logo
Noticias
Shuttertock / Shuttertock /
Noticias 21/04/2021

8 recomendaciones para cuidar el medio ambiente desde casa

Colombia tiene varios desafíos en materia del medio ambiente durante este 2021 y en adelante. 8 recomendaciones para cuidar el medio ambiente desde casa.

La deforestación, la contaminación de ríos, lagos y mares, la protección de líderes ambientalistas, la defensa de los páramos, la restricción del uso del fracking y el cuidado de la fauna y la flora son algunas de las problemáticas que es necesario mitigar.

Todas estas calamidades se evidencian con  la disminución de la biodiversidad, la pérdida de manglares, las emergencias naturales y la contaminación del agua, aspectos que están afectando gravemente el futuro de nuestro país.

Colombia ha sido reconocida por tener un amplio y diverso ecosistema, ya que en los 114 millones de hectáreas con los que cuenta el territorio nacional se han registrado 58.312 especies de animales y plantas.

Tristemente cuidar esta biodiversidad es cada vez más difícil. Además de la múltiples amenazas, en los hogares colombianos, por poner un ejemplo, se generan cerca de 4.5 kilos de basura y, solo en la capital del país, se desechan 6.300 toneladas de residuos. De esos un gran porcentaje no se logra reciclar.

A propósito del Día de la Tierra, que se celebra el 22 de abril, PUBLIMETRO habló con Erika Torrado, docente del programa de Ingeniería Ambiental de la Universidad Central, quien propone algunas soluciones para mitigar el cambio climático que las personas pueden realizar desde casa.

8 recomendaciones para cuidar el medio ambiente desde casa

  • No desperdiciar agua: al aprovechar el agua al máximo se genera menos presión sobre el sistema de captación de agua, ya sea en fuentes superficiales o subterráneas. Si se disminuye la dotación neta disminuye el consumo y el sistema de tratamiento puede tratar más agua para más personas, lo que también genera eficiencia en términos de costos. Además al disminuir el consumo de agua también disminuyen los vertimientos a los caudales y las plantas de tratamiento podrían ser más pequeñas.
  • Apagar las luces que no se utilicen: aunque se creería que no, dejar aparatos electrónicos conectados, aunque no estén encendidos, consume energía. Entre más energía se gasta más se fuerza al sistema a generar más infraestructura, como hidroeléctricas, y estos sistemas en Colombia van a generar más impacto al ambiente como inundaciones de terrenos con riqueza de flora y fauna y hasta riqueza cultural. Ahorrar energía aplaza las necesidades de expansión.
  • Separar los residuos: Si bien hay ineficiencias en la recolección y aprovechamiento de residuos en el país (en Bogotá se aprovecha apenas el 17% de lo que es aprovechable) llevar a cabo esta acción no es inoficioso. Cada vez se están organizando más las asociaciones de recicladores, pero necesitan el apoyo de que en los hogares se haga selección en la fuente, para así poder recuperar mayor cantidad de materiales que se pueden reincorporar al ciclo productivo. Esto ayuda a generar menor presión sobre el sistema de extracción de materiales vírgenes.
  • Reutilizar y reciclar: hay muchos productos que vienen empacados en recipientes que se pueden aprovechar para crear huertas, organizar granos, etc. Al igual que el punto anterior, esto ayuda a disminuir la presión en sistema.
  • Ser compradores conscientes /comprar local: hay que aprovechar los productos de temporada y tratar de que los alimentos que se consumen sean orgánicos y naturales. Usualmente los productos procesados también vienen con más material de empaque, plásticos, y esto genera más desechos. Al comprar de esta manera se benefician economías locales y se cuida la salud.
  • Crear nuestro propio compost: los residuos orgánicos putrescibles también son muy aprovechables. Se puede hacer incluso en espacios pequeños cortando los desechos en partes muy pequeñas y ponerlos en un balde con tierra. Lo importante es hacerle proceso de aireación e irlo mezclando. La materia que resulta puede ser usada para abonar las plantas y por qué no, iniciar una pequeña huerta de germinados que son muy nutritivos. Incluso una lombriz podría ser una buena mascota que se coma estos desechos ya que su humus es una gran fuente de nitratos y fosfatos.
  • Usar tapabocas de tela o polietileno: si bien desde el punto de vista de protección lo tapabocas desechables son más eficaces, lo cierto es que están aumentando considerablemente este tipo de residuos peligrosos. La idea es encontrar un equilibro y analizar cada situación. ¿Por qué no usar un tapabocas de tela si se va a salir a caminar y realmente no se va a estar en contacto con muchas personas?
  • Depositar desechos como el aceite de cocina en lugares autorizados: aplica también para otro tipo de desechos como los electrónicos y plaguicidas. En el caso del aceite, este debe disponerse dentro de un recipiente, que puede ser una botella de plástico, y llevarlo a un punto de recolección,(hay muchos en centros comerciales) pues es un residuo que debe ser tratado de forma especial. Es un gran error permitir que el aceite termine en el alcantarillado pues se taponan las tuberías, se contamina el agua de los ríos disminuyendo el oxígeno y es muy difícil de procesarlo en una planta de aguas residuales. También es un error permitir que el aceite llegue al relleno sanitario, pues se mezcla con los lixiviados y hace que no sea posible su tratamiento.