Imagen de Álvaro Uribe causó batalla en Washington

Por Juan Manuel Reyes Fajardo

El expresidente contrató una empresa de reputación para mejorar la imagen de Álvaro Uribe en Estados Unidos, pero varias ONG reaccionaron.

Desde que la Corte Suprema ordenó el pasado 4 de agosto la detención domiciliaria del expresidente Álvaro Uribe, se desató una batalla jurídica y mediática. Un mes después, con el caso del expresidente en la Fiscalía, la batalla se trasladó a Washington.

Todo empezó con el contrato que Tomás Uribe hizo a una empresa denominada DCI Group, para mejorar la imagen de Álvaro Uribe. Este contrato concluyó en la campaña Free Uribe, que montó la firma de relaciones públicas para mejorar la imagen del exmandatario.

A las pocas horas, varias ONG norteamericanas montaron una red llamada "Plataforma Internacional de Monitoreo". En redes sociales, estas aseguraron que la plataforma busca velar para mantener la imparcialidad del proceso.

Esta batalla mediática se trasladó a las redes sociales, donde la imagen de Álvaro Uribe ha caído recientemente. A pesar de los intentos de uribistas y antiuribistas, ambas campañas buscan causar influencia en Washington, donde podría haber fuertes presiones para definir el caso Uribe.

"Uribe fue un líder no solo en Colombia sino para todo el hemisferio occidental, que trabajó en sociedad con republicanos y demócratas en este país para derrotar el narcotráfico internacional. (…) Pero se quiere destruir ese legado a través de un proceso que desde el comienzo está lleno de irregularidades, mentiras y violaciones al debido proceso", aseguró el vicepresidente de DCI Group, Kevin Ivers, El Tiempo.

Ivers añadió que la campaña Free Uribe busca contrarrestar la difamación de líderes de izquierda como Iván Cepeda. Según el funcionario, el fin último del caso contra Uribe es reversar el Plan Colombia e imponer a las Farc en el poder.

Entre tanto, la Plataforma Internacional de Monitoreo busca mantener dos objetivos. El primero es la imparcialidad judicial, en un proceso que justamente involucra la manipulación de testigos de Uribe contra Cepeda. El segundo es político: "que haya una mirada independiente y fuera de Colombia sobre lo que pasa e informar a otros interesados, especialmente al Congreso de EE. UU y a la prensa", según la encargada del programa, Gimena Sánchez.

Más noticias de Bogotá y Colombia aquí

Siga a Publimetro en Google News

Loading...
Revisa el siguiente artículo