afectan el organismo generalmente lo hacen de forma muy fuerte.

Los tipos de hepatitis más comunes son la A, B, C y D, los cuales se producen por medio de virus que provocan diferentes tipos de inflamación en el hígado. La virulencia y gravedad de estas infecciones generan las diferencias, que son notorias: mientras la hepatitis A presenta síntomas marcados que se pasan a los pocos días, otras son más silenciosas pero sus daños son duraderos.

Es el caso de la hepatitis C. Su transmisión se da por medio de intercambios sangre-sangre, los cuales se pueden dar por un grupo de factores de riesgos que, en general, son fallas en la desinfección de productos que pueden contaminarse con sangre (ver recuadro).

Según el médico Óscar Beltrán, director de la Asociación Colombiana de Hepatología, se estima que unas 130 millones de personas en el mundo están infectados de la enfermedad, de los cuales 350 mil estarían en el país. A pesar de esto,

El mayor daño que produce la enfermedad en su desarrollo lento es el deterioro del hígado. Al ser asintomática, su progreso pasa desapercibido hasta que se desencadena un proceso de cirrosis: justamente, la hepatitis C es la segunda causa a nivel mundial de cirrosis, después del alcoholismo y muchas veces en combinación con este.

Según el médico e investigador de la Universidad de Cartagena Ismael Yepes, el tratamiento con las últimas combinaciones medicinales puede costar unos 100 millones de pesos en total, pero un trasplante de hígado, la única cura a una cirrosis avanzada, cuesta más de 1000 millones de pesos.

Además, estos tratamientos antivirales han demostrado ser altamente efectivos, pues logran curar la enfermedad en más del 90% de los casos, con algunos efectos secundarios limitados como anemia o hipersensibilidad a la luz del sol, que no afectan la calidad de vida de los pacientes.

La mayor dificultad es la ignorancia del público con la enfermedad. Aunque el examen de transaminasas que determina la presencia del virus es gratuito y hace parte del POS, casi nunca se realiza en los chequeos médicos regulares.

Por esto, la Asociación Colombiana de Hepatología ha lanzado una campaña para que las personas se realicen las pruebas para determinar la presencia de hepatitis C. Las primeras campañas se realizaron en clínicas de Cartagena en los últimos días, y se expandirán en el transcurso del 2015 a las principales ciudades del país. También se puede seguir la campaña con el hashtag #YoCdelaC.

Lea también: Tener un perro reduce el estrés y los ataques cardiacos

Beltrán destaca que la mejor solución es la prevención. “Es necesario tomar medidas de seguridad y evitar en lo posible el contacto entre sangre y sangre”, dijo. Productos de aseo como cepillos de dientes, kits de manicura y cuchillas de afeitar deben ser personales, y en lo posible desinfectados después de cada contacto con sangre; también se recomienda realizarse perforaciones y tatuajes en lugares reconocidos.

Por falta de anestesiólogos, Cafesalud no realiza cirugías

Aunque estas recomendaciones son comúnmente repetidas, su repetición puede asegurar que una enfermedad silenciosa no termine deteriorando su calidad de vida.

Cada 4 minutos se interpone una tutela por el derecho a la salud

MÁS VIDA CON ESTILO ACÁ

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo