Sin llave y sin bus

Por: Camila Chaín. @camilachain/ Directora de Contenidos del Sistema W Radio Colombia y Mujeres W

Por Publimetro Colombia

Siempre me han dicho que no me preocupe por lo material, que lo importante es tener salud, que si algún día algo se me pierde, se daña, me lo roban, o algo parecido, se puede recuperar. Por eso el fin de semana pasado traté de respirar profundo cuando descubrí que había dejado caer la llave de mi carro en lo profundo del embalse de Tominé y que nunca la iba a encontrar.

Sentí que se me tapaban los oídos, comencé a pensar cómo haríamos para ir hasta la casa a buscar la llave de repuesto, también en lo mucho que cuesta hacer hoy en día una de esas llaves, pero como no podía quedarme en el lamento, comenzamos a buscar soluciones.

Estaba con mi mamá, mujer valiente, que nunca se da por vencida y es de los seres más proactivos que conozco, así que ella se acercó a un señor que practicaba un deporte acuático y consiguió que la llevara de Guatavita a La Calera, aún sin zapatos, plata, ni celular (todo estaba dentro del carro) pensamos entonces que en una hora tendríamos la llave, pero no fue así. Mi mamá no llegaba, no teníamos forma de saber de ella y el tiempo pasaba, mientras el sol seguía ahí cada vez más potente.

Pensamos lo peor, comencé a sentir cargo de conciencia, que no debí dejarla ir sola con un desconocido, en fin, la ansiedad crecía y ella nada que aparecía. Después de más de dos horas la vi venir algo cansada y pidiendo 2000 pesos. Le pregunté cómo había hecho y me dijo: “El señor, muy amable, me llevó a la casa, pero al regresar me subí a un bus hacia Guasca, el conductor me explicó que tenía que bajarme en cuatro esquinas y esperar el bus a Guatavita, pero nunca pasó, así que me monté al Renault 9 de un señor que me dijo que me llevaba por 10.000”.

Al final de su historia me sentí feliz por verla bien y con mi llave, pero quedé preocupada por los habitantes de este paraíso de Colombia. Llegué hasta la zona urbana y pregunté por el transporte público. Me dijeron que el bus casi no pasa, que es muy difícil transportarse de un municipio a otro y me pareció terrible que tengan que esperar horas para poder trasladarse.

Definitivamente no sabemos cuáles son las necesidades de nuestra población hasta que tenemos una dificultad. Ojalá los encargados de transportar a los habitantes de esta zona, las autoridades locales y nacionales presten más atención a estos temas importantes para la calidad de vida de los colombianos.
Finalmente pude ir a casa después de horas de espera, pero aún hoy sigo pensando en el problema de transporte que descubrí por accidente.

Por: Camila Chaín. @camilachain/ Directora de Contenidos del Sistema W Radio Colombia y Mujeres W

*Las opiniones expresadas por el columnista no representan necesariamente las de PUBLIMETRO Colombia S.A.S.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo