Las protestas contra el Gobierno de Tailandia se extienden por las provincias

Por Publimetro Colombia

Bangkok, 27 nov (EFE).- Miles de personas desafiaron hoy al Gobierno tailandés en Bangkok, con el corte de calles y la ocupación de edificios gubernamentales, al tiempo que las protestas se extendían por otras partes del país.

Al menos en 12 provincias, como las turísticas Krabi y Chumphom, hubo manifestaciones en las que se pidió a los funcionarios que dejen de servir a la primera ministra, Yingluck Shinawatra, a la que acusan de corrupción y ser un peón de su hermano Thaksin, que fue depuesto como primer ministro en el golpe militar incruento de 2006.

La jefa del Gobierno abrió hoy la puerta al diálogo con las decenas de miles de personas que desde el pasado lunes ocupan el Ministerio de Finanzas y han obligado al cierre de otros departamentos del Ejecutivo.

“Tenemos que sentarnos y hablar. Las demandas de los manifestantes deben atenderse con el diálogo. Estamos dispuestos a cooperar en cualquier cosa que sea buena para la mayoría”, declaró Yingluck a los periodistas antes de entrar en el Parlamento para la segunda jornada en la que se debate una moción de censura contra ella, según la televisión estatal MCOT.

El grupo que convocado las protestas, denominado “Movimiento Civil para la Democracia”, informó de la ocupación hoy de diez nuevos ministerios y del Complejo Gubernamental, ubicado en el norte de Bangkok y cercano a uno de los aeropuertos de la metrópoli, donde sus militantes pasarán la noche.

Mientras el movimiento antigubernamental se expande por la capital, miles de personas pernoctan en el campamento base, que se encuentra instalado en las cercanías del Monumento a la Democracia, y en el ocupado departamento de Finanzas, donde se han instalado escenarios para que los líderes difundan sus discursos.

“Tenemos el poder del pueblo, no vamos a parar las protestas hasta que la familia Shinawatra salga para siempre de la política de Tailandia”, declaró a Efe Nitha Thalook, organizadora de la protesta, que acusa al clan de “construir” una cultura de corrupción y dividir al país.

Al menos 23 países, entre ellos España, Brasil y Francia, han aconsejado a sus nacionales que extremen las precauciones en las zonas de Bangkok donde se llevan a cabo las protestas.

“Yo tampoco quiero a este Gobierno, pero las manifestaciones empeoran la imagen de Tailandia. Ahora mismo mi establecimiento está casi vacío y muchas de las reservas para el mes que viene han sido canceladas”, comentó Khittiya Marolee, propietario de un hostal que colinda con el epicentro de la protesta.

El Ministerio de Turismo y Deporte, que ayer se vio obligado a cerrar su sede y evacuar a sus trabajadores, indicó esta mañana que las manifestaciones han causado un descenso de 300.000 turistas en los datos estimados para el presente ejercicio, con pérdidas millonarias, informa el diario “The Nation”.

Yingluck anunció el lunes la aplicación de la Ley de Seguridad Interna en Bangkok y zonas de tres provincias contiguas para proteger la propiedad estatal, pero no para atacar a los manifestantes, cuyas protestas se desarrollan, de momento, sin grandes incidentes violentos.

La Ley de Seguridad Interna, de 2008, permite el recorte de los derechos y las libertades civiles, como las manifestaciones, según los supuestos establecidos en la Constitución.

Tailandia arrastra una grave crisis política desde el golpe militar incruento de 2006, que derrocó al Gobierno de Thaksin, hermano mayor de la actual primera ministra y quien reside en el exilio para evitar una condena en rebeldía de 24 meses de prisión por corrupción.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo