Obama promete una investigación a fondo sobre el uso de armas químicas en Siria

Por Publimetro Colombia

Washington, 26 abr (EFE).- El presidente de EEUU, Barack Obama, prometió hoy una investigación a fondo sobre el uso de armas químicas en Siria y alertó de que, de comprobarse que eso está ocurriendo, cambiará su “cálculo” sobre cómo actuar ante la crisis en ese país.

“Hay una urgencia creciente sobre lo que ya es un importante problema de seguridad y militar en la región”, advirtió Obama antes de reunirse en la Casa Blanca con el rey jordano, Abdalá II.

Obama mantuvo la misma prudencia que otros funcionarios de la Casa Blanca que ayer y hoy han insistido en que las “evaluaciones de inteligencia” sobre el uso de armas químicas en Siria aún no son “suficientes” y, por tanto, son necesarios “hechos creíbles y confirmados” antes de tomar decisiones.

Durante su viaje oficial a Emiratos Árabes Unidos, el secretario de Defensa de EEUU, Chuck Hagel, indicó ayer que los servicios de inteligencia estadounidenses han concluido con “diversos grados de confianza” que ha habido uso de armas químicas en Siria por parte del régimen del presidente Bachar al Asad.

El uso de armas químicas contra la población por parte del régimen “cambiará mi cálculo”, advirtió hoy Obama, para quien el conflicto en Siria es “un desafío cambiante” para cuya resolución la comunidad internacional debe trabajar unida.

Una línea “ya se ha cruzado cuando estamos viendo decenas de miles de personas asesinadas por el régimen”, subrayó.

Pero “el uso de armas de destrucción masiva sobre la población civil cruza otra línea en términos de normas y leyes internacionales”, declaró Obama.

El mandatario ha sido claro desde hace tiempo en que el uso de esas armas o su transferencia a grupos terroristas sería cruzar una “línea roja”.

Para senadores como los republicanos John McCain y Lindsey Graham, y la demócrata Dianne Feinstein la “línea roja” ya se ha cruzado y es hora de involucrarse en el conflicto sirio, algo que Obama ha evitado hasta el momento.

Hasta ahora Estados Unidos está proporcionando asistencia “no letal” a los grupos opositores sirios y se resiste a darles armas por el temor a que puedan caer en manos de organizaciones terroristas.

Con el rey de Jordania Obama también habló hoy del medio millón de refugiados sirios que acoge ese país y prometió colaboración para buscar “una solución” a ese problema.

El conflicto en Siria estalló en marzo de 2011 y ha provocado la muerte de más de 70.000 personas y un éxodo de desplazados que supera ya los dos millones, según datos de las Naciones Unidas.

Washington, 26 abr (EFE).- El Gobierno estadounidense sigue trabajando e investigando para emitir un “juicio definitivo” sobre el uso de armas químicas en Siria y si se ha cruzado la “línea roja” fijada por el presidente Barack Obama, según dijo hoy el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney.

“Tenemos algunas evidencias, pero debemos ampliarlas”, sostuvo Carney durante su rueda de prensa diaria.

El portavoz de Obama insistió en que son necesarios “hechos creíbles y confirmados” sobre el uso de armas químicas en Siria antes de tomar cualquier decisión al respecto.

Durante su viaje oficial a Emiratos Árabes Unidos, el secretario de Defensa de EE.UU., Chuck Hagel, indicó ayer que los servicios de inteligencia estadounidenses han concluido con “diversos grados de confianza” que ha habido uso de armas químicas en Siria por parte del régimen del presidente Bachar al Asad.

Sin embargo, la Casa Blanca aseguró después que las “evaluaciones de inteligencia” sobre el uso de armas químicas en Siria aún no son “suficientes” y argumentó que son necesarios “hechos creíbles y confirmados” antes de tomar decisiones.

Según anotó hoy Carney, “no hay una fecha límite” para la investigación que se está realizando sobre el uso de armas químicas en Siria.

Obama “ha sido claro en que el uso de esas armas o su transferencia a grupos terroristas sería cruzar una línea roja”, recordó el portavoz.

Carney sostuvo también que, si se comprueba que se ha cruzado esa línea roja, “todas las opciones” para responder “siguen sobre la mesa”.

Para senadores como los republicanos John McCain y Lindsey Graham, y la demócrata Dianne Feinstein la “línea roja” ya se ha cruzado y es hora de involucrarse en el conflicto sirio, algo que Obama ha evitado hasta el momento.

Hasta ahora Estados Unidos está proporcionando asistencia “no letal” a los grupos opositores sirios y se resiste a darles armas por el temor a que puedan caer en manos de organizaciones terroristas.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo