App le consigue una cita con un pequeño soborno

Por Publimetro México

El rey de las aplicaciones para citas, Brandon Wade, ha generado una nueva controversia: el portal Carrot dating (www.carrotdating.com), que permite a hombres y mujeres ofrecer incentivos –llamados sobornos– a otros para concretar una reunión. Mientras que algunos ofrecimientos son tan inocentes como unas bellas flores o una comida, otros incluyen grandes viajes y hasta cirugías plásticas.

Esta iniciativa recuerda otras aventuras de Wade, como los sitios SeekingArrangement.com y WhatsYourPrice.com, que reunían a hombres millonarios con deseosas mujeres. El creador de estas aplicaciones insiste en que sus trabajos no incitan a la prostitución ni al sexismo. De hecho, afirma, 25% de los sobornos son propuestos por las señoritas. Publimetro le preguntó más acerca de sus curiosas creaciones.

Y entonces, ¿qué es Carrot dating?
– Realmente es sobornar a alguien para conseguir una cita. Mis otros sitios web para citas fueron creados a partir de una recomendación de mi madre, pues era muy tímido y me avergonzaba con facilidad. Ella se dio cuenta de mi comportamiento y, básicamente, me dijo que me dedicara a estudiar. “Algún día, cuando seas exitoso, deberás ser generoso en el juego de las citas con aquéllos que te rodean”, me afirmó. Hasta que me gradué estuve luchando contra el miedo a ser rechazado. Nunca pude acercarme y conquistar con facilidad a las mujeres. No es lo mío.

Lo que llamas generosidad puede confundirse con prostitución. ¿Estás de acuerdo?
– ¿Cómo se puede equiparar a la generosidad con la prostitución? ¡Hay un camino amplio entre ambos! La prostitución es, literalmente, pagar por sexo. Las relaciones sexuales es algo que obviamente todos anhelan, en especial en un sitio para citas, pero aquí se busca a alguien con quién establecer un vínculo.

Carrot dating es un reflejo de las citas modernas. Los ofrecimientos y recibimientos más populares son las flores  y las comidas. Por lo general, ellos siempre compran flores o las invitan a comer. Y eso, ciertamente, no es prostitución. ¿Entonces, por qué hay quienes califican al sitio como misógino?
– (Risas) De pronto porque llamamos como soborno lo que puede ser un simple ofrecimiento. Incluso, los incentivos pueden generar nervios. Creo que si lo hubiéramos llamado de otra forma, quizás menos controversial y juguetona, no se habría causado tanto alboroto.

¿Alguna vez has usado uno de estos sitios?
– Creé Seeking Arrangement porque estaba muy frustrado con mis citas. Lo inventé para mí. Fui un usuario y tuve el primer perfil.

Tengo entendido que actualmente estás en una relación…
– Sí, conocí a mi esposa hace cerca de tres años y nos comprometimos hace dos.

¿La conociste de la forma tradicional o a través de un sitio para citas?
– De la forma tradicional, supongo. Ella aplicó para un puesto y la contratamos. Trabajábamos juntos y empezamos a salir; nos enamoramos y ésa es la historia. De cierto modo nos conocimos por los sitios web que construí.

¿Así que no hubo soborno?
– Sí, no hubo soborno cuando salí con mi esposa, pero en cierto sentido lo hay. Siempre le daré regalos o un viaje sorpresa cada semana. Y ése es uno de los cinco lenguajes del amor.

Lea también

Cómo ganar plata usando a sus hijos

FOTOS: Apple lanza su nueva iPad Air

VIDEO: Las nuevas oficinas de Apple en Cupertino

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo