EE.UU. reafirma a Japón el compromiso de defender su integridad territorial

Por Publimetro Colombia

Washington, 27 nov (EFE).- El secretario de Defensa de EE.UU., Chuck Hagel, habló hoy con su homólogo japonés, Itsunori Onodera, para asegurarle que Estados Unidos considera parte del pacto bilateral de seguridad a las islas en disputa con China, que ahora están dentro de una nueva zona de defensa aérea decretada por Pekín.

En un comunicado, el Pentágono detalla que Hagel reafirmó a Onodera que el tratado de defensa entre los dos países, por el cual EE.UU. se compromete a respaldar a Japón ante una agresión militar, es de aplicación en las islas Senkaku, bajo administración nipona y que China disputa.

El pasado fin de semana, las autoridades chinas expandieron su llamada “área de identificación de defensa aérea” en el Mar de China Oriental para incluir las islas Senkaku (Diaoyu, en chino).

China exige a los otros países que le notifiquen el paso de aeronaves que sobrevuelen esa nueva zona de defensa aérea, algo que ha elevado las críticas de Japón y Corea del Sur y la tensión en una zona inestable.

Hagel afirmó que la medida tomada por China “es potencialmente desestabilizadora” y “una acción unilateral para cambiar el estatus quo de la región que incrementa el riesgo de malentendidos y fallos de cálculo”.

El jefe del Pentágono se comprometió a “mantener consultas con Japón para evitar incidentes no intencionados”.

Además, pidió a Japón que ejerza “la contención apropiada” y aseguró a Onodera que Estados Unidos no cambiará en modo alguno sus operaciones militares tras el anuncio de la nueva demarcación de China.

En este sentido, Hagel se refirió a que “recientemente” la Fuerza Aérea voló sobre esa nueva zona como parte de unas maniobras ya previstas, posiblemente en referencia a los dos bombarderos B-52 que el lunes se internaron en ese espacio aéreo sin notificar a Pekín y sin que se produjeran incidentes.

Washington, 27 nov (EFE).- El vicepresidente de EE.UU., Joe Biden, aprovechará la gira por China, Japón y Corea del Sur que emprenderá a partir del domingo para pedir “claridad” al Gobierno chino por su nueva zona de defensa aérea en el mar de China Oriental y trasladar la preocupación estadounidense al respecto.

Ese espacio de defensa aérea, que incluye las islas Diaoyu (llamadas Senkaku por los japoneses), administradas por Japón pero reclamadas por China desde hace décadas, “no es algo bueno” para EE.UU. ni para la región, según admitió hoy un alto funcionario de la Casa Blanca en una conferencia telefónica con periodistas.

Por ello, la visita de Biden a Pekín será una “oportunidad para abordar directamente con los líderes chinos nuestras preocupaciones” al respecto y pedirles “claridad” sobre sus intenciones con la creación de ese espacio, agregó el alto funcionario.

La nueva zona aérea implica que, desde ahora, China exige a todas las aeronaves que presenten previamente sus rutas de vuelo y se mantengan identificadas por radio en ese espacio, que ha elevado las tensiones con Japón y Taiwán, que también reclama las islas Diaoyu, y con EE.UU., que posee un tratado de defensa bilateral con Tokio.

Según el Pentágono, dos aeronaves de las Fuerzas Aéreas de EE.UU. se internaron el lunes por la tarde (ya martes en la franja horaria china) en ese espacio dentro de los ejercicios militares conocidos como “Coral Lightning” y como parte “de una maniobra planeada hace mucho tiempo”.

China ofreció hoy una tibia respuesta al sobrevuelo de esos dos bombarderos B-52 sobre su nueva zona de defensa aérea y, aunque enfatizó que está capacitada para “imponer el control” sobre ese espacio, no mencionó posibles represalias.

La gira asiática de Biden, que coincide con estas nuevas tensiones en la región, comenzará el lunes en Tokio, donde el vicepresidente se reunirá con el primer ministro japonés, Shinzo Abe.

Además, Biden visitará una compañía tecnológica en compañía de la nueva embajadora estadounidense en Japón, Caroline Kennedy, para “destacar el importante rol de las mujeres en la economía nipona”, de acuerdo con uno de los altos funcionarios que ofrecieron en la conferencia detalles de la gira.

Ya en Pekín, la segunda etapa de su viaje, Biden sostendrá un encuentro con el presidente chino, Xi Jinping, para abordar diversos asuntos bilaterales y regionales.

Estados Unidos espera “una reafirmación” del “ambicioso” programa de reformas económicas puesto en marcha por el Gobierno chino, de acuerdo con una alta funcionaria de la Casa Blanca.

En Seúl, la tercera y última etapa de la gira, Biden se reunirá con la presidenta de Corea del Sur, Park Geun-hye, en coincidencia con el 60 aniversario de la alianza bilateral, que se conmemora este año.

Entre las prioridades de Biden durante esta gira figuran el impulso a las negociaciones del Tratado de Asociación Transpacífico (TTP, en inglés), asegurar la “estabilidad” en la península coreana y “fortalecer” la relación económica con China, según la Casa Blanca.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo