La alerta naranja en Kennedy sigue expandiéndose con la pandemia

Por Juan Manuel Reyes Fajardo

Nuevos bloqueos. La localidad de Kennedy  podría tener zonas restringidas, en otras dos UPZ, para contrarrestar la expansión de la COVID-19.

¿Sí se cumple? Muchos habitantes de las zonas en alerta naranja en Kennedy están violando las normas exigidas por la comunidad.

Kennedy sigue siendo la localidad de Bogotá con mayor número de casos de COVID-19. La localidad más poblada de la ciudad ha demostrado tener serios problemas por el gran número de casos del virus, que al cierre de esta edición, eran 809. De hecho, si fuera un departamento independiente, la localidad solo sería superada por el resto de Bogotá, Valle del Cauca, Meta y Atlántico en el número de casos.

Esto motivó que desde el pasado viernes, tres zonas críticas por el virus se encuentren bajo restricciones especiales. La alerta naranja en Kennedy podría extenderse a nuevas zonas, restringiendo la movilidad de más habitantes. Esto dependerá de la forma en la que avancen los casos en los próximos días, mientras las tres zonas actualmente en restricción se fortalecen.

Este lunes, la Alcaldía adelantó nuevos estudios y brigadas de salud en la localidad. Las desinfecciones en las calles de las UPZ Bavaria, Calandaima, Corabastos y Patio Bonito se realizaron de manera intensa, pero la Alcaldía aumentará el número de jornadas de desinfección en otros sectores cercanos.

Vecinos al agua

Se trata de las UPZ Kennedy Central y Américas, que contienen algunos sectores muy populosos como Ciudad Kennedy y Castilla. En estas áreas, que también tienen gran flujo de personas al contar con centros de transporte como la estación Banderas de TransMilenio y otros centros de comercio, se adelantarán jornadas de desinfección para evitar la difusión de la COVID-19 entre sus habitantes y transeúntes.

El secretario de Gobierno, Luis Ernesto Gómez, destacó que las medidas no implican una expansión de la alerta naranja. "Hicimos intensas actividades en los cuadrantes de Kennedy. Vamos a seguir ampliando la cobertura. Vamos a hacer trabajos intensivos en Kennedy Central, UPZ Américas y en Corabastos y María Paz", dijo el alto funcionario.

Según la Secretaría de Gobierno, estas actividades se realizan en sectores que no hacen parte de la alerta naranja debido a que la localidad tiene un número desbordado de casos. Los sectores de Kennedy Central y Américas se mantendrán temporalmente fuera de las restricciones adicionales.

¿La gente sí cumple?

La alcaldesa local de Kennedy, Yeimi Carolina Agudelo, destacó que estas brigadas han ido con acompañamiento de otras entidades. Se han realizado inversiones en cultura ciudadana, se ha multiplicado el número de ayudas a habitantes vulnerables y se empezará a adelantar un testeo masivo para determinar la verdadera extensión del coronavirus entre sus habitantes.

Aún así, las denuncias tanto en redes sociales como de líderes locales han sido limitadas. Se vieron grandes aglomeraciones en entidades financieras y comercios del sector. La situación es particularmente crítica en María Paz, junto a Corabastos, que desde hace varias semanas presentaba ya aglomeraciones.

Hasta las tarde de este lunes, según la Secretaría de Gobierno, ya se había sancionado a 300 personas por violar la alerta naranja en Kennedy y a 224 por no usar tapabocas. En caso de agravarse la situación como consecuencia del relajamiento de las medidas restrictivas planteadas por el Gobierno nacional, estas se extenderían a más barrios de Kennedy. No se ha planteado por ahora la expansión a otras localidades como Suba y Engativá con altos números de casos positivos.

Las cifras

809

Casos de COVID-19 han sido registrados en Kennedy.

224

Personas fueron sancionadas por no usar tapabocas en Bogotá.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo