Moda: nerds. Out: ¿rubias?

Reporte. En el mundo del porno, las rubias están perdiendo terreno frente a las ‘más naturales’. “Pero no creo que un tipo sea más aceptado que otro”, dijo una estrella

Por Michelle Castillo/MWN

La profesión de quien se conoce ahora como Ela Darling era blibliotecaria. Pero la rutina de un trabajo de 9:00 a.m. a 5:00 p.m. la aburrió. Así que comenzó a posar para fotos de sometimiento (bondage) y terminó haciendo fotografías desnuda. Pronto, Ela estaba protagonizando videos lésbicos y de BDSM (bondage, dominación, sadismo y masoquismo), así como manejando su propia web (darlingela.com), a la que describe como “porno bonito para personas inteligentes”.

“Descubrí que si ponía el sometimiento y el desnudo juntos, básicamente el resultado era porno. Así que decidí darle un chance y en realidad me gustó”, aseguró Ela. Así, la delgada nerd de copa B se convirtió en estrella porno. 


La chica de al lado

Por estos días, las protagonistas de los videos porno no son rubias vestidas de porristas. Al contrario, son lo más parecido a las chicas de la casa de al lado. Los videos más populares en YouPorn son los de la categoría de principiantes –así haya profesionales o no–, ahí va a encontrar pechos pequeños, estrías, acné, cuerpos delgados, narices grandes y otras cualidades naturales. 

“Siempre ha habido un mercado para la chica de al lado, todo el mundo es natural y es lo más popular ahora”, afirmó la veterana estrella de porno Jesse Jane, que lleva 11 años haciendo películas. 

Jane dice que internet ha causado el incremento de los actos de gente no profesional. Mucha gente puede entrar a la industria publicando en la web, sin tener que firmar un contrato con una compañía de entretenimiento para adultos.

“Antes se sabía quiénes eran las chicas más populares en el porno. Ahora es imposible saber los nombres de todas las mujeres de la industria. Antes las compañías se concentraban en una chica y construían el negocio alrededor de ella, convirtiéndola en una fantasía”, aseguró la actriz.

Porno zombi

Jane es la última de las chicas con contrato. Rubia y con pechos operados es exactamente lo que alguien se imagina cuando le dicen “estrella porno”. Pero ella se ha dado cuenta de que las chicas con las que ha trabajado recientemente son seleccionadas para verse como “alguien que uno vería en Starbucks”.

Ela cree que la razón por la que se está viendo gente tan común es por un movimiento que busca que cada uno esté orgulloso de cómo es. Para Ela, la ‘chica de al lado’ tiene la cualidad de convertirse. Esto quiere decir que a veces puede vestirse como zombi; otras como alguien que tiene pecueca, para los que tienen un fetiche con los zapatos; también puede salir en videos BDSM, experimentando con máquinas o siendo torturada.

“De lo que nunca me di cuenta haciendo porno era de lo cómoda que me sentía con el sexo y con mi cuerpo”, afirmó la actriz (lo mismo puede decir el espectador, quien puede explorar sus fantasías más viles desde su sala). Al dar esa sensación de que todo está permitido en este género, a Ela no le gusta la fotografía de arriba que muestra a dos mujeres compitiendo. “Hay diferentes ‘personas’ en el porno, pero no creo que una sea más aceptada que la otra. La gente ve lo que le parece más cómodo”.

Jane tampoco está preocupada por ser reemplazada. “Por alguna razón no creo que deje de haber un mercado para las chicas rubias y artificiales. Siempre estaremos ahí”, dijo entre risas.
 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo