Inglaterra obtuvo imágenes íntimas de internautas a través de webcams

Por Beatriz Rojas

El organismo de inteligencia británico GCHQ, junto con la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos (NSA), interceptaron imágenes de webcams de millones de usuarios de internet que no eran sospechosos de ningún delito, informó hoy TheGuardian.

Esta operación realizada entre 2008 y 2010, se estableció en un programa de vigilancia cuyo nombre fue código Optic Nerve (nervio óptico) y almacenó imágenes fijas de los chats de Yahoo a través de webcams y las guardó en bases de datos de la agencia, independientemente de si los usuarios eran un objetivo de inteligencia o no, asegura The Guardian, basándose en documentos filtrados por Edward Snowden.

Tan sólo en 2008, durante 6 meses, la agencia obtuvo imágenes de cámara web que incluían un enorme contenido sexual explícito de más de 1.8 millones de usuarios de Yahoo a nivel mundial.

Yahoo se indignó al enterarse que este medio sabía de las interceptaciones de cámaras web, negando cualquier conocimiento previo del programa y acusando a las agencias de haber llevado a cabo “un nuevo nivel de violación de la privacidad de nuestros usuarios”.

En los documentos se comenta que el GCHQ tuvo problemas para evitar que sus empleados accedieran a muchas imágenes explícitamente sexuales que fueron recopiladas por el programa. El documento estimaba que entre el 3% y el 11% de las imágenes capturadas contenían “desnudez indeseada”.

Optic Nerve recolectó la información de manera masiva y no tenía capacidad de discernir la nacionalidad de los usuarios de la webcam, lo que le impidió cumplir con las normas nacionales de Estados Unidos o del Reino Unido sobre la protección de sus ciudadanos, y todavía menos la de personas del resto del mundo. 
 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo