Ban recuerda a Israel que la colonización en Jerusalén Este es ilegal

Por Publimetro Colombia

Jerusalén, 13 oct (EFE).- El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, expresó hoy su preocupación por la decisión del Gobierno israelí de autorizar la construcción de nuevas colonias en Jerusalén Este, que “violan claramente la ley internacional”, aseguró.

En una rueda de prensa tras reunirse en Jerusalén con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, el diplomático surcoreano avisó que este tipo de decisiones envían una señal equivocada para la paz e instó al Ejecutivo israelí a dar marcha atrás.

“Habló de un asunto que me duele volver a sacar a relucir: estoy muy preocupado por el reciente anuncio de planes para avanzar en la colonización de Jerusalén Este, algo que claramente viola la ley internacional”, afirmó.

“Esto no envía una señal correcta y por ello urjo al Gobierno de Israel a poner fin a estas actividades”, agregó.

Hace dos semanas, y tras conversar sus dirigentes con el presidente de EEUU, Barack Obama, que también pidió detener los asentamientos, Israel anunció la concesión de nuevos permisos para construir más de 2.000 viviendas en el barrio de Beir Safafa, en Jerusalén Este.

Ese mismo día, la organización de derechos humanos israelí Paz Ahora advirtió de que dicha decisión suponía un nuevo obstáculo para el éxito de la solución de los dos Estados al impedir la continuidad territorial del futuro Estado Palestino.

Ban, que esta mañana pidió el fin de la ocupación israelí durante su reunión en Ramala con el primer ministro del Ejecutivo de reconciliación nacional palestino, Rami Hamdala, también expresó su preocupación por las provocaciones en los lugares santos de Jerusalén, en alusión a la Explanada de las Mezquitas.

“Como ya dije esta mañana, estoy muy preocupado por las repetidas provocaciones en los lugares santos de Jerusalén. Solo hacen inflamar la tensión y deben acabar”, afirmó Ban, quien pidió que “tras este difícil verano para palestinos e israelíes, ambas partes den los pasos para recobrar la confianza mutua”.

“Déjenme decir que, como la ronda de hostilidades indica, el ‘statu quo’ no es sostenible. Está claro que las dos partes deben regresar a la mesa de negociación preparadas para aceptar los duros pero necesarios compromisos”, afirmó.

Al hilo de este argumento, Ban indicó a Netanyahu que “ha llegado el momento para el liderazgo, para la reanudación del diálogo, para acabar con la polarización. No es el momento de perder”, subrayó.

“Las líneas para un acuerdo están claras y el destino final es conocido por todos. Una acción unilateral no es base para el futuro. La solución de los dos Estados es la única vía para llevar la paz a los dos lados”, concluyó.

Ban también se refirió a la ofensiva israelí que este verano devastó Gaza y al lanzamiento de cohetes por parte de Hamás contra territorio israelí, que condenó.

“Tras un verano de inmenso sufrimiento y destrucción, vuelvo a instar a los líderes y a los Estados miembros (de la ONU) a buscar una vía para la paz y a contribuir al urgente asunto de reconstruir Gaza”, explicó.

El diplomático surcoreano advirtió, no obstante, que el alto el fuego mediado por la ONU no es suficiente para quebrar el círculo de violencia y pidió por ello a todas las partes garantizar la reconstrucción de la Franja.

“La enorme reconstrucción debe comenzar sin retraso. Pero no es suficiente para quebrar el círculo. Si las condiciones en Gaza simplemente regresan al lugar en el que estaban antes del conflicto, el reloj volverá a más inestabilidad, subdesarrollo y violencia”, indicó.

“La recuperación de la economía -que requiera la entrada y salida de mercancías y personas (en la Franja)- puede cambiar las dinámicas sobre el terreno y llevar la estabilidad a Gaza, lo que también mejorará la seguridad de Israel”, apostilló.

Ramala/Jerusalén, 13 oct (EFE).- El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, envió hoy un duro mensaje a Israel, al que recordó que su decisión de proseguir con la colonización de Jerusalén Este pone obstáculos a la paz y atenta contra el derecho internacional.

En una maratoniana jornada en Israel y Palestina, el diplomático surcoreano pidió el fin de la ocupación israelí y defendió la propuesta de los dos Estados, con las fronteras de 1967, como única solución al conflicto.

“Hablo de un asunto que me duele volver a sacar a relucir, (pero) estoy muy preocupado por el reciente anuncio de planes para avanzar en la colonización de Jerusalén Este, algo que claramente viola la ley internacional”, afirmó Ban tras reunirse en Jerusalén con el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu.

“Esto no envía una señal correcta y, por ello, urjo al Gobierno de Israel a poner fin a estas actividades”, agregó.

Hace dos semanas y tras conversar con el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, que también le pidió detener los asentamientos, Israel anunció la concesión de nuevos permisos para construir más de 2.000 viviendas en el barrio de Beir Safafa, en Jerusalén Este.

Ese mismo día, la organización de derechos humanos israelí Paz Ahora advirtió de que dicha decisión suponía un nuevo obstáculo para el éxito de la solución de los dos Estados, al impedir la continuidad territorial del futuro Estado palestino.

Horas antes, y durante una reunión en Ramala con el primer ministro del Ejecutivo de Reconciliación nacional palestino, Rami Hamdala, Ban pidió también el fin de la ocupación israelí de Palestina.

Asimismo, expresó su preocupación por las provocaciones en los lugares santos de Jerusalén, en alusión a la explanada de las Mezquitas, donde esta mañana las tropas israelíes volvieron a entrar y se enfrentaron a jóvenes palestinos.

“Como ya dije esta mañana, estoy muy preocupado por las repetidas provocaciones en los lugares santos de Jerusalén. Solo hacen que inflamar la tensión y deben acabar”, afirmó Ban, quien pidió que, “tras este difícil verano para palestinos e israelíes, ambas partes den los pasos para recuperar la confianza mutua”.

En respuesta, Netanyahu culpó a “extremistas palestinos” de los disturbios que se repiten desde hace meses en este lugar, el más conflictivo de Jerusalén y que se encuentra bajo soberanía de Jordania.

“De lo que somos testigos es de extremistas palestinos que instigan a la violencia a través de la provocación. La provocación se extiende a causa de los falsos rumores de que amenazamos los lugares santos musulmanes”, resaltó.

“Estoy comprometido, e Israel está comprometido, con el mantenimiento del statu quo tal y como está desde hace décadas”, agregó.

Netanyahu también advirtió a Ban de que la iniciativa palestina de buscar el reconocimiento internacional a través de la ONU no ayudará a la paz, sino que, en su opinión, será contraproducente.

En este contexto, Ban recordó a Netanyahu que ha llegado el momento “para la reanudación del diálogo, para acabar con la polarización”.

“Las líneas para un acuerdo están claras y el destino final es conocido por todos. Una acción unilateral no es base para el futuro. La solución de los dos Estados es la única vía para llevar la paz a los dos lados”, concluyó.

Ban también se refirió a la ofensiva israelí que este verano devastó Gaza y al lanzamiento de cohetes por parte del grupo islamista Hamás contra territorio israelí, acciones que condenó.

“Tras un verano de inmenso sufrimiento y destrucción, vuelvo a instar a los líderes y a los Estados miembros a buscar una vía para la paz y a contribuir en el urgente asunto de reconstruir Gaza”, explicó.

El diplomático surcoreano alertó de que el alto el fuego con mediación de la ONU no es suficiente para romper el círculo de violencia y pidió, por ello, a todas las partes garantizar la reconstrucción de la Franja.

Indicó que “la enorme reconstrucción debe comenzar sin retraso. Pero no es suficiente para romper el círculo. Si las condiciones en Gaza simplemente vuelven al lugar en el que estaban antes del conflicto, el reloj volverá a la inestabilidad, el subdesarrollo y la violencia”.

“La recuperación de la economía -que requiera la entrada y salida de mercancías y personas (en la Franja)- puede cambiar las dinámicas sobre el terreno y llevar la estabilidad a Gaza, lo que también mejorará la seguridad de Israel”, apostilló.

Ban, que mañana visitará Gaza por primera vez en dos años, llegó hoy a Israel y Palestina tras participar el domingo en la reunión de países donantes celebrada en El Cairo, en la que se comprometieron más de 5.000 millones de dólares de ayuda al pueblo palestino, 2.000 de ellos para la Franja.

Jerusalén, 13 oct (EFE).- El presidente de Israel, Reuven Rivlin, insistió hoy en que el fin del bloqueo a Gaza está condicionado a que los líderes palestinos y la comunidad internacional hallen una vía para desmantelar la capacidad militar del movimiento islamista Hamás.

“El levantamiento de las restricciones solo puede tener lugar una vez que el liderazgo palestino, y la comunidad internacional, encuentren una vía para desmantelar la capacidad terrorista de Hamás, y garantizar al pueblo israelí una vida segura”, afirmó tras recibir al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon.

“Como israelíes, entendemos que debe encontrarse una solución al cierre de Gaza. Más de un millón y medio de palestinos no pueden seguir viviendo bajo esas condiciones. Ni estamos ciegos frente a las dificultades a las que hacen frente”, agregó, según comunicado de la Presidencia.

De acuerdo con el mismo, el encuentro entre ambos giró, asimismo, en torno al plan de reconstrucción de Gaza diseñado el domingo en El Cairo durante la reunión de los países donantes y durante la que se comprometieron más de 5.000 millones de dólares para el pueblo de Palestina, 2.000 de ellos para Gaza.

“La rehabilitación de Gaza es en interés de Israel igual que es en interés de los palestinos. Nuestros vecinos en Gaza son rehenes (del movimiento islamista) Hamás. Ellos merecen seguridad y una vida mejor”, afirmó.

“Todos debemos estar de acuerdo en que cualquier solución debe incluir los asuntos fundamentales. No podemos regresar al statu quo previo a la operación ‘Margen Protector’. Israel no puede tolerar esta situación, en el que Hamás ataca a la población civil, y expande su capacidad e infraestructura terrorista”, subrayó.

Ban agradeció a Rivlin los esfuerzos de Israel, en particular los pasos dados para aliviar las restricciones de movimiento de personas y mercancías en la frontera, y expresó su deseó de “ver más avances en este sentido en el futuro”.

“Aunque me siento aliviado de que el alto el fuego en Gaza se está respetando, aún queda mucho trabajo por hacer. Gaza necesita ser reconstruida, reparada y sanada”, advirtió el diplomático surcoreano.

“La rehabilitación económica puede cambiar las dinámicas sobre el terreno y llevar hacia la estabilidad. Israel ha adoptado pasos en la dirección correcta, relajando las restricciones de movimiento y de comercio, y esto es positivo, y esperamos ver más pasos en esta dirección. Más cooperación beneficia a las dos partes”, apostilló.

Ban, que mañana visitará Gaza por primera vez desde 2012, llegó hoy a Israel y Palestina tras participar el domingo en la reunión de países donantes celebrada en El Cairo para la reconstrucción de Gaza, devastada tras la última ofensiva militar israelí.

La operación “Margen Protector” duró unos cincuenta días entre julio y agosto pasados con un balance de más de 2.100 muertos y 100.000 refugiados. EFE

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo