El testamento, una tarea difícil que hay que hacer

Herencia. El proceso legal para dejar claro qué ocurrirá con sus bienes no exige tantos trámites como se cree

Por Publimetro Colombia

En Colombia no es común que las personas elaboren un testamento donde dejan a sus familiares y allegados pertenencias y dinero, entre otras cosas de valor.

Sin embargo, hacer un testamento en este país solo cuesta alrededor de 28.000 pesos y es un proceso que no requiere de mayor trabajo.

Para crear su testamento, debe acercarse a cualquier notaría con su documento de identidad, debe ser mayor de edad y tener plena conciencia de sus facultades.

Este documento tiene dos aspectos fundamentales: debe exponer claramente todas sus pertenencias de la manera más específica posible y debe manifestar que lo elabora libre y voluntariamente.

De estos bienes que se declaran, según la sentencia de la Corte Constitucional C-660 de 1996, se recomienda que el 50% sea destinado a su cónyuge e hijos; en caso de no tenerlos, puede poner a sus familiares más cercanos.

El 25% del total de sus bienes debe destinarse a mejoras o deudas pendientes y se le otorga a cualquier heredero, y el 25% restante queda a libre disposición. A los familiares herederos les corresponde pagar ciertos impuestos de acuerdo al monto de los bienes y dineros que están en el testamento.

En Colombia hay dos tipos de testamentos: el abierto, en donde las personas están enteradas de su contenido, de la repartición, de los porcentajes y de los destinatarios. Este documento se hace en presencia de una autoridad que avale la originalidad y autenticidad, que en nuestro caso es la figura de un notario, y de los testigos allí presentes.

El segundo es el testamento cerrado. Como su nombre bien lo indica, es un documento cuyo contenido solo sabe la persona titular, es decir quien lo escribe. Este se realiza en presencia de la autoridad del caso, notario, y se sellará en el momento en que el autor considere que ha terminado. Este sobre sellado permanecerá en una notaría bajo su protección y solo se abrirá en el momento que el autor haya fallecido.

Si usted lo quiere, puede hacer correcciones a su testamento. Para esto, en la versión final debe anotar que el anterior documento ya no está en vigencia. Legalmente, el documento deja de existir y solo es válido el autorizado por el notario.

Las entidades bancarias también tienen un sistema para que los ahorros pasen a nombre de la persona que se elija a la hora de fallecer, firmando un documento que autoriza.

Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo