El presidente sirio pide ayuda a los BRICS para el cese de violencia en el país

Por Publimetro Colombia

Damasco, 27 mar (EFE).- El presidente sirio, Bachar al Asad, pidió hoy ayuda al grupo BRICS, que forman Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, para lograr el cese de la violencia en Siria, informó la agencia oficial de noticias siria Sana.

El mandatario envió un mensaje con dicha petición al presidente sudafricano, Jacob Zuma, cuyo país acoge actualmente la quinta cumbre anual de esas cinco economías emergentes.

“Ustedes (los BRICS) representan un gran peso político, económico y cultural, y procuran establecer la paz, la seguridad y la justicia en el tenso mundo de hoy. Deben desplegar todo el esfuerzo posible para poner fin al sufrimiento del pueblo sirio”, subrayó Al Asad.

El presidente sirio señaló que ese padecimiento se debe a las “injustas sanciones económicas (impuestas por distintos países) que infringen la ley internacional y que afectan directamente a la vida de los ciudadanos sirios y sus necesidades básicas”.

Asimismo, consideró necesario el cese de la violencia en el país “para garantizar el éxito de la solución política”, lo que -en su opinión- requiere una voluntad internacional para acabar con la financiación del “terrorismo” y el suministro de armas a los grupos que lo practican.

Precisamente hoy, Damasco criticó a la Liga Árabe, después de que sus países miembros defendieran en la cumbre de Doha de la víspera su derecho a armar a los rebeldes y cedieran el asiento de Siria en el organismo a la oposición.

Dentro del grupo BRICS, Rusia y China han vetado hasta en tres ocasiones en el Consejo de Seguridad de la ONU resoluciones contra el régimen de Al Asad, porque piensan que esta abriría la puerta a una intervención militar de Occidente en Siria, similar a la ocurrida en Libia, y apuestan por una solución dialogada.

Damasco, 27 mar (EFE).- El Gobierno de Damasco aseguró hoy que la resolución adoptada en la cumbre de Doha contra Siria viola de manera flagrante la carta de la Liga Árabe y supone un precedente “peligroso y destructivo” que alienta el terrorismo.

En un comunicado difundido por la agencia oficial Sana, las autoridades sirias consideraron que la decisión árabe busca “otorgar una cobertura falsa a algunos países que han anunciado su respaldo al terrorismo en Siria y su ayuda con fondos y armas incluso a grupos vinculados con Al Qaeda”.

Damasco apuntó que la Liga Árabe ha perdido su credibilidad y se ha convertido en parte de la crisis siria, después de que ayer sus países miembros defendieran en la cumbre de Doha su derecho a armar a los rebeldes y cedieran el asiento de Siria en el organismo a la oposición.

“El trabajo irresponsable de la Liga Árabe ha llevado a dar el asiento de Siria a una parte ilegítima que enarboló una bandera que no es la nacional siria”, denunció la nota, que señala que la organización panárabe ya no puede desempeñar ningún papel en resolver el conflicto sirio.

Por ello, Damasco agregó que se reserva el derecho a adoptar las medidas que considere adecuadas para defender su soberanía y los intereses de su pueblo.

El Gobierno subrayó que esta resolución es un precedente que traerá “consecuencias peligrosas” para la Liga Árabe y para la seguridad y la estructura de toda la región.

En este sentido, alertó de que la decisión de ayer de Doha tiene como objetivo a Siria, pero que en el futuro se adoptarán medidas similares contra otros países.

Para Siria, la Liga Árabe se ha sometido a “la política del palo y la zanahoria”, mientras que Catar “ha secuestrado la decisión y la voluntad” de la organización.

Catar ha impuesto políticas y posturas que se contraponen con la historia y la carta fundacional de la Liga en “cumplimiento de un plan de Israel y de los países occidentales que lo apoyan”, según la nota.

Damasco advirtió también a “aquellos países que juegan con fuego al armar, instruir y acoger a terroristas de que no estarán a salvo de la extensión de este incendio a sus países”.

En opinión del régimen sirio, las resoluciones adoptadas por la Liga Árabe desde que comenzó el conflicto en marzo de 2011 han ayudado a “mantener el derramamiento de sangre, alentar al terrorismo y obstaculizar los verdaderos esfuerzos para hallar una solución política”.

Los países árabes defendieron ayer su derecho a armar a los rebeldes sirios en la clausura de su XXIV cumbre, en la que la Coalición Nacional Siria (CNFROS), la principal alianza de la oposición, ocupó el asiento correspondiente a su país.

Además, pidieron a las organizaciones internacionales que reconozcan a la CNFROS como “único representante legítimo del pueblo sirio” y que ayuden al pueblo sirio para que continúe su lucha hasta que funde “un estado de derecho”.

La Liga Árabe suspendió la participación en el organismo del régimen sirio de Bachar al Asad en noviembre de 2011 por la represión gubernamental de las protestas.

Naciones Unidas, 27 mar (EFE).- La ONU dijo hoy que el Gobierno sirio ha aceptado el nombramiento del experto sueco Ake Sellström al frente de la misión técnica que “en cuestión de días” comenzará a investigar si se han usado armas químicas en Siria.

Así lo anunció hoy el portavoz de la ONU, Martin Nesirky, quien detalló que el secretario general, Ban Ki-moon, ha pedido también a las autoridades sirias que garanticen “acceso libre” para que esa misión pueda realizar su trabajo.

Ban anunció el martes que la misión estará dirigida por Sellström, director de proyectos del centro de investigación sueco CBRNE, especializado en incidentes con sustancias químicas, biológicas, radiológicas, nucleares y explosivos.

Respecto al resto de miembros de la misión, el portavoz de la ONU detalló que todavía se está trabajando “tanto en la logística como en su composición” y que esperan tener novedades “muy pronto”.

En declaraciones a la cadena de radio de la ONU, el científico sueco dijo que es “cuestión de días” que la misión empiece a trabajar, y adelantó que los preparativos “ya han comenzado”.

“Hay mucho trabajo preparatorio y dependemos de si la situación de seguridad nos permite realizar el trabajo”, dijo el profesor Sellström, quien añadió que la inspección llevará de tres a cuatro días y luego otras dos o tres semanas para los análisis químicos.

Nesirky reiteró hoy que el mandato de la misión es determinar “si se usaron armas químicas y no quién las utilizó”, tras lo cual recordó que Ban toma nota de la petición de Francia y Reino Unido para que se investiguen las denuncias de los grupos opositores.

El régimen de Bachar al Asad acusa a los rebeldes sirios de haber lanzado el pasado 19 de marzo proyectiles con sustancias químicas en la provincia de Alepo, en un ataque que habría causado la muerte de al menos 25 personas.

Por su parte, la Coalición Nacional Siria (CNFROS), la principal agrupación opositora siria, acusó al régimen de ese ataque en Jan Asal y de otro similar con armas químicas en Ataiba, en la periferia de Damasco.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo