Downshifting: la tendencia de vivir mejor pero con menos

Por publimetro

¿Cuántas veces ha pensado o ha tenido las ganas de dejar su trabajo que no le da tiempo para descansar?, ¿cuántas veces se ha soñando viviendo fuera de la ciudad, en una pequeña casa, disfrutando de la naturaleza?. Estas ideas no están lejos de ser una tendencia en las grandes capitales del mundo como Bogotá o Nueva York o Buenos Aires. Se trata del downshifting, un movimiento surgido a finales de los años ochenta en EE.UU. que proviene de los altos ejecutivos llamados yuppies.

¿En qué consiste esta tendencia?: trabajar menos para vivir más, en renunciar a sueldos muy altos a cambio de tener más tiempo libre. El concepto general es vivir con menos pero siendo dueños de los tiempos personales.

Este estilo de vida cobró fuerzas debido a Duane Elgin, quien en su libro Voluntary Simplicity dio inicio a un  movimiento (con aspiraciones políticas) denominado Simplicidad Voluntaria.

Algunas de las acciones que realizan y viven quienes están dentro del downshifting son:

– Dejar de fumar.

– Perder peso.

– Reducir el estrés todo lo que se pueda.

– No llevar reloj si  no lo necesita.

– Hacerse socio de la biblioteca para no tener que comprar, en lo posible, libros ni revistas.

– Salir de compras sólo cuando sea necesario, y comparar los precios con otras tiendas.

– Comprar ropa y muebles de segunda mano.

– En general renunciar a gastos superfluos.

– Veranear en un camping mientras se renta la casa propia.

– Cancelar todas las tarjetas de crédito menos una, reservándola para las emergencias.

– Tener una sola cuenta bancaria y pagar siempre en efectivo.

– Llevar al día una libreta de gastos.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo