Pareja de joven que murió en las protestas: "está muerta y yo, dolida y discriminada"

Por Juan Manuel Reyes Fajardo

La joven que murió en las protestas del 9S en Suba se iba a casar con su pareja seis días después, pero un balazo en el abdomen acabó con su vida.

Una de las 13 víctimas de las jornadas de protestas fue Angie Paola Vaquero. La joven convivía desde hacía 13 meses con su pareja, Cindy Contreras, y su hija en el sector de Aures, localidad de Suba. La noche del 9 de septiembre, Vaquero murió por un disparo que habrían hecho policías, que le dio en el abdomen.

Contreras narró a El Espectador lo que pasó con su pareja, la joven que murió en las protestas del 9S en Suba. "Salimos a comprar comida, pero nos tropezamos con los disturbios que se presentaron cerca del CAI de Aures (Suba). Una turba apareció de pronto y la gente que corría nos empujaba, nos llevaba por delante. En ese momento veo que Angie cae y en el piso me dice: 'Me dieron un tiro"", aseguró.

"Vi, con precisión, que los policías y unos hombres de civil que estaban con ellos disparaban hacia la multitud. No había un lugar cerca para refugiarse de las balas porque los disparos salían para todas partes (…) Había mucha gente corriendo, mucho disturbio, porque los policías disparaban sin parar", aseguró Contreras.

Después de recibir el disparo, Cindy ayudó a Angie para tratar de salvar su vida. "Me agaché para auxiliarla y otras personas que estaban ahí también trataron de ayudarnos. De pronto un señor que tenía una moto se ofreció a llevarnos. Me subí con ella, cargada, a esa moto y así llegamos al hospital de Suba", dijo.

La joven fue trasladada a tres hospitales diferentes, pero finalmente no se pudo hacer nada. Cuando llamó a la madre de la joven que murió en las protestas del 9S, Contreras fue acusada de provocar su muerte. "Me dijo unas frases que no olvido: 'Escúcheme bien, si usted o ustedes se aparecen en el velorio o en el cementerio las mato. Y con gusto, “las pago” (yendo a la cárcel)"", aseguró.

Aunque Angie y Cindy se iban a casar el 16 de septiembre, tras la muerte de la joven la familia se negó a ayudarla. La mujer de 29 años recibió ayuda de la Secretaría de Integración Social, donde Vaquero trabajaba. Pero la joven ha sido discriminada por la familia de su expareja, tratando de ocultar su orientación sexual y sumando un nuevo peso a su difícil situación.

Vea más noticias de Bogotá, Colombia y el mundo aquí.

Siga aquí a Publimetro en Google News.

Loading...
Revisa el siguiente artículo