Enfermero mató a más de 100 pacientes en Alemania

Quería parecer un héroe y por eso los ponía al borde de la muerte para intentar revivirlos, pero no siempre había final feliz.

Por Publimetro Colombia

El escalofriante caso de un enfermero que habría acabado con la vida de más de 100 pacientes en cuidados intensivos horroriza a los habitantes de Oldemburgo y Delmenhorst, dos tranquilas ciudades en el norte de Alemania.

Según las investigaciones, el enfermero Niels Höegel inyectaba sobredosis de medicamentos a los pacientes en estados críticos para provocarles fallas cardiacas y colapsos circulatorios. Posteriormente iniciaba los procedimientos de reanimación para estabilizarlos y quedar como un héroe en su trabajo, pero no siempre lograba su objetivo.

Los crímenes fueron cometidos entre 1999 y 2005, año en el que una colega lo descubrió y fue condenado a cinco años de prisión por intento de asesinato. 10 años más tarde se le dictó cadena perpetua por dos crímenes y cuatro tentativas, pero con el pasar de los meses se fue conociendo que el número de víctimas era mayor. Según Niels, lo hacía "por aburrimiento" y para demostrar que podía reanimar a un paciente a punto de morir.

"La noticia fue muy impactante, Oldemburgo es una ciudad tranquila donde raramente se cometen crímenes, nuestra población es pequeña", le dijo a EL UNIVERSAL una maestra de primaria que ha vivido toda la vida en ese lugar. 

Durante el juicio del 2015, el 'enfermero asesino' dijo haber matado a unos 30 pacientes e intentarlo con otros 60 entre el 2003 y el 2005. Esta semana, las autoridades alemanas informaron que la cifra de víctimas es mucho mayor y estaría rondando las 100 personas. Lo anterior se pudo establecer gracias a los exámenes toxicológicos realizados a los cadáveres que no habían sido cremados.

"El hecho despertó emociones ya que le sucedió a las personas más vulnerables, además de que los asesinatos fueron cometidos con un motivo tan despreciable", expresó un joven estudiante de la universidad de Friburgo. 

Antes de que su colega lo descubriera, las dudas sobre Niels habían aparecido en el 2001 porque el número de muertes en la unidad de cuidados intensivos de Oldemburgo se incrementó un 58% durante el turno del enfermero. En el 2003 logró cambiar de trabajo a Delmenhorst, donde otros tres empleados del hospital están acusados de homicidio por omisión por no denunciar a Niels a pesar de tener sospechas.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo