¿Es usted un "adultescente"?

Vea si sigue siendo un quinceañero con cuenta bancaria

Por Publimetro

Adultescentes. Una tendencia que obedece a un grupo poblacional que en la última década ha tenido un incremento constante. Pueden tener treinta años, un sueldazo y un puesto importante, pero no han establecido compromisos que indican una transición completa hacia la adultez o la independencia física y mental del nido materno.

Libros como ‘Rejuvenile’ de Christopher Noxon o el estudio de 2007 de la Universidad Los Libertadores ‘Adultescentes, síntomas del desfase cronológico del consumo’, muestran claramente cómo son estos jóvenes a la hora de comportarse. ¿Es usted uno de ellos? Veamos.

Se gasta la plata en ‘pendejaditas’: Pero no son cualquier cosa. Su sueldo puede ser invertido en ropa de marca, consolas, gadgets, accesorios, carros, salidas con amigos, paseos y otras cosas. Gneralmente, no piensa en un presupuesto a largo plazo y se quiebra mientras se las da de bon vivant.


Aporta… pero en ropa sucia:
Generalmente, el adultescente no aporta en gastos para la casa, o si lo hace, son más bien pocos. No adquiere compromisos financieros que no le reporten un beneficio a muy corto plazo. Hay otros que siguen en el ‘hotel mamá’, sin tampoco ayudar en lo más mínimo en los oficios domésticos.

‘El Hotel Mamá’ lo es todo, lo demás es el abismo:  Los adultescentes, en su infancia, no estuvieron preparados por sus padres para asumir responsabilidades, o mucho menos las frustraciones que trae la vida diaria.  Muchos, realmente, son inútiles prácticos con cédula. Mamá los trata como reyes, les da la comidita tal y como les gusta, y ‘ve por su ropa’. Ellos no podrían hacerlo.

Siguen siendo niños:  Aparte de todos estos fenómenos, los ‘adultescentes’ también siguen teniendo afinidad por los dibujos animados, Cajitas Felices y otras cosas hechas para niños. Tienen la vida social de un adolescente, y no les importa usar camisas de Don Ramón u otras caricaturas (preferiblemente vintage o ‘cool’).

Ser ‘cool’ importa más que ser adulto: El adultescente tiene que mostrarle a su grupo de amigos, también adultescentes, ‘que tiene estilo’. Esto se mide en las cosas que consume, no solo físicas sino también culturales (tiene que vivir actualizado). Qué importa si debe cuotas en su tarjeta de crédito o si su padre ya quiere sacarlo a patadas de su casa (porque ya es un ‘Bon Bril’). Por lo menos, no es como sus padres, que lo sobreprotegieron hasta la médula.

Miedo al compromiso:
Cuenta más disfrutar la vida con sexo casual y no amarrarse con nadie, que dar un paso fuera de su zona de confort. Realmente, tienen un pensamiento que se centra solo en ellos y a veces en sus #FirstWordProblems. Por eso, independizarse les cuesta mucho.

Se especializan en algún tema outsider: Sí, son buenos en alguna cosa. Sea tecnología, moda, animación japonesa, cómic. Su pasión es lo que cuenta.

Lea también

Una desgracia: Video muestra cómo serán los adolescentes en 20 años

Amigo veinteañero, no siga malgastando su dinero

30 cosas que le indican que ya lo atraparon los 30

MÁS VIDA CON ESTILO AQUÍ

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo