Russ, la fiesta noruega: un mes de música, sexo y alcohol

Russ es la fiesta extrema de los adolescentes en Noruega. Recorren varios festivales de música y los retos tienen como objetivo beber alcohol, tener sexo y mucha música

Por Metro Ecuador

Adolescentes de Noruega compiten para preparar las mejores fiestas en autobuses. En el tour, los chicos beben cerveza a raudales, bailan, cantan tienen sexo y realizan desafíos en un mes.

Russ (una abreviatura de una vieja celebración nórdica llamada Russefering) comienza a mediados de abril y termina el 17 de mayo. Esa fecha es el día de la Constitución y fiesta nacional noruega.

Los protagonistas de la fiesta son adolescentes noruegos que están por terminar sus estudios secundarios y es considerada como una fiesta extrema entre los adolescentes.

Cuando ves películas estadounidenses tienes la impresión de que hacen fiestas muy locas, pero nosotros tenemos la celebración más descontrolada aquí en Noruega", dijo a Associated Press Frederik Helgesenn, un joven que lidera el comité Russ en su escuela del oeste de Oslo.

No creo que haya nada en el mundo como esto.

Lo adolescentes se juntan en grupo de entre 15 y 25 y alquilan un bus al que lo decoran  como una discoteca ambulante con diferentes pistas. El costo de preparar cada bus puede llegar hasta los 120 mil dólares.

Con el bus listo, los jóvenes visten overol rojo y azul, contratan un chofer y parten a rutas en Noruega. En el trayecto van parando en diferentes festivales musicales.

 

La parada principal es en el Kongerparken, un parque en las afueras de la ciudad de Stavanger, donde se realiza una 'rave' de tres días en las que se juntan unos 15 mil adolescentes.

Cuando no están de fiesta, los adolescentes compiten en diferentes desafíos. Entre ellos están:  deambular el día con panes en los pies, tomar una cerveza con dos tampones en la boca, comerse una hamburguesa de McDonald´s en dos bocados, tener sexo a la intemperie y a la vista de todos o beber 24 tragos alcohólicos diferentes durante un día.

Los ganadores de cada competencia reciben una insignia alusiva que van colgando de su cuello.

Pero fuera de la fiesta, no todo es felicidad. En Noruega hay preocupación. Eso, debido a los excesos del Russ. Luego de cada fiesta, hay un parte considerable de heridos.

Es más, ahora existen nuevos retos en los que se han incluido tests para prevenir enfermedades  de transmisión sexual o llevar comida a comedores sociales.

Fuente: Infobae

Fuente

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo